Reportaje

VÍDEO| ¿Cómo lavar un descapotable?

2 fotos

Ampliar

29 de agosto, 2020

Las capotas de los cabrios necesitan de unos mínimos cuidados para durar muchos años. No te preocupes porque son detalles muy sencillos, ya lo verás, y con ellos alargarás muchísimo la vida útil de la capota y, además, mejorarás su aspecto.

Muchos posibles compradores dejan de comprar descapotables porque tienen miedo de que les rajen la capota o al mantenimiento de ésta. La realidad es que, si quieren robarnos el coche, lo más complicado es intentar abrirlo a través de la capota y, si lo que quieren es hacer daño, también nos pueden destrozar un coche con techo duro. En cuanto al mantenimiento, es cierto que requiere de unos cuidados especiales, pero, como verás en este vídeo, no son muy complicados.

Puede que te interese: 10 descapotables por menos de 10.000 euros

Con estos sencillos consejos sobre cómo lavar la capota de un coche descapotable alargarás mucho la vida útil de la misma. Un techo de lona o de vinilo puede durar más de veinte años si se mantiene con cierto cuidado, así que vamos a ver cómo.

Consejos para lavar un coche descapotable

Las capotas blandas de los cabrios son de muy buena calidad, al menos las que traen de fábrica. En el mercado de recambios ya hay varias calidades y, como suele suceder, las más baratas no son las mejores. Para mantener una capota en buen estado es muy importante mantenerla limpia, el mecanismo bien engrasado y evitar dejar el coche descapotado guardado en el garaje, ya que la capota forma muchas arrugas y encoge cuando está recogida.

Para mantener limpia la capota debemos seguir estos consejos:

  1. Evita siempre que sea posible los autolavados con rodillos: las cerdas de los autolavados son muy abrasivas y erosionan el material de la capota. Además, antes de activar los rodillos echan agua y esto hace que el polvo y la suciedad superficial penetre en el tejido.
  2. Cepillar antes de mojar: antes de mojar la capota y darle con agua debemos pasar un cepillo de cerdas suaves para quitar el polvo, el polen y las partículas sólidas de la capota. Si directamente echamos agua, lo que hacemos es incrustar esa suciedad en el tejido y esto provoca dos efectos negativos. El primero de ellos es que al «apelmazarse», la capota pierde flexibilidad, de modo que aparecen antes las roturas y roces cuando la abrimos y cerramos. El segundo problema es que esa suciedad incrustada en el tejido hace que la capota retenga más tiempo la humedad, lo cual facilita la proliferación de hongos y la pérdida de impermeabilidad.
  3. El chorro a presión más lejos: podemos lavar con una pistola a presión, pero alejando la boquilla más de 40 cm para que no llegue demasiada presión al tejido.
  4. De delante a atrás y de arriba a abajo: los descapotables están pensados para ser herméticos en el sentido de la marcha. Si lavamos el coche de atrás hacia delante es fácil que entre agua por las juntas de las ventanas laterales y del marco del parabrisas. Siempre se debe limpiar en el sentido de la marcha y de arriba hacia abajo.
  5. Secar bien: Una vez finalizado el lavado debemos secar bien tanto la carrocería como la capota. Es importantísimo que no abramos la capota hasta que ésta no esté bien seca. La capota extendida se seca mejor y, además, cuando la plegamos húmeda hacemos que esa humedad penetre más en el tejido y que también llegue humedad a zonas que no nos interesan del hueco de la capota y del mecanismo de plegado. Antes de descapotarlo, déjalo secar por completo.

Siguiendo estos cinco consejos alargarás mucho la vida de la capota y, además, la mantendrás estéticamente. También es recomendable aplicar una vez al año un producto impermeabilizante. Se aplica fácilmente con una brocha o esponja después de haber lavado y secado la capota. Mantiene la flexibilidad, protege de los rayos solares y, además, crea una capa repelente de suciedad y de la humedad, que alarga mucho la vida de la capota.

Vídeo práctico: Cómo lavar un descapotable

Comparte este artículo:

Artículos similares

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche