Toyota Setsuna, un prototipo de madera para la Semana del Diseño de Milán

Toyota Setsuna, un prototipo de madera para la Semana del Diseño de Milán

Representa el paso de los años en un coche, donde quedan los recuerdos al final de su vida. Por eso se ha escogido ese material, porque es muy duradero y absorbe experiencia.

Toyota estará presente en la Semana del Diseño de Milán presentando uno de sus prototipos más atractivos: el Setsuna. Este vehículo está hecho principalmente de madera para reflejar los esfuerzos de la marca para dar forma a las relaciones entre las personas y sus creaciones.

Este material, duradero y que evoluciona con el paso de los años, simboliza la transformación gradual que experimentan los vehículos con la experiencia y las historias que se viven en ellos a lo largo de su vida. También representa el valor añadido que recibe al ser traspasado a un miembro de la familia, como un hijo.

De ahí, su nombre: Toyota Setsuna. En japonés, esta palabra significa momento, que en definitiva es lo más importante de un coche: al final de su vida, quedan los recuerdos vividos en él para siempre.

El bastidor, los paneles exteriores, el piso y los asientos son de madera. Su larga vida si se cuida bien y su cambio de aspecto –coloración y textura- con los cambios de temperatura y humedad lo hacen muy atractivo.

Los asientos, pese a no contar con el tremendo confort de los asientos actuales por ser de madera, han sido diseñados para no resultar incómodos. Tienen una forma que envuelve al conductor para dar una sensación similar al banco de un parque. Las partes que más rozan con la piel, como la nuca o la parte baja de la espada, están cubiertas con cuero.

Además, la marca japonesa no ha utilizado tornillos para ensamblar su modelo: han optado por realizar este proceso mediante una técnica tradicional de carpintería japonesa llamada okuriari. Eso hace que las piezas sean perfectamente sustituibles como una facilidad tremenda. El Setsuna cuenta con un reloj de cien años para ir midiendo el tiempo a través de las generaciones.

Se ha empleado aluminio en algunas zonas del coche, como en las ruedas, el volante o en los asientos. Esto crea un contraste que queda en armonía con la madera, que es la parte más importante del coche. El metal, al igual que la madera, también envejece bien si se cuida como es debido.

Ficha

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

Ir arriba