Autocasion.com gana el ALD Ecomotion Tour

18 Junio, 2014, modificada el 17 Noviembre, 2017 por

Dos días, 587 kilómetros y todo tipo de carreteras han conformado el ALD Ecomotion Tour 2014, en el que Autocasion.com ha participado con un Ford Tourneo Connect. El objetivo de esta prueba es rebajar lo máximo posible el consumo homologado por la marca para los modelos participantes; la conducción de nuestro equipo ha sido tan eficiente que… ¡hemos ganado!

Autocasion.com gana el ALD Ecomotion Tour8

El año pasado, Autocasion.com ya estuvo presente en el ALD Ecomotion Tour, un “rally” cuyo objetivo es demostrar que el conductor es una parte fundamental en la ecuación que rebaja el consumo de carburante. En 2014, nos han invitado a repetir: “pilotamos” un Ford Tourneo Connect 1.6 TDCi, encuadrado en la categoría de turismos, y acompañamos al responsable de prensa de la marca, Víctor Piccione.

Las reglas establecían que cada uno de los integrantes del equipo debía conducir durante una de las dos jornadas; al día siguiente, quien hubiera estado al volante se ocuparía de la navegación. Pero, además de las normas “escritas” (son las que te imaginas: no rellenar por tu cuenta el depósito de carburante -sellado con un precinto-, seguir escrupulosamente el recorrido sin saltarse los controles de paso, respetar las paradas obligatorias…), existen otras que todo aquel que haya participado en una prueba de estas características conoce. Y la más importante de ellas reza que hay que ir con las ventanillas subidas y el aire acondicionado quitado. Así que a las 16:00 horas, con 37ºC de temperatura ambiente y unos 50ºC en un habitáculo que no podemos enfriar, nos ponemos en marcha desde Las Rozas (Madrid). Nuestro destino: La Alberca, en Salamanca.

Primera jornada: sorpresa nocturna

En la primera etapa, con algo más de 300 km, me toca estar tras el volante. Es la primera vez que me enfrento a una cita de estas características en carretera abierta, así que, por estrategia, decidimos que sea Víctor -más experimentado- quien tenga la oportunidad de “arreglar” mis posibles fallos al día siguiente.

El primer tramo es en autopista, aunque incluye una parte de carreteras secundarias amplias y travesías. Hay que mantener una velocidad media mínima de 100 km/h, una cifra alta para este tipo de pruebas, así que adoptamos un ritmo sostenido. Mi compañero ya ha calculado en qué horquilla podemos movernos para llegar a tiempo al primer control horario… Pero varios camiones nos retrasan. El consumo es aceptable, el calor no ha sido exagerado (el gran volumen interior del Tourneo permite que el aire no se vicie ni se reconcentre en exceso) y viajamos con soltura, pero no es suficiente para que los cronos cuadren, no en este primer sector.

Tras una parada obligatoria de 15 minutos nos enfrentamos a la segunda parte del trayecto, la que más penalizará el gasto de carburante, ya que hay que subir un par de puertos con curvas muy cerradas. Decidimos concentrarnos en cumplir las velocidades medias y los horarios. Sin desperdiciar combustible (no se nos olvida que estamos en una “carrera ecológica”), aprovechamos las bajadas para ir “a puntita de gas”, recuperamos tiempo, imprimimos mayor suavidad -si cabe- a nuestras trazadas. Y al llegar esa noche a La Alberca, resulta que somos uno de los dos equipos (hay un total de 19) que ha entrado a tiempo en el control. Sólo conocemos este dato; nadie sabe cuál es su lugar en la clasificación provisional o si tiene más opciones que otros para ganar. Lo único que podemos hacer es intentar seguir desempeñando nuestro papel lo mejor posible. Estamos agotados por el calor, pero las buenas noticias nos permiten acostarnos con una sonrisa.

Segunda jornada: ¡ganadores!

Víctor está al volante; hay menos kilómetros, pero la mayoría de ellos discurren por carreteras secundarias y no será fácil mantener un consumo bajo. La aerodinámica y el peso de nuestro vehículo tampoco son los idóneos para esta misión, pero así son los retos… Antes de darnos la salida, nos avisan: la navegación es más complicada que ayer. Es necesario estar muy atento para no perderse en los cruces. No podemos cometer errores si queremos cumplir los cronos.

Con fuerzas renovadas y los precisos cálculos horarios de Víctor, emprendemos nuestro camino. Adelantamos a varios compañeros, ellos vuelven a pasarnos… Este juego se nos está dando muy bien. Paramos en el primer control de paso y estamos en tiempo. Salimos inmediatamente para llegar a la meta lo antes posible. El calor aprieta menos que ayer, es una suerte.

Alcanzamos nuestro destino; entramos justo cuando Víctor ha programado. Algunos compañeros ya están allí. Un poco más tarde, empieza la entrega de premios. La organización ha vuelto a llenar los depósitos para calcular cuánto ha gastado cada vehículo y cuál ha sido la rebaja respecto a la cifra oficial; quien más haya hecho descender este dato, será el vencedor. Anuncian los ganadores de otras categorías (híbridos, SUV, GLP) y empiezan con la clasificación absoluta. No acumulamos muchas penalizaciones por tiempo, pero el gasto de combustible… Estamos convencidos de que ése ha sido nuestro lastre. Así que cuando dicen nuestros nombres y anuncian el Ford Tourneo como vencedor de la cita, miro hacia Víctor casi incrédula. Su cara lo refleja todo: la marca del óvalo ha participado en las 7 ediciones de esta prueba y por fin se alza como ganadora. Tras 587 km, hemos rebajado el consumo oficial -4,6 l/100 km en ciclo combinado- nada menos que un 8,3%. El auto start-stop ayuda, desde luego, pero queda demostrado que, una vez más, la pieza clave es el conductor.

Te puede interesar...

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba