Prueba

Prueba: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014

55 fotos

Ampliar

12 de enero, 2015

Después de la toma de contacto con sus primos de Citroën y Toyota nos llega el turno de someter a examen al nuevo Peugeot 108, el pequeño urbanita de la marca del León que se desmarca con una estética muy llamativa y importante salto adelante respecto a su predecesor.

Confieso que este Peugeot me ha sorprendido muy gratamente y me ha hecho sonreír durante la semana de pruebas y es que, además de una estética que me resulta alegre y acertada, el Peugeot 108 mejora en absolutamente todo a su predecesor, de hecho, ha evolucionado más en lo que no se ve (pero se siente) que en lo superficial.

La versión probada es prácticamente el tope de gama, con la mecánica PureTech de 82 CV -la más potente de las disponibles- y el techo practicable de lona que, además de por su agradable estética, llama la atención por lo bien que aísla tanto del frío, como del ruido y la lluvia. Junto con el climatizador automático y la cámara de marcha atrás, esta unidad roza los 15.000 euros una cifra considerable si tenemos en cuenta el tamaño y el tipo de coche del que estamos hablando.

A cambio de esta suma tendremos un vehículo con el que movernos ágilmente por la ciudad, fácil de aparcar, de consumos ajustados y una imagen atractiva y nada aburrida con capacidad para 4 pasajeros y un maletero resultón.

Nuestra valoración: 6,5

6

7

7

6

7

6

Destacable

  • Mejora respecto a su predecesor.
  • Imagen juvenil.
  • Uso urbano.

Mejorable

  • Acceso a las plazas traseras.
  • Disposición de algunos mandos.
  • Sensibilidad al viento lateral.

Ver ficha técnica y equipamiento

Diseño: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014: entra por los ojos

El Peugeot 108 tiene clara su imagen de marca.

55 fotos

Ampliar

La mejora estética del nuevo Peugeot 108 respecto a su predecesor es más que notable, especialmente en la vista frontal y trasera. Debido al pequeño volumen de ventas de los modelos de este segmento, Peugeot-Citroën se ha aliado con Toyota con el fin de reducir los costes de desarrollo para producir tres coches que son básicamente idénticos (el 108, el C1 y el Aygo). Sin embargo, en esta ocasión han buscado diferenciarse mucho más que en la anterior, de modo que la mayoría de los profanos ni se imaginará el parentesco entre los tres vehículos.

Personalmente, la parte que más me atrae es el frontal, con las ópticas típicas de Peugeot y un capó que le da un aspecto contundente y serio, incluso con ciertos matices deportivos. Además de la mejora estética, la nueva imagen trae consigo unos faros elipsoidales (los del 107 eran de parábola simple y lámparas de doble filamento) que tienen una luz muy buena -tanto en cruce como largas-, lo cual beneficia la seguridad a la hora de viajar por la noche.

En la trasera llaman la atención los grandes grupos ópticos con las 3 franjas luminosas verticales que caracterizan a los Peugeot de los últimos tiempos y que -gracias a su tamaño- se ven francamente bien. Aunque, personalmente, creo que hacen demasiado pesada a la vista la parte trasera y quedan algo desproporcionados en un coche más bien estrecho.

Interior: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014: moderno y juvenil

El interior es minimalista pero acogedor.

55 fotos

Ampliar

De puertas para adentro este coche sigue la misma tónica que en el exterior, con un diseño juvenil y alegre, aunque para mi gusto los plásticos del salpicadero en color blanco resultan algo cantosos. Las puertas son grandes con el fin de facilitar el acceso a las plazas traseras (está homologado exclusivamente para 4 ocupantes), que no están mal para el tamaño del 108.

La postura de conducción es correcta y tenemos una buena visibilidad, aunque el marco del parabrisas tan inclinado molesta bastante a la hora de girar en los cruces y en las carreteras viradas. La instrumentación sigue anclada a la columna de dirección como en la generación anterior; esta solución no me parece del todo adecuada, porque hace muy pesado el reglaje en altura y además limita su recorrido, de apenas 4 cm.

Los mandos están distribuidos de una forma un poco aleatoria y la mayoría carecen de iluminación, por lo que encontrar los elevalunas o saber cuál de las teclas del volante es la que sube el volumen de la radio es un poco engorroso.

Hay bastantes huecos en los que dejar cosas, incluido un orificio en la guantera para colocar una botella (puedes verlo en la galería de fotos).

El maletero tiene una capacidad razonable y unas formas muy cuadradas que se pueden ampliar abatiendo los respaldos traseros. Lo malo es que éstos no dejan un suelo plano y que el umbral de carga queda bastante alto, lo que obliga a elevar los bultos para librar la tabica posterior y poder sacarlos por el portón.

Me ha sorprendido el techo practicable de lona por lo bien que aísla tanto del ruido como del frío o la lluvia, así como el enorme hueco que deja cuando lo abrimos. Lo que podría mejorarse es el interruptor que lo acciona, que es fácil de confundir por la noche con el que enciende la luz de cortesía, un error bastante incómodo si fuera está jarreando.

Motor: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014: buenas vibraciones

La mecánica PureTech ofrece unas prestaciones muy agradables.

55 fotos

Ampliar

El funcionamiento del motor de 3 cilindros de la familia PureTech casa de maravilla con el planteamiento general de este Peugeot 108, ofreciendo unas prestaciones más que respetables y una agilidad inusual en este segmento. Como punto débil encuentro las vibraciones que transmite cuando estamos parados en un semáforo con el motor al ralentí, algo normal si tenemos en cuenta que los propulsores tricilíndricos son los que tienen las explosiones más desequilibradas, pero en otros modelos con la misma arquitectura pasan más desapercibidas.

El cambio de marchas tiene un buen tacto y un escalonamiento muy bien pensado para las prestaciones y la forma en la que entrega la potencia esta mecánica. Los desarrollos son un poco largos y más bien abiertos (se alcanzan los 100 km/h en segunda) para sacar partido del generoso par motor disponible, verdadera razón de ser de las mecánicas de 3 cilindros, que buscan producir más par que caballos.

Comportamiento: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014: mucho mejor

El comportamiento del 108 es muy bueno dentro de su segmento.

55 fotos

Ampliar

Llama la atención la evolución en este apartado respecto a la generación anterior, no me esperaba un aplomo semejante en este modelo. En ciudad sigue siendo el “pequeñín” que puedes aparcar en cualquier hueco, pero, además, podrás viajar con él con totales garantías.

La dirección tiene un buen nivel de asistencia y es suficientemente rápida. La medida de los neumáticos (165/60-15) está muy bien elegida para las prestaciones y el peso disponible, de modo que tenemos un conjunto muy equilibrado.

Las suspensiones tienen un tarado con un buen compromiso entre firmeza y confort y, aunque no es un modelo destinado a salir de tramo, resulta muy ágil en todo momento.

En la prueba en el circuito saca buena nota en la maniobra de esquiva; el ESP tiene unas reacciones rápidas y corrige la trayectoria sin brusquedades. Los frenos también cumplen su cometido y detienen el coche en unas distancias aceptables. Los tambores traseros no suponen el menor inconveniente en un modelo de este tamaño y peso.

Los 82 CV disponibles mueven con mucha soltura el 108 y permiten adelantamientos seguros, siempre que hayamos estado atentos con el cambio.

En definitiva, este Peugeot me ha transmitido unas buenas sensaciones y me ha sorprendido por el enorme paso adelante que ha supuesto, resultando fácil y seguro de conducir para cualquiera.

Equipamiento: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014: preparado para la ciudad

El equipamiento de esta versión Allure es más que suficiente.

55 fotos

Ampliar

Con un precio de casi 15.000 euros no se puede decir que se trate de una ganga, pero la verdad es que por los poco más de 200 euros que hay que pagar por el climatizador automático ya merece la pena la inversión. Es cierto que hay utilitarios más económicos en el mercado, pero si tenemos en cuenta que nos llevamos un coche muy bien armado, con unos faros que iluminan de verdad, climatizador, llantas de aleación, una pantalla multimedia de buenas dimensiones, un techo que nos permite disfrutar casi como si fuésemos en un descapotable y detalles de buena factura, como los retrovisores cromados… el importe está bastante justificado.

El Peugeot 108 también cuenta con detalles que no son muy frecuentes en este segmento, como el asistente de arranque en pendiente, que facilita mucho el uso del modelo en ciudad, especialmente a la hora de salir de algunos parkings.

Consumo: Peugeot 108 Top! Puretech 82 CV 2014: un coche ahorrador

Los consumos del 108 de 82 CV son ajustados.

55 fotos

Ampliar

Los consumos homologados del Peugeot 108 de 82 CV son de 5,4 l/100 km en ciudad, pero a lo largo de la prueba (con recorridos cortos, eso sí) han estado más cerca de los 6 l/100 km, que son más o menos los que he podido registrar a velocidad constante de 120 km/h en autovía. En carretera, con cruceros entre 70 y 100 km/h la media ha sido de 4 l/100 km y la media durante toda la prueba ha sido de 5,8 l/100 km, es decir, 1,5 l/100 km más que el homologado.

Con estas cifras, los 35 l de capacidad del depósito se acaban en apenas 600 km, una autonomía más que razonable para un coche que está destinado a pasar la mayor parte de sus días en la ciudad.

Rivales

Vehículo

Peugeot 108 Top! 1.2 PureTech Allure

Citroen C1 Airscape 1.2 PureTech Feel

Fiat 500C 0.9 T TwinAir S 85

Seat Mii 1.0 Ecomotive @Mii 75

Precio Desde
15.010 €
Desde
13.400 €
Desde
18.500 €
Desde
11.638 €
Combustible Gasolina Gasolina Gasolina Gasolina
Cambio 5 marchas 5 marchas 5 marchas 5 marchas
Potencia (CV) 82 82 85 75
Aceleración 0-100 km/h (s) 10,9 11,0 11,0 13,2
Consumo Medio (l/100 km) 4,3 4,3 4,1 4,2
Emisiones CO2 (g/km) 99 99 92 98

Comparte este artículo:

Comentarios

Pablo 13 enero, 2015

Creo que la solución de dotar a éstos urbanos de un techo de lona les proporciona un punto que los aleja de la idea de coche cutre que tenían hace no tanto; aunque suprimir la rueda de repuesto, más aun con unas medidas tan modestas…en fin.
Hola Rubén, en la prueba resaltas que dispone de faros de doble parábola, pero yo sólo veo un faro elipsoidal, si no es de xenón, ¿no debería llevar una lámpara H4 por aquello del sobrecalentamiento?, y de ser así, ¿no estaríamos en las mismas?. Un saludo.

Rubén Fidalgo 15 enero, 2015

Hola Pablo, muy acertada tu observación, la verdad es que en el viaje me llamó mucho la atención la buena luz del coche, sobre todo con las largas, y al mirar el faro confundí la parábola que hace de intermitencia pensando que sería ésa la de las largas, porque como dices, los principales son elipsoidales. Sin embargo, al comprobar las fotos veo que tienes razón y en una se ve claramente que son los intermitentes. He buscado información y la lámpara del faro elipsoidal de este coche es de un único filamento, pero tiene un pequeño obturador que es el que hace el cambio de cruce a largas, es decir, que cuando pones cruce “tapa” parte de la luz y al pasar a largas deja salir todo el haz. Un saludo y gracias por tu atención, ahora mismo lo corrijo.

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche