Prueba del Volkswagen Passat GTE

Prueba del Volkswagen Passat GTE

4 agosto, 2016

Si buscamos un familiar que reúna los últimos avances en tecnología híbrida, debemos echar un vistazo al Volkswagen Passat GTE. Por dentro y por fuera es, prácticamente, un “Passat más”; lo que le hace diferente es cómo se mueve: tiene un motor de gasolina con turbo y otro eléctrico que, en suma, rinden 218 CV.

Nuestra valoración: 6,8 Bastante bueno

Diseño 4

Regular

Motor 9

Sobresaliente

Comportamiento 5

Correcto

Interior 7

Bastante bueno

Equipamiento 9

Sobresaliente

Consumos 7

Bastante bueno

Destacable

  • Uso en eléctrico
  • Aporte de empuje en la conducción
  • Modos de conducción

Mejorable

  • Maletero de menor capacidad
  • Sólo tracción delantera
  • Precio elevado

Aunque la prueba gire en torno al VW Passat GTE, no es ningún secreto que, actualmente y desde hace unos 20 años, el fabricante que más modelos diferentes con tecnología híbrida está poniendo en la calle es Toyota. Dentro de la gama de la marca japonesa encontramos utilitarios, compactos o SUV´s que combinan motor de gasolina con otro eléctrico. Aunque, curiosamente, Toyota no cuenta con una berlina familiar híbrida en nuestro mercado, el Avensis está disponible con motores gasolina ó diésel, pero sí la tiene en el estadounidense con el equivalente Camry Hybrid

Volkswagen, aunque con menos versiones híbridas que Toyota, ha considerado interesante ofrecer una berlina familiar con esta tecnología y, tomando prestado el conjunto motor propulsor del VW Golf GTE, ha creado el Passat GTE. Además, hemos de reseñar que es el primer vehículo híbrido enchufable que está disponible tanto con carrocería berlina, la que acompaña a esta prueba, como familiar, denominada “Variant”.

Crecimiento en ventas

Según los datos que maneja Volkswagen, se prevé que el volumen de ventas mundial de los vehículos híbridos enchufables se cuadruplique hasta 2018, lo que supondrá un aumento en las ventas de 893.000 unidades. Pero aún hay más, hasta 2022 se espera que el volumen de ventas anual sea de 3,3 millones de unidades; y las previsiones de VW indican que serán dentro de modelos del tipo Golf y Passat.

Si no nos fijamos en los detalles decorativos azules o en las siglas GTE situadas en la calandra o el portón y lo vemos circulando por cualquier carretera, pensaríamos que es un VW Passat más. Y es que los principales cambios y, en definitiva, lo que hace que esta versión sea la que es no está a la vista, tampoco al tacto y, si nos apuráis, tampoco al oído –en eléctrico no suena, ¡qué bromista soy!-. Todo el sistema híbrido está oculto bajo el capó, bajo los asientos y bajo el maletero. Nosotros sólo tenemos que subirnos y acelerar.

Un Passat GTE es un Passat “cuasi” normal

Pero, claro, sí que se “siente” porque, por una parte, tenemos dos motores que funcionan por separado o en conjunto y, por otra, si levantamos el capó, vemos cables “raros” que sirven para el motor eléctrico y, si abrimos el maletero, vemos que nos faltan casi 200 litros de capacidad. Pero, bueno, no adelantemos acontecimientos.

Podemos utilizar el Passat con varios modos de conducción, desde únicamente eléctrica hasta deportiva y, en todos los casos, podemos usarlo de manera completamente automática, porque cuenta con caja de cambios DSG de 6 marchas.

Al final, tenemos un coche que se usa normalmente en el día a día y que nos permite circular con tranquilidad en modo eléctrico entre el tráfico de un día y recorrido cualquiera, pero que tiene un precio elevado en relación a la potencia que ofrece o a su capacidad de marcha con sólo tracción delantera. Vamos a ver en detalle todas estas características del Volkswagen Passat GTE.

Diseño Volkswagen Passat GTE: nada nuevo bajo el sol

La calandra de diseño específico ayuda a distinguir la versión GTE del VW Passat.
La calandra de diseño específico ayuda a distinguir la versión GTE del VW Passat.
Ampliar

Como decíamos antes, si, por ejemplo, ponemos un VW Passat 2.0 TSI de 180 CV al lado del VW Passat GTE de nuestra prueba y tapamos los logos distintivos, mucho nos tendríamos que fijar para distinguir una versión de otra. Más que “mucho”, nos tendríamos que fijar “muy” concretamente en dos detalles: las bandas decorativas azules y detrás de la parrilla.

El color azul identifica a las versiones híbridas de Volkswagen. De la misma manera que el rojo es para las versiones deportivas, como el VW Golf GTI; el gris es el de las versiones deportivas diésel, como el VW Golf GTD; el azul es identificativo de las versiones híbridas, como el VW Golf o el Passat GTE.  “Electromovilidad” lo llama Volkswagen. De esta manera, además de detalles en, por ejemplo, la calandra –de, por cierto, diseño específico- o los logotipos laterales con las siglas “GTE”, el color azul está presente en el interior en las costuras del cuero del volante o de los asientos.

¿Dónde lo enchufo?

Para descubrir el compartimento secreto de la parrilla, seguro que os pasaríais un buen rato –el mismo que nosotros- para saber que hay que pulsarlo y, si están los seguros de las puertas abiertos, descubrir cómo se abre como si fuera la tapa del combustible. Ahí, a la derecha del logo de VW, encontramos la toma de corriente para enchufar el Passat GTE a la red eléctrica y cargar las baterías.

Nada más sencillo que eso. Sacamos el cable que VW proporciona con la compra del coche, lo conectamos al coche a través de dicho acceso, enchufamos el cable al enchufe de casa y, si nuestra toma de corriente es de 2,3 kW, tardaremos 4 horas y 15 minutos en cargar las baterías por completo. Si instalamos un “Wallbox”, que es un elemento para agilizar el proceso de carga, aumenta la corriente a 3,6kW y tardaremos 2 horas y 30 minutos en cargar completamente las baterías. El Wallbox hay que pagarlo aparte, pero suele estar completamente subvencionado por VW. Es conveniente que preguntéis en el momento de comprar el coche.

Interior Volkswagen Passat GTE: ligero de equipaje

El salpicadero del GTE, si no entramos en detalles, es casi igual que el del resto de la gama Passat.
El salpicadero del GTE, si no entramos en detalles, es casi igual que el del resto de la gama Passat.
Ampliar

No mentimos a nadie al decir que, a grandes rasgos, el interior del Volkswagen Passat GTE es el mismo que el del resto de la gama. Tiene una postura de conducción muy buena, con múltiples regulaciones del asiento y volante y espacio de sobra para personas de tallas grandes.

Las plazas traseras son de lo mejor de la categoría. Aunque superadas en espacio longitudinal para las piernas por las de, por ejemplo, el Ford Mondeo, pocas pegas se les pueden poner y 3 adultos “normales” viajarán con comodidad. Si queréis saber más sobre el espacio interior del VW Passat, os dejo la prueba que mi compañero, Marcos Diego, hizo del VW Passat TDI 150 CV DSG .

Siguiendo con el GTE, apenas cambian los relojes y detalles decorativos. Pero, si echamos un vistazo al maletero, veremos que el espacio de carga es mucho menor. Vamos a ver estos dos detalles.

En el cuadro de relojes encontramos el “Digital Cockpit” de serie. Hay varias configuraciones, pero, al final, tenemos dos grandes indicadores circulares. Aunque contemos con ordenador de a bordo, indicador digital de autonomía total y autonomía en modo eléctrico, gasolina y demás elementos “normales” en un coche, el reloj de la derecha es el de la velocidad y el de la izquierda… mezcla varias cosas. Por un lado, tenemos la carga de la batería; por otro, la cantidad de carga que estamos consiguiendo durante la marcha -en realidad, durante las deceleraciones- y, cuando funciona el motor de combustión, a qué revoluciones vamos. Tiene una aguja que cambia de posición según tenga que indicarnos una cosa u otra.

Maletero pequeño

Y llegamos al maletero. La gama Passat berlina ofrece una muy buena capacidad del maletero, ya que homologa 586 litros. Para hacernos una idea, en rivales como el Opel Insignia son 500 litros y en el Peugeot 508 son 473 litros. Además, permite abatir los respaldos traseros, con tiradores situados en el propio maletero, con lo que la capacidad de carga aumenta.

En el VW Passat GTE tenemos las baterías debajo de la banqueta trasera y, en el resto de la gama, ahí va el depósito de combustible. Suponemos que ya lo habréis adivinado: han puesto el depósito de combustible en el maletero. Concretamente: debajo del maletero. Así es cómo y por qué ha perdido capacidad hasta homologar unos “raquíticos” 402 litros. Bien es verdad que se mantiene la posibilidad de abatir los respaldos y que la capacidad de carga aumenta hasta 968 litros.

No queremos acabar de hablar del maletero del VW Passat GTE sin dar “al César lo que es del César”: el Ford Mondeo Híbrido tiene un maletero aún peor, con 383 litros de capacidad.

Motor Volkswagen Passat GTE: Dos motores pueden hacerle rodar

El motor de combustión del VW Passat GTE es un 1.4 de gasolina y turbo.
El motor de combustión del VW Passat GTE es un 1.4 de gasolina y turbo.
Ampliar

Llegamos a un punto clave dentro de nuestra prueba y es que la principal diferencia del Passat GTE con respecto a sus hermanos es que monta un motor de gasolina y otro eléctrico.

El motor de combustión es un cuatro cilindros de gasolina, alimentado por inyección directa y sobrealimentado por un turbo. Tiene 1,4 litros de cilindrada y desarrolla 156 CV. Cuenta con un embrague bañado en aceite.

Entre dicho motor/embrague y la caja de cambios automática DSG -concretamente, solidario con el eje primario de la caja de cambios- encontramos el motor eléctrico que desarrolla 116 CV a 2.500 rpm y un par máximo de, nada menos, que 330 Nm desde el ralentí, lo que le hace tener empuje desde el inicio de la marcha. Este motor eléctrico se alimenta de las baterías que tenemos, como decíamos, bajo la banqueta trasera. Según las necesidades de conducción, funcionará sólo el motor de combustión, sólo el motor eléctrico o ambos en conjunto. También encontramos la posibilidad de que el motor de combustión trabaje “forzado” para recargar las baterías.

Empuje eléctrico

Con todo, el Passat desarrolla 218 CV y un par máximo de 400 Nm. Así, acelera de 0 a 100 km/h en 7,4 segundos, alcanza 225 km/h y homologa un consumo medio de 1,6 litros de gasolina y de 12,2 kWh cada 100 kilómetros, en el ciclo específico de homologación NEDC. Estos datos sólo sirven para compararlo con otro híbrido, porque la homologación es distinta para coches sólo de combustión e híbridos.

Por su parte, la batería es de iones de litio. Se trata de un conjunto de 8 módulos con 12 celdas electrolíticas cada uno. Está refrigerada por líquido, de tal manera que alcancen pronto la temperatura de funcionamiento y, sobre todo, que ésta se mantenga constante. Con una garantía de 8 años o 160.000 kilómetros, tiene una tensión nominal de 353 voltios.

Además, el Passat GTE está técnicamente diseñado empleando componentes de propulsión ligeros y compactos. Por ejemplo, el motor TSI pesa 102,8 kilos, el motor eléctrico 34 kg, el cambio automático DSG 98,5 kilos y la unidad electrónica de potencia 10,2 kilos. La batería de alto voltaje se ubica bajo la banqueta trasera y pesa 125 kilos. Sumando el peso de los componentes al del coche, el Passat GTE berlina alcanza un peso en vacío de 1.722 kilos. Por cierto, el Variant GTE son 1.735 kilos.

Comportamiento Volkswagen Passat GTE: No desentona, pero ¿es lo que buscamos?

El VW Passat GTE no se amilana ante una carretera de curvas.
El VW Passat GTE no se amilana ante una carretera de curvas.
Ampliar

Llegados a este punto, vamos a poner las cartas sobre la mesa. El Passat GTE cuesta 45.380 euros, tiene 218 CV, alcanza 225 km/h, acelera de 0 a 100 km/h en 7,4 segundos y tiene tracción delantera. Por ese precio tenemos un Passat 2.0 TSI de 280 CV y tracción a las 4 ruedas que alcanza 250 km/h y acelera de 0 a 100 km/h en 5,5 segundos. ¿Seguro que estamos buscando “comportamiento” si queremos un VW Passat GTE?

De hecho, la pregunta que debemos hacernos es: ¿Quiero un VW Passat GTE? Además del nombrado 2.0 TSI, hay dos TDI, de 190 y 240 CV, que, en general, corren más, pesan menos que el GTE… y son más baratos. Y es que, hoy en día, la relación entre prestaciones y consumos que ofrecen los coches diésel son difícilmente superables.

Pero algo innegable, llamativo y, a fin de cuentas y afortunadamente, utilizable y apreciable es la posibilidad del Passat GTE de rodar en modo eléctrico. Así, podemos llevar un coche con lo último en tecnología y  recargarlo en casa –o en puntos de recarga- para no gastar ni una gota de gasolina, aprovechando los 50 kilómetros de autonomía que homologa –en un uso normal serán unos 35 km-. Esto, además, y en según qué ciudades españolas, nos permite aparcar gratis y hasta recargarlo en aparcamientos. Como, por el momento, no hay muchos coches como este, es una manera de… ¡asegurarnos una plaza de parking! Picarescas aparte, el modo de conducción puramente eléctrico es muy utilizable en el día a día y tenemos una respuesta muy enérgica en cuanto pisamos el acelerador, por lo que no tenemos que temer quedarnos rezagados en semáforos o en salidas desde parado.

Modos para todos

Bien, vamos montados en nuestro nuevo y flamante VW Passat GTE. La utilización del coche es como la de cualquier otro coche automático. Ponemos la “D” y aceleramos. Desde un botón junto a la palanca de cambios, o desde la pantalla central, podemos elegir el modo de conducción. Empezamos por el modo eléctrico, que procura hacer circular al Passat únicamente con el motor eléctrico. Si no habéis conducido nunca un coche eléctrico, os sorprenderá, porque no hace nada de ruido… ¡es como ir montado en un coche de Scalextric gigante!. Puede circular en este modo hasta a 130 km/h y el resto de mandos del coche funcionan igual que si fuéramos con el motor de combustión: el tacto de la dirección es el mismo, no varía la asistencia ni la dureza de ésta, el pedal del freno es igual, con un tacto un “pelín” duro, todo sea dicho, algo inherente a los vehículos híbridos y a la recarga de las baterías en las frenadas. Es decir: toda la cinemática del coche es la misma, excepto porque la propulsión se realiza mediante un motor eléctrico en lugar de por uno de combustión.

Además, contamos con un modo que reserva la carga de las baterías para, por ejemplo, bajar a la ciudad por la autopista con el motor de combustión y, al llegar al centro, usar las baterías y no gastar gasolina… ni contaminar y, por consiguiente, en ciudades como Londres tendríamos acceso gratuito al centro. Otro modo es el de recarga de las baterías, que utiliza el motor de combustión para tal fin. No es la mejor manera de cargarlas, pero no da mal resultado. El modo GTE es el que consigue las mejores prestaciones, aunando ambos motores. Se activa pulsando un botón junto a la palanca de cambios. Es, podríamos decir, el modo deportivo, con el que el Passat se pone alerta porque buscamos las máximas prestaciones. En este caso, el motor de gasolina se arranca espontáneamente, cambia el cuadro de relojes y el eléctrico apoya – mientras tenga batería- al de combustión. Es en esta situación cuando más notamos que el coche tiene más de 200 CV y que la aceleración y recuperaciones son buenas.

Indicaciones en pantalla

En la pantalla tenemos indicaciones acerca de la conducción del Passat GTE. Encontramos un “monitor de autonomía” que nos marca la autonomía en modo eléctrico que nos queda. También un “indicador del flujo de energía” que nos muestra si la energía para mover el coche sale del motor de combustión, el eléctrico o ambos o si, por el contrario, son las ruedas las que están enviando energía para la recarga de baterías. Con la función “e-Manager” podemos programar los tiempos de carga y activar la calefacción y/o refrigeración del habitáculo. Por último, la “Autonomía 360º” nos indica, en un área de 360º hasta dónde podríamos llegar con la carga de electricidad que tenemos y practicando una conducción “normal”.

Entre curvas tenemos un coche que se desenvuelve bien, pero sin alardes. No estamos ante un coche torpe, ni vamos a notar un peso escandaloso, ni va a parecer que vamos conduciendo la limusina Cadillac del Presidente de los Estados Unidos, pero no estamos ante un coche especialmente ágil o divertido en una carretera de curvas. Al límite subvira antes que sus hermanos y el tren trasero se siente poco participativo en los cambios de apoyo.

En autopista y autovías circula como pez en el agua, con un alto nivel de aislamiento y confort; ahí sí que parece la “limo de Obama” y podemos hacernos largos viajes sin casi enterarnos.

 

Equipamiento Volkswagen Passat GTE: El gran equipamiento de serie es una de sus virtudes

Los faros delanteros del VW Passat GTE pueden contar con tecnología "High Led".
Los faros delanteros del VW Passat GTE pueden contar con tecnología “High Led”.
Ampliar

Para compensar la enorme factura, si es que no queremos convencernos de que es únicamente por la tecnología, el VW Passat GTE tiene un equipamiento de serie muy completo.

Por ejemplo, y sin ir más lejos, los asientos. Son deportivos los delanteros, con regulación el altura y, el del conductor, con regulación eléctrica del respaldo. El climatizador bi-zona es de serie. Además de los consabidos elementos para mantener la estabilidad del coche, como el ABS con asistente de frenada, el ESP o el bloqueo electrónico del diferencial, contamos con numerosas ayudas electrónicas a la conducción como el asistente de velocidad de crucero “ACC” con asistente para mantener la distancia con el coche que nos precede y frenada de emergencia en ciudad.

Oferta promocional

Volkswagen tiene en campaña un “paquete de lanzamiento” por el que el equipamiento de serie suma a lo normal del coche: llantas de aleación de 18”, faros delanteros con tecnología “High Led” –tienen función de curva y luces de carretera automáticas-, navegador “Discover Pro” con reproducción de CD y mp3 y cámara de marcha atrás.

Seguridad

Equipamiento de Serie

  • Inmovilizador electrónico
  • Encendido automático de las luces de emergencia en caso de frenada brusca
  • Función Coming Home/Leaving Home
  • Indicador de presión de neumáticos
  • Detector de Fatiga, avisa conductor forma óptica y acústica cuando pérdida concentración
  • Airbags de cabeza con sistema de cortina para las plazas delanteras y traseras
  • Freno de estacionamiento electrónico activación automática y asistente de salida en rampa AUTOHOLD
  • Airbags delanteros de gran tamaño para conductor y acompañante
  • Desactivación manual del airbag del acompañante
  • 2 reposacabezas ajustables y con seguridad optimizada en los asientos delanteros
  • Front Assist con City Emergency Break y detector de peatones (sin ACC)
  • Sistema proactivo de seguridad de los ocupantes Pre-Crash
  • Faros antiniebla con marcos cromados y luz de giro
  • Faros delanteros LED Basic con perfil azul integrado
  • Airbags laterales conductor y acompañante
  • 2 anclajes ISOFIX para sillas de niños en plazas exteriores traseras
  • Cinturones delanteros con regulación en altura y con pretensores eléctricos
  • Park Pilot delantero y trasero
  • Programa electrónico de estabilidad ESP con asistente de contravolante
  • Reposacabezas delanteros con sistema de seguridad optimizado, regulables longitudinalmente y altura

Equipamiento Opcional

  • 490 €Airbags laterales y de rodilla
  • 540 €Asistente de aparcamiento Trailer Assist + Park Assist
  • 1320 €Paquete Asistentes de Conducción
  • 170.01 €Control de presión de los neumáticos
  • 245 €Asistente al aparcamiento Park Assist 3
  • 385 €Alarma antirrobo volumétrica
  • 450 €Area View

Confort

Equipamiento de Serie

  • Elevalunas eléctricos delanteros y traseros
  • Sensor de lluvia
  • Espejos retrovisores exteriores plegables eléctricamente
  • Control electrónico de velocidad Tempomat
  • Paquete luz y visión
  • Barras de techo longitudinales plateadas
  • Dirección asistida autorregulada en función de la velocidad ´´Servotronic´´
  • Toma de corriente de 12V en maletero y en asientos posteriores
  • Palanca de cambios DSG en aluminio con dos lineas azules
  • Parachoques delantero específico GTE
  • Botón GTE
  • Cristales laterales y luneta tarsera tintados al 65%
  • Eyectores limpiaparabrisas calefactables
  • Pomo palanca cambios cuero
  • Asientos delanteros con apoyo lumbar, conductor ajustable eléctrico y acompañante manual
  • Asientos delanteros calefactables
  • Función Start / Stop con botón de desactivación
  • Luna delantera antiacústica que reduce el ruido exterior
  • Lunas anti-térmicas verdes
  • Retrovisores exteriores con regulación eléctrica y calefactables
  • Cuatro anillas para sujeción del equipaje en el maletero
  • Cierre centralizado con control remoto, dos llaves transmisoras ´´Keyless Go´´
  • Retrovisores exteriores térmicos y eléctricos ajuste sincrónico, asférico en el lado del conductor
  • Climatronic (3 zonas) con panel de mandos del climatizador para asientos traseros
  • Asientos Confort-Sport bandas centrales en Alcantara, laterales de asientos y reposabrazos en cuero
  • Banqueta trasera no dividida, respaldo dividido y abatible 40:20:40, con reposabrazos central
  • Volante multifuncional GTE de tres radios e inserciones en aluminio cpm regulación de altura y prof
  • Inscripción en la zaga de los pasaruedas delanteros GTE
  • Pinzas de freno delanteras en azul GTE
  • Cable de carga Modo 2 y Modo 3
  • Paquete Lanzamiento Passat GTE

Equipamiento Opcional

  • 524.99 €Pinturas: Metalizadas y efecto perla
  • 905 €Gancho de remolque abatible con desbloqueo eléctrico
  • 1090 €Pintura Blanco Oryx
  • 144.99 €Llantas aleación Marseille 18´´
  • 740 €Paquete Asistente de Puertas
  • 460.01 €Portón del maletero con apertura y cierre eléctricos y apertura eléctrica de cubierta del maletero
  • 975.01 €Paquete asientos eléctricos ergoComfort con masaje
  • 520 €Paquete Cuero Nappa Sport
  • 250 €INTERIOR DEL TECHO EN COLOR NEGRO TITANIO
  • 220 €Pintura Lisa
  • 785 €Paquete asistente de puertas sin alarma antirrobo (sin Safelock)
  • 205 €Bloqueo electrónico del diferencial XDS, Asistente de tracción dinámica
  • 80.01 €Red portaobjetos para maletero
  • 435 €Inserciones interiores en madera noble
  • 144.99 €Llantas aleación Monterrey 18´´ Antracita
  • 500 €Sistema cierre y encendido sin llave Keyless access (sin Safelock)
  • 120 €Cortinillas parasol en las lunas de las puertas traseras
  • 1145 €Techo solar panorámico
  • 250 €Interior del techo en color negro titanio
  • 500 €Cierre centralizado con control remoto y accionamiento desde el interior (sin cierre de seguridad)
  • 1045 €Selección de perfiles de conducción con DCC
  • 785 €Paquete asistente de puertas en combinación con alarma antirrobo (con Safelock)

Multimedia y Audio

Equipamiento de Serie

  • Display multifunción con ordenador de a bordo ´´Plus´´ (pantalla grande 3,5)
  • Indicador temperatura exterior

Equipamiento Opcional

  • 450 €Volkswagen Media Control con preparación para asientos traseros
  • 535 €Head-Up Display
  • 460.01 €Sistema Bluetooth Business
  • 1435 €Sistema de sonido Dynaudio

Otros

Equipamiento de Serie

  • Recomendación de marcha
  • Modo de marcha B con regeneración de energía de frenado
  • Sistema de recuperación automática de energía
  • Luz ambiente LED de color azul integrada en las insercciones de las puertas

Equipamiento Opcional

  • 25 €Paquete Fumador
  • 495 €Paquete Ambiente Plus
  • 1170 €Paquete Asistentes de Conducción Basic

Consumos Volkswagen Passat GTE: Lo mejor, ir en modo eléctrico

La mayor virtud del Passat GTE es que puede rodar en modo eléctrico con mucha soltura. Esto quiere decir que casi tenemos un coche únicamente eléctrico que puede alcanzar hasta 130 km/h con esta propulsión. Además, mantiene el tipo en ciudad y no recurre –constantemente- al motor de combustión para aceleraciones o repechos. Tiene una autonomía teórica de 50 kilómetros en modo eléctrico, pero, como cuando hablamos de los de combustible, son datos homologados imposibles de conseguir. En realidad, y conduciendo “normal”, podremos hacer unos 35 kilómetros en modo únicamente eléctrico. Es una cantidad de kilómetros razonable como para usar habitualmente el Passat GTE en modo eléctrico.

Bien para un gasolina

El consumo de gasolina homologado es de 1,6 litros cada 100 kilómetros, algo irrealizable en el día a día. Hemos medido consumos de gasolina de en torno a 6,5-7 litros a los 100 kilómetros. El Passat GTE tiene un depósito de 55 litros y Volkswagen anuncia una autonomía de 1.100 kilómetros, pero, en la práctica, será difícil que superemos los 700 kilómetros en un uso combinado.

 

Ficha

Carrocería

  • Largo 4.767 mm
    Ancho 1.832 mm

    Alto
    1.477 mm

  • Batalla (mm)
  • Capacidad del maletero min/max (l) /
  • Peso (kg)2.235
  • CarroceríaStationwagon
  • Número de puertas5
  • Número de plazas5

Motor

  • CombustibleGasolina y corriente eléctrica
  • Cilindrada (cm3)1.395
  • Número de cilindros4
  • SobrealimentaciónTurbo

Transmisión

  • TracciónTracción delantera
  • Tipo de transmisiónAutomática secuencial
  • Número de marchas6

Prestaciones

  • Potencia (kW)160
  • Potencia (CV)218
  • Par (Nm)400
  • Velocidad máxima (km/h)225
  • Aceleración 0-100 km/h (s)7,6

Consumos y emisiones

  • Urbano (l/100 km)0,0
  • Carretera (l/100 km)0,0
  • Medio (l/100 km)1,7
  • CO2 (g/km)40
  • Depósito de combustible (l)50

Rivales

Passat Variant GTE 1.4 TSI

Desde
48.182 €

Híbrido

Automático
6 marchas

218

7,6

1,7

40

IS 300h Executive Tecno + Navibox

Desde
42.849 €

Híbrido

Automático
6 marchas

223

8,3

4,3

99

Superb Combi 2.0TDI AdBlue L&K DSG 6 140kW

Desde
43.780 €

Diesel

Automático
6 marchas

190

7,8

4,6

120

Accord Tourer 2.2i-DTEC Innova Aut.

Desde
44.300 €

Diesel

Automático
5 marchas

150

10,4

6,4

167

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba