Prueba

VÍDEO| Prueba del Skoda Karoq Sportline 1.5 TSI 150 CV DSG: alternativa de éxito

VÍDEO| Prueba del Skoda Karoq Sportline 1.5 TSI 150 CV DSG: alternativa de éxito

10 de julio, 2023

Ponemos a prueba el renovado Skoda Karoq, un modelo que en menos de un lustro ha conseguido situarse como uno de los referentes de la firma checa. Un éxito que ahora pretende mantener con esta actualización y sin echar mano todavía de la etiqueta ECO. Por eso, el motor 1.5 TSI de 150 CV con caja de cambios automática es tu opción más acertada.

Conseguir colocarte en menos de cuatro años como uno de los modelos más vendidos de una marca como Skoda que tiene en su portfolio productos tan importantes y representativos como el Octavia o el Fabia dice mucho en favor del Karoq. Desde su aparición en 2018, el todocamino compacto de 4,39 metros de largo ha conseguido vender 418.000 unidades en toda Europa de las cuales 21.000 han ido a parar a nuestro mercado, representando así el 20% de las ventas totales de la marca y con una penetración del 60% en el mercado de particulares, que se dice pronto.

Puede que te interese: VÍDEO| Prueba del Skoda Kamiq Scout 110 CV

Y es que todo lo que desprenda el aroma de SUV tiene visos de ser un éxito como bien demuestra el hecho de que el 60% del mercado actual en nuestro país corresponde con estas tres siglas. Pero es que si además lo acotamos a la categoría compacta, esta supone el 30% de las ventas totales en España. De ahí que no nos pille por sorpresa el hecho de que el Karoq de Skoda haya sido un rotundo éxito.

Estrategia eléctrica

Circunstancia que hay que poner más en valor todavía si tenemos en cuenta que el modelo checo tiene que lidiar con cerca de una treintena de modelos y que, además, lo hace con una gama mecánica que carece de la etiqueta ECO. Sí, porque al igual que ocurre con su primo hermano el Ateca, este Karoq no tiene opciones mecánicas electrificadas, ni siquiera mediante la microhibridación. Una decisión que será subsanada en la siguiente generación gracias a los 5.600 millones de inversión que pondrá sobre la mesa para electrificar de una manera más severa a su gama de todocaminos, entre los que lógicamente estará el Karoq con una alternativa 100% cero emisiones que acompañará a otros tres nuevos modelos, uno de los cuales derivará igualmente del concept Vision 7S.

Diseño: Más aerodinámico

La silueta exterior es idéntica pero pule algunos detalles para hacerlo más atractivo. Este acabado Sportline se encarga igualmente de ello.

89 fotos

Ampliar

En el diseño exterior del Skoda Karoq 2022 no hay cambios radicales, pero sí discretas modificaciones que han servido para mejorar desde el punto de vista estético y técnico. Gracias al rediseño de la parrilla, más grande y ahora de forma hexagonal, los nuevos parachoques, cubierta de los bajos, difusor y alerón trasero, el Karoq ha mejorado en un 10% su aerodinámica contribuyendo a reducir consumo y emisiones. También han ayudado en este aspecto los nuevos juegos de llantas de 17, 18 o 19 pulgadas.

Los faros delanteros también han sido rediseñados. Más estilizados, ahora cuentan de serie con tecnología LED para todas sus funciones y, a partir del nivel de acabado Ambition, con intermitentes secuenciales. Además, Skoda ofrece como novedad la posibilidad de montar unos avanzados faros Matrix LED en el acabado tope de gama Sportline. Los pilotos traseros también han sido renovados, ofreciendo un diseño más fino y elegante.

A la paleta de colores existente (Plata Brillante, Rojo Velvet, Blanco Luna perlado, Azul Lava, Negro Mágico perlado, Azul Energy y Gris Acero), se han añadido dos nuevas opciones: el llamativo Naranja Phoenix y el Gris Grafito.

Interior: más calidad

La buena calidad percibida siempre ha sido una de sus grandes bazas

89 fotos

Ampliar

En el interior del Skoda Karoq 2022 no hay grandes cambios a nivel de diseño. La marca ha introducido nuevas molduras y tapicerías que, eso sí, incrementan el nivel de calidad percibida. En este sentido, destaca el nuevo paquete Eco que incluye asientos tapizados con un material fabricado a partir de botellas de PET recicladas que da como resultado un aspecto parecido al del cuero. Además, el reposabrazos y algunas partes del asiento están cubiertas con microfibra Suedia de color Marrón Moca.

A nivel de equipamiento también ha habido mejoras. El sistema de iluminación ambiental, por ejemplo, se extiende ahora hasta las puertas traseras. Otras funciones adicionales son los asientos delanteros con ajuste eléctrico y función de memoria, así como el sistema Climatronic de tres zonas.  Además, el panel de instrumentos pasa a ser de serie 100% digital con una pantalla de 8 o 10,25” de tamaño en función del acabado escogido.

En cuanto a habitabilidad, el Skoda Karoq mantiene las mismas cotas que su predecesor, con buen espacio en la fila trasera, sobre todo en altura, y un maletero de 521 litros que los sitúa como uno de los mejores SUV compactos en este apartado. Asimismo, Skoda mantiene en su la lista de equipamiento opcional el práctico sistema VarioFlex con tres asientos separados y divididos en una proporción de 40:20:40 que pueden ajustarse individualmente o retirarse por completo.

Motor: gasolina y diésel

El gasolina de 150 CV es la elección ideal.

89 fotos

Ampliar

La gama mecánica del Skoda Karoq permanece intacta con los motores de gasolina 1.0 TSI de 110, 1.5 TSI de 150 y 2.0 TSI de 190 CV, así como los diésel 2.0 TDI de 115 y 150 CV.  Según versiones, el cliente puede elegir su modelo con cambio manual o con un automático de doble embrague y siete marchas. Estos últimos, en el diésel y en el gasolina más potentes, se pueden seguir asociando al sistema electrónico de tracción total.

Resulta llamativo que, tal y como está el mercado y sobre todo el segmento al que pertenece el Karoq, Skoda no haya introducido ningún tipo de electrificación que permita al modelo acceder a la etiqueta Eco de la DGT, algo que sí está presente, por ejemplo, en el Octavia, que cuenta con un sistema de hibridación ligera e incluso con versiones híbridas enchufables con etiqueta Cero Emisiones.

Para esta prueba hemos optado por el que creemos es el motor más equilibrado dentro de toda la gama: el TSI de 150 CV asociado además a la caja de cambios automática DSG de siete relaciones. Mantiene su arquitectura de cuatro cilindros ofreciendo los 150 CV entre las 5.000 y las 6.000 rpm acompañándolo de un par máximo de 250 Nm disponible desde las 1.500 y hasta las 3.500 rpm. Es por tanto un bloque que aporta un muy buen empuje, quizá no llega a la contundencia del 190 CV pero que permite circular con solvencia y con unas prestaciones más que razonables: 0 a 100 km/h de 8,9 segundos y 210 km/h de velocidad punta. Además, la transmisión DSG7 casa a la perfección con el motor y nos hace la vida fácil al poder olvidarnos de la palanca del cambio.

Comportamiento: el confort es la nota predominante

No esperes un comportamiento dinámico pero sí muy confortable y equilibrado

89 fotos

Ampliar

El nuevo Skoda Karoq no cuenta con cambios a nivel de chasis, por lo que valdría perfectamente las sensaciones que obtuvimos cuando lo probamos en su momento previsamente con este motor, es decir, en la prueba en profundidad del Karoq 1.5 TSi Sportline que realizamos hace cuatro años. No obstante y a modo de recordatorio sí podemos decir que la sensación general es la de estar en un coche en el que prima el confort de marcha, con unas suspensiones que filtran bien y un habitáculo bien aislado del exterior.

De forma opcional, Skoda ofrece el sistema DCC que permite variar la dureza de los amortiguadores en tres posiciones: Confort, Normal y Sport. En este sistema, actúa en combinación con el selector de modos de conducción que nos permite elegir entre las posiciones Eco, Confort, Normal y Sport para variar la asistencia de la dirección, gestión de la caja de cambios y respuesta del acelerador. Skoda ofrece, también de forma opcional, la dirección progresiva que cuenta con una relación de dirección variable en función del ángulo de giro y la velocidad. El Karoq se muestra como un coche perfecto para realizar largos viajes pues la fatiga del conductor apenas aparecerá gracias a los asientos deportivos que monta esta unidad mientras que volvemos a reiterar la facilidad de uso que nos brinda el cambio DSG de siete relaciones. Quien necesite optar por la tracción total, deberá poner sus ojos ya en el motor de 190 CV pues dicho sistema nos permitirá salir con más solvencia del asfalto.

Equipamiento: cuatro acabados

Los asientos deportivos son de serie en esta versión.

89 fotos

Ampliar

El Skoda Karoq 2022 estructura su gama en cuatro acabados: Active, Ambition, Style y Sportline. Desparece, por tanto, la línea Scout, que se caracterizaba por dotar al Karoq de un aire más campero. En cuanto a las mejoras de equipamiento, como los faros LED de serie en toda la gama, ya las hemos comentado en los apartados anteriores. Lo que no hemos mencionado han sido las novedades en cuanto a sistemas de seguridad y asistencia a la conducción.

Skoda mantiene la amplia oferta de sistemas que ya estaban presente, pero algunos de estos han sido mejorados o ampliados. El sistema de protección proactiva Crew Protect Assist, por ejemplo, amplía el número de airbags hasta nueve con la introducción de airbags laterales en la segunda fila de asientos. Asimismo, el sistema de reconocimiento de señales es ahora más preciso gracias a nueva cámara de más calidad y el asistente de aviso de salida de carril, el Adaptive Lane Assist, ahora es capaz de identificar los tramos de obras en la carretera y todas las marcas viales.

Consumo: Es lo que hay

No esperes grandes milagros para el gasto de combustible.

89 fotos

Ampliar

Los cambios aerodinámicos experimentados así como otras soluciones aplicadas al modelo han conseguido reducir ligeramente el gasto de combustible. Sin  embargo, no esperes grandes milagros para ello. Lo que sí es una realidad es que los datos oficiales son ahora más veraces que antes y si bien la firma checa homologa un gasto de 6,4 l/100 km, lo normal es estar moviéndote en el entorno de los 7,3 l/100 km. Por carretera y a velocidades legales puedes incluso bajar de los 6,5 l/100 km mientras que por ciudad el consumo se dispara a más allá de los 8,5 l/100 km, dato que también obtendremos si decidimos tener siempre activado el programa Sport. Un detalle favorable es que este motor cuenta con el sistema de desactivación de cilindros que nos permite en determinadas circunstancias circular con dos cilindros arañando alguna décima al consumo. Con todo, con los 50 litros de depósito de combustible podrás recorrer unos 600 km aproximadamente.

Nuestra valoración: 7,5

Diseño 7

Motor 7

Comportamiento 8

Interior 8

Equipamiento 8

Consumo 7

Destacable

  • Capacidad del maletero
  • Confort de marcha
  • Sistema VarioFlex

Mejorable

  • Sin opciones Eco
  • Tacto poco deportivo
  • Precio elevado

Ver ficha técnica y equipamiento

Comentarios

Aquí está tu coche