Seguros de coche y moto

9 Septiembre, 2009, modificada el 6 Marzo, 2012 por

El seguro de coche es obligatorio por ley pero, ¿se puede ahorrar en él? La respuesta es que sí. Aquí tienes las claves para economizar. Apunta: te puede salir hasta 300 euros más barato.

Contratanto tu seguro online, 15% de descuento y presupuesto sin compromiso. Calcula, compara y te convencerás…” No hay más que teclear en un buscador o en herramientas específicas tipo www.asesorseguros.com: los reclamos se cuentan por decenas, y el maremágnum de ofertas ha provocado que hasta las firmas tradicionales respondan con pólizas tan interesantes como originales. La variedad hace que, ahora más que nunca, convenga practicar lo del “busque, compare y si encuentra algo mejor…” Desde abonar el seguro mensualmente a regalos en tarjetas de carburante o el fraccionamiento del pago el abanico de posibilidades es realmente amplio.

Y el ahorro es real, como puedes comprobar en las tablas que te proponemos pinchando aquí. Lee con atención los términos de la póliza y solicita ayuda si no entiendes alguna cláusula. Mejor pecar de pesado que quedarse corto y acabar con dudas que deriven en ausencias de cobertura. No te comprometas sin conocer limitaciones y exclusiones: antes de firmar, cerciorate de la indemnización ante un siniestro total y en qué términos -con el valor a nuevo del vehículo por reposición; por valor venal restada la depreciación…- En las condiciones generales de la póliza está la respuesta.

Precios comedidos, soluciones imaginativas

Antes, tener carné novel era sinónimo de casi no contratar, y en caso afirmativo con primas tremendas, sobre todo con moto. La tendencia parece cambiar, quizá por el descenso de los accidentes más graves y la pujanza de Internet con seguros a medida. Destaca YCAR, el seguro Mapfre diseñado para novatos que ahorra si demuestras ser buen conductor. La fórmula es original: te instalan un GPS en el coche, y si no hay siniestros te conceden hasta 600 euros en tarjetas de combustible, y hasta un 65% de bonificación -10 de entrada y el resto condicionado al historial-. Hay YCar Básica, YCar Siete, YCar Nueva Diez, YCar Líder -con franquicia- o YCar todo riesgo 100. Más información en www.ycar.es.

Mes a mes o fraccionado

Para llegar a fin de mes, Línea Directa Aseguradora ofrece abonar el seguro en 12 cuotas, siempre que superes 23 euros/mes. Fueron los primeros en poner en marcha una solución que las demás aplican con fraccionamiento semestral -2 veces/año- o trimestral -4 veces/año-, opciones que en los tiempos que corren cotizan al alza. Ojo, estos pagos aparejan intereses que rondan 60 euros.


Pólizas a medida:
Click Seguros ofrece una póliza en la que eliges cobertura y grado de protección: robo a uno, 2 o 3 años; accesorios…

En todo caso, en  los contratos cuidado con la letra pequeña. No es lo mismo un seguro barato que un buen seguro. Abundan los reclamos, sobre todo en la red, pero al suscribir una póliza conviene pensarlo 2 veces y vigilar todos los aspectos para evitar exclusiones o indemnizaciones por debajo de lo fijado:

Busca y compara: el precio no es todo, aunque con 200 euros de diferencia por un producto similar se puede o no llegar a fin de mes. Averigua el precio de la prima el primer año y de los siguientes si no das partes.

El calendario del seguro: como norma, un coche nuevo debe contar con seguro a todo riesgo hasta el cuarto año, cuando el valor venal cae bruscamente. A partir de ahí, en función del modelo se puede optar por la franquicia o, simplemente, por terceros con algún añadido, como lunas o incendio.

Franquicia sí, pero no siempre: no se puede prever el futuro, pero conoces tu historial al volante. Si has dado muchos partes, sobre todo de chapa y pintura, quizá no debas decantarte por la franquicia, menos indicada para reparar arañazos y golpes no graves, pero frecuentes. Esta fórmula es mejor para aquellos de trayectoria prácticamente intachable.

Coberturas legales e indemnizaciones: desde el carné por puntos las compañías ofrecen cobertura total por pérdida del crédito. Es decir, si te quedas sin permiso un tiempo recibes un sueldo que, en ciertos casos, supera 700 euros. Ahora bien, la experiencia demuestra que muchos infractores de este tipo perdieron el permiso por circular a velocidad excesiva o bajo los efectos del alcohol y/o estupefacientes, supuestos que, categóricamente, no están cubiertos porque las entidades, que alegan que se obró con “mala fe”. Así que cuidado con esa cobertura, que suele comportar un coste extra. Sobre la defensa penal gratuita que incluso ofertan algunas marcas de coches sólo es eficaz si el límite supera 3.000 euros.

Con seguro, siempre: para los que el seguro más económico es no tener seguro, recordar que si antes era arriesgado circular sin él ahora lo es más, porque la DGT ha montado cámaras en los coches patrulla de la Guardia Civil para, en plena marcha, controlar por la matrícula si se está al corriente de pago del seguro y, en caso de que se circule sin él, inmovilizar de inmediato el vehículo e imponer una sanción mínima de 600 euros -puede llegar a 3.000-. Y los problemas no quedan ahí: si un conductor sin seguro provoca un accidente tiene que abonar los gastos de los daños causados al contrario; si la cuantía es elevada, interviene el Consorcio de Compensación de Seguros, pero hay quien se ha quedado sin propiedades -todas fueron embargadas- después de un siniestro…

Tiempo para regatear: regatear en la contratación de una póliza no significa ofrecer pagar la mitad de la prima, sino consultar las ofertas disponibles. Con el recibo y las características y prestaciones de la póliza actual a mano, te basta un rato para conseguir hasta 15 precios. Un consejo: con la oferta más interesante acude a tu aseguradora, siempre que cuentes con un historial positivo sin partes relevantes acumulados. Si las explicaciones no son convincentes y no hay atisbos de mejora en el precio, anuncia tu baja. Esta simple advertencia suele ser suficiente, porque las entidades son conscientes de que más vale no perder un buen cliente que salir a la caza de un desconocido. No pocas compañías te lanzarían una contraoferta, que conviene sopesar. Lo cierto es que esta forma de proceder suele funcionar y se nota en el bolsillo, aunque las aseguradoras dicen que causa mucho daño al sistema.

Encuentra más temas relacionados con Las mujeres en el coche

Te puede interesar...

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba