Volkswagen Tiguan R-Line

4 noviembre, 2011

El SUV germano ya tiene dos paquetes de equipamiento de carácter deportivo, asociados a la versión Sport&Style, para personalizar tanto su interior como exterior.

El Volkswagen Tiguan es el SUV más exitoso del mercado alemán. Y, para mantener esta posición de privilegio el todocamino compacto añade una versión de equipamiento R-Line, como hizo en su día su antecesor, formada por un paquete exterior, que cuesta 2.460 euros, y otro interior, por 850 euros, bajo la insignia deportiva R-Line. Estos paquetes están disponibles para el acabado Sport&Style.

Destacan los parachoques esculpidos, la parrilla frontal y los faldones laterales con inserciones cromadas y el alerón trasero, además del difusor trasero negro, las molduras de las puertas de aluminio R-Line y las nuevas llantas de aleación y 19 pulgadas Mallory con neumáticos 255/40. Los colores disponibles para este paquete estético son blanco, plata metalizado, negro efecto perla, azul noche metalizado y gris metalizado.

El paquete interior R-Line se puede pedir como un paquete de extensión que incluye combinación de tela y cuero en los asientos, techo negro, reposacabezas con siglas R-Line, pedales de aluminio y volante de cuero multifunción con el logo R-Line. La tapicería de cuero es opcional, por 2.120 euros.

Sin el paquete exterior o interior, cualquier Tiguan se puede pedir con un alerón trasero R-Line, por 150 euros, y techo interior negro, por 180 euros, como opciones por separado.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba