Reportaje

Coche compartido y coronavirus: evita riesgos

2 fotos

Ampliar

13 de marzo, 2020

El coronavirus está dejando en evidencia la fragilidad de una sociedad globalizada y poniendo a prueba nuestra capacidad de reacción. Tanto el transporte público como las plataformas de car sharing y vehículos compartidos son puntos conflictivos para la expansión de esta enfermedad. Vamos a ver qué precauciones debemos tomar sin ser alarmistas.

No cabe duda de que la globalización y, sobre todo, los medios de transporte, están siendo factores decisivos en la rápida propagación del coronavirus. Las personas nos movemos con libertad y con rapidez por todo el mundo y esto ha favorecido que los contagios hayan traspasado fronteras.

El transporte público está claro que tiene un alto riesgo intrínseco, ya que en él se aglomeran los pasajeros y es imposible mantener la distancia de seguridad de un metro entre personas. En los últimos días, las empresas de transporte público están llevando a cabo protocolos especiales de desinfección, pero no basta sólo con eso, nosotros debemos tener también nuestras precauciones y evitar, por ejemplo, el tocarnos la cara después de habernos sujetado a la barra del autobús o del metro.

Ante esta situación, muchas personas también se preguntan si es seguro el uso de los distintos servicios de «sharing» o de vehículos de uso compartido, especialmente automóviles, así que nos hemos puesto en contacto con las principales empresas de car sharing de España para preguntarles si están tomando medidas al respecto.

¿Es seguro usar vehículos compartidos pese al coronavirus?

Car2go es la plataforma de ‘carsharing’ con más exito en Madrid.

2 fotos

Ampliar

Está claro que el riesgo cero no existe en ningún caso, pero es posible minimizarlo tomando medidas preventivas. Hemos consultado a las principales plataformas de car sharing que operan en España al respecto y, si bien nos han dicho que sí que están teniendo en cuenta la situación y actuando en consecuencia, no nos han especificado cuáles son las medidas específicas sobre qué tipo de limpieza y desinfección se lleva a cabo ni con qué frecuencia, por ejemplo.

El riesgo de contagio es mayor cuanta más gente se concentra en un lugar concreto o cuantas más personas están en contacto con las cosas. Por este motivo, es lógico pensar que el riesgo de contagio es mayor en un medio de transporte público como puede ser un autobús o un metro que un automóvil, de modo que, al menos a priori, es más seguro usar un coche compartido para un desplazamiento que el transporte público.

Sin embargo, como toda precaución es poca, no está de más que tengamos en consideración el riesgo que supone utilizar plataformas como car2go, Wible, Emov… para desplazarnos, así que aquí van unos consejos para reducir el riesgo de contagio si usas un coche compartido:

  • Evita en lo posible el contacto directo con superficies que suelan manipularse con más frecuencia. Obviamente, hay mandos como el volante, las palancas de los intermitentes, el tirador de la puerta, etc., que vamos a tener que tocarlos sí o sí, por eso es recomendable utilizar guantes para evitar el contacto directo con nuestra piel.
  • Aunque usemos guantes, debemos evitar tocarnos la cara, apartarnos el pelo, frotarnos los ojos, la nariz, la boca… rascarnos la nariz con los guantes con los que hemos tocado el volante hace que los guantes no hayan servido para aislarnos del riesgo.
  • No estornudes en el coche sin taparte con un pañuelo o el antebrazo. Evita ser tú el que pueda transmitir a los demás la enfermedad.
  • No comas ni bebas mientras estés dentro del vehículo.
  • Lávate bien las manos después de utilizar el vehículo.

Comparte este artículo:

Artículos similares

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche