Cómo quitar las gotas de resina de la pintura del coche

23 Junio, 2017 por

¿Cómo quitar las gotas de resina de la pintura del coche? En primavera y verano, sobre todo en días de calor, es muy frecuente dejar el coche aparcado bajo un árbol y encontrarlo lleno de motitas de resina por toda la carrocería. Son muy difíciles de quitar, pero debemos hacerlo y cuanto antes, verás por qué.

Cómo quitar las gotas de resina de la pintura del coche6

Con el calor todos buscamos una sombra para aparcar y evitar cocernos al volver a coger el coche después de una mañana al sol. La idea nos parece maravillosa hasta que, cuando nos acercamos a él, vemos que su pintura está recubierta de una especie de gotitas de agua pero que no se evaporan.

Hay muchos árboles que producen resinas y caen sobre la pintura del coche. Estas gotas de resina son muy difíciles de quitar y lo peor es que es más difícil quitarlas cuanto más tiempo dejamos que se resequen.

Sabiendo esto, el primer consejo para quitar las manchas de resina del coche es evidente: lávalo lo antes posible.

Lo malo es que, aunque lo lavemos en el mismo día en que nos ha caído la resina encima, como normalmente esto sucede en días calurosos de verano, lo más probable es que ya esté reseca y no baste con un simple lavado. Vamos a ver de menor a mayor dificultad cómo podemos quitar las manchas de resina de nuestro coche:

1.- Lavado con agua caliente a presión: en vez de meterlo en un lavado de rodillos, para quitar la resina es más eficaz ir a los lavaderos con mangueras a presión y agua caliente. Acerca el chorro de manera oblicua a la pintura para que funcione como una especie de espátula de agua y despegue la resina. Lo mejor es que antes de insistir con el chorro primero lo remojes para ablandarlas y luego con ellas blandas ya insistas con el chorro a presión.

Si la resina está muy reseca será difícil quitarla incluso con agua caliente a presión.6
Si la resina está muy reseca será difícil quitarla incluso con agua caliente a presión.

2.- Si la resina está muy pegada y no es suficiente con el lavado anterior, un truco casero es tratar de ablandar un poco la resina mojándola con aceite de oliva (no mojes las gomas ni molduras con él, sólo las partes metálicas pintadas y los cristales) y dejarlo actuar unos minutos -no más de 10- antes de volver a intentarlo con agua caliente a presión y jabón. Hay quien habla de utilizar gasóleo en lugar del aceite de oliva, pero no te lo recomiendo porque hay veces en las que el combustible ataca algunas lacas y, sobre todo, las gomas si las mojamos por accidente con él.

3.- El tercer intento es emplear algún tipo de disolvente específico que hay en el mercado. Personalmente no me han resultado satisfactorios los resultados, por lo que tampoco los recomiendo.

4.- Como por desgracia sólo podremos llamar al Señor Miyagi con una ouija, lo mejor es que te armes de paciencia y recurras a una clay bar para eliminar estos residuos de la carrocería, a continuación te explicamos qué es esto y cómo se hace.

5.- Acudir a un lavado profesional. No es barato porque es un proceso laborioso y la mano de obra cuesta dinero, pero, cuanto más lo dejes, más difícil te resultará quitar esas manchas de resina (incluso pueden llegar a estropear la pintura de forma permanente) y más caro será solucionarlo.

Para quitar la resina de los cristales del coche

En los cristales lo mejor es emplear limpiadores con bioalcohol, sobre todo en espuma.6
En los cristales lo mejor es emplear limpiadores con bioalcohol, sobre todo en espuma.

Quitar estas manchas de resina de los cristales es prioritario porque, además de peligroso al quitarnos mucha visibilidad (especialmente por la noche y en las horas crepusculares), estropea las escobillas limpiaparabrisas rápidamente al erosionarlas.

Por suerte, quitar la resina de los cristales es mucho más fácil. Me vas a perdonar la publicidad del producto, pero he probado muchos y con diferencia el más eficaz (también lo es con los mosquitos y la grasa) es la espuma activa Tenn Brillante.

El producto viene en un aerosol. Se aplica sobre el cristal e instantáneamente forma una espuma. Verás que la espuma cambia de color blanco nieve a algo amarillenta en pocos segundos, especialmente en las zonas donde estén los restos de insectos, grasa, resinas… es porque el bioalcohol está desincrustando esa suciedad.

Tras unos pocos segundos pasas un papel de cocina y queda como nuevo. Puedes ver el bote del producto en la galería de fotos para identificarlo. En cualquier droguería o centro comercial lo encuentras.

Qué es una clay bar y cómo se aplica

El proceso de aplicación de la clay bar es laborioso pero los resultados merecen la pena.6
El proceso de aplicación de la clay bar es laborioso pero los resultados merecen la pena.

Se conoce como clay bar a un método de limpieza de la pintura de los coches en el cual se emplea una barra de una arcilla especial -con un tacto similar a la plastilina- a la cual se adhieren todos los contaminantes superficiales que están pegados a la pintura del cohe (resina, virutas metálicas, polvo de los frenos, gotas de alquitrán…).

La clay bar no pule ni desgasta la pintura si se aplica correctamente y el resultado deja una superficie suave con un acabado perfecto, pero su aplicación es laboriosa. Debemos tener claro que no es un pulimento, de modo que no dará brillo a superficies que estén mates por la exposición al sol.

Tampoco es un jabón ni una esponja. Antes de aplicar la clay bar deberemos lavar el coche como se hace normalmente. Lo bueno es que como no actúa químicamente, no estropea ni los plásticos, ni los cristales, ni los policarbonatos… podremos aplicarla sobre todas las superficies del coche.

De vez en cuando tendremos que "reamasar" la clay bar para dejar siempre una superficie limpia de ésta.6
De vez en cuando tendremos que “reamasar” la clay bar para dejar siempre una superficie limpia de ésta.

El proceso es laborioso pero los resultados son espectaculares, especialmente si, después de pasar la clay bar, aplicamos una capa de cera protectora. Jamás se debe lavar un coche con la pintura caliente. Mi consejo es que lo hagas a última hora del día, por la noche o a la sombra.Éstos son los pasos que se deben seguir para pasar una clay bar al coche:

  1. Lava el coche con agua y jabón y acláralo.
  2. Una vez lavado, la clay var suele venir con un pulverizador que contiene agua con un poco de jabón que servirá como lubricante. Aplicamos este líquido sobre una superficie pequeña y pasamos la clay bar con suavidad. Al principio notaremos que hay rozamiento y un tacto áspero y poco a poco se va suavizando hasta resbalar casi como si fuese hielo. Esto quiere decir que ya está limpia la pintura.
  3. De vez en cuando mira cómo está la superficie que estás pasando de la clay bar sobre la pintura. Si está muy sucia, amasa la arcilla de forma que vuelva a quedar una parte limpia a la vista y utiliza esta nueva superficie para limpiar la pintura.
  4. Debemos estar atentos a ir aplicando el líquido para evitar pasar la clay bar sobre una superficie seca.
  5. Cuando hayamos descontaminado toda la pintura del coche, lo ideal es volver a lavarlo y secarlo.
  6. Una vez seco, el resultado perfecto se obtiene aplicando una cera protectora.

Te puede interesar...

Rubén Fidalgo

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba