Vídeo prueba: Alfa Romeo 4C

3 febrero, 2015, modificada el 9 agosto, 2017 por

En esta vídeo prueba nos ponemos a los mandos de un deportivo de raza, el Alfa Romeo 4C. La firma italiana imprime su ADN de deportividad y diseño en esta auténtica joya. Olvídate de si es cómodo, tiene maletero o su consumo es aceptable, estamos ante un purista que está hecho para disfrutar.

Vídeo prueba: Alfa Romeo 4C1

Con el Alfa Romeo 4C, la marca italiana ha hecho un coche deportivo sin concesiones. Todo lo que te genera el 4C es adrenalina y satisfacción en cada curva y, para qué engañarnos, es un “”giracabezas” como hay pocos.

Lo fabrica Maserati con fibra de carbono, como los F1. Tiene la configuración de un deportivo puro: biplaza, motor central, tracción trasera y poco peso (895 kg). En el corazón de este Alfa Romeo 4C nos encontramos un 4 cilindros en línea con turbocompresor y 241 CV.  La estabilidad es altísima y la frenada…¡salvadora! Pero, ojo, en el día a día es incómodo, los autobuses parecen dinosaurios y no tiene dirección asistida… Bueno, ¿a quién le importa?

Te puede interesar...

Marcos Diego

3 Comentarios

Quadrifoglio 4 febrero, 2015

Espero que no sea cierto que los discos de freno sean de aluminio, de lo contrario se desintegrarían en la primera frenada… Una cosa es que estén construidos en dos piezas, con un buje central de aluminio y un anillo de fundición gris atornillado al buje de aluminio (para aligerar peso y mejorar la refrigeración del disco de fricción)… pero el disco sobre el que aprietan las pastillas de freno es de fundición de hierro…

juancar 25 febrero, 2015

no vas desencaminado “quadrifoglio” y, es cierto que no son de aluminio pero, realmente, son de aleación de acero

Quadrifoglio 26 febrero, 2015

Técnicamente, el acero ya es una aleación, pues es una mezcla de hierro y carbono.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba