Infiniti QX30: primera prueba

Infiniti QX30: primera prueba

18 octubre, 2016

El Infiniti QX30 supone el incursión de la marca en un territorio, hasta ahora, inexplorado por ellos, el de los SUV compactos. Desarrollado y fabricado en Europa, la firma japonesa espera, gracias a este modelo, extender su popularidad y reconocimiento en el Viejo Continente. Te contamos nuestras primeras impresiones al volante del nuevo QX30.

Nuestra valoración: 7,5 Notable

Diseño 8

Notable

Motor 8

Notable

Comportamiento 7

Bastante bueno

Interior 6

Bueno

Equipamiento 8

Notable

Consumos 8

Notable

Destacable

  • Diseño elaborado
  • Relación precio/calidad
  • Insonorización

Mejorable

  • Espacio de plazas traseras
  • Plastico negro de la consola
  • Gama mecánica escasa

La alianza de Nissan con Renault, que a su vez tiene un acuerdo con Mercedes, ha servido a Infiniti, que ha sabido aprovechar las sinergias del grupo, para crear su primer SUV compacto sobre la plataforma del Mercedes GLA. Además, comparte con el alemán la mecánica y el cambio automático de siete velocidades. Estamos, pues, ante un excelente punto de partida al que Infiniti ha sumado personalidad, gracias a su atractivo diseño, y, me atrevería a decir, refinamiento, gracias a un interior más cuidado en los detalles.

En esta primera toma de contacto con el Infiniti QX30, no hemos observado demasiadas diferencias con el modelo compacto del que deriva, el Q30, pero sí las suficientes como para que la marca presuma de tener un nuevo vehículo en su oferta, ataque otro segmento, el de los SUV compactos, y, en definitiva, amplíe su gama de productos para tratar de llegar a la mayor cantidad de público posible. Precisamente, la misión del nuevo QX30, al igual que la del Q30, es popularizar la marca en España, ya que aún es desconocida para muchos conductores.

Con ADN japonés y nacida en Estados Unidos, puede que Infiniti no sea muy conocida en Europa, pero en América y China, sus principales mercados, es una marca perfectamente asentada y reconocida. En este sentido, la marca de lujo de Nissan parece estar siguiendo los pasos de la que podríamos calificar como su principal rival, Lexus. Su primer lanzamiento al otro lado del Atlántico fue una berlina de representación de elevada calidad constructiva y que montaba un potente bloque V8. Al igual que Lexus con el primer LS, Infiniti llegaba al mercado, en 1990, con una excelente carta de presentación y toda una declaración de intenciones.

Sin embargo, hubo que esperar hasta 2008 para que la marca desembarcara en Europa, algo que hizo con una gama de productos muy exclusiva y, dados los precios y posicionamiento, destinada a personas de alto poder adquisitivo. Con el Q30 y QX30, Infiniti se introduce en nuevos segmentos y trata de ampliar su público, algo que, a la vista de los primeros resultados, parece estar consiguiendo, ya que se sitúa como la segunda marca premium que mayor crecimiento está registrando en España en 2016. Es cierto que las cifras de las que partían eran bajas y, por lo tanto, fáciles de superar, pero aun así es una excelente noticia para Infiniti, ya que obtendrá una mayor visibilidad.

Rivales y precio del Infiniti QX30

El Infiniti QX30 llega a los concesionarios con una única motorización, el bloque de 2,2 litros y 170 CV, cambio automático y tracción total. Disponible en dos acabados, Premium y Premium Tech, el nuevo QX30 tendrá que hacer frente a rivales como el BMW X1, Audi Q3, Volvo V40 Cross Country o el propio Mercedes GLA.

Una de las principales ventajas del SUV de Infiniti respecto a sus rivales es la buena relación calidad/equipamiento/precio, ya que, gracias a la oferta de lanzamiento, el precio de acceso al modelo se sitúa en 33.900 euros. Si lo comparamos, por ejemplo, con el GLA que monta el mismo bloque y transmisión, la diferencia de precio supera holgadamente los 5.000 euros.

Diseño Con personalidad propia

Las llantas del QX30 cuentan con un diseño específico.
Infiniti QX30.
Ampliar

Como decíamos en la introducción, las diferencias respecto al modelo del que deriva son pocas, pero, precisamente, la mayoría se centran en el exterior. Al igual que Volvo con sus versiones Cross Country o Audi con las variantes Allroad, el nuevo SUV de Infiniti es, básicamente, un Q30 al que se ha revestido con los elementos necesarios para enfatizar su carácter más campero y polivalente.

Los parachoques delantero y trasero han sido rediseñados e incluyen las típicas protecciones en color plata de este tipo de variantes. Asimismo, el nuevo QX30 cuenta con unas molduras laterales en negro, llantas de 18 pulgadas de diseño específico y raíles de techo.

Como no podía ser de otra manera, la altura libre al suelo se ha visto incrementada. Ya en el Q30 es bastante elevada para tratarse de un compacto (17,3 cm), por lo que no es de extrañar que el QX30 se plante en el mercado, gracias a este aumento, como el modelo de su segmento con mayor distancia al suelo (20,2 cm).

Por lo demás, el nuevo modelo de Infiniti presenta un diseño atractivo que, según la marca, es atemporal y perdura en el tiempo. Lo cierto es que desde el punto de vista estético no deja indiferente y, en este apartado, la marca ha sabido crear un producto totalmente diferenciado, pese a compartir plataforma, del Mercedes GLA.

Dicen que las comparaciones son odiosas, pero no me resisto a hacerla: el Infiniti QX30 gana por goleada al modelo de la estrella. Esto, por supuesto, es una opinión, pero las sinuosas formas de su carrocería me parecen mucho más atractivas. Además, el ser un modelo menos popular lo convierte en un coche más original y exclusivo.

Al acertado diseño habría que añadir la sensación de calidad que transmite el vehículo al, por ejemplo, abrir y cerrar las puertas o al observar con detenimiento los acabados de la pintura.

Interior Calidad elevada, espacio justo

El interior del Infiniti QX30 destaca por la calidad de los materiales y el buen ajuste de las dsitintas piezas.
Interior del Infiniti QX30.
Ampliar

Si en el exterior las diferencias o, mejor dicho, las similitudes con el Mercedes GLA son inexistentes, en el interior sucede todo lo contrario, ya que nos encontramos con un habitáculo en el que numerosos elementos son herencia directa del modelo alemán: climatizador, sistema multimedia, panel de instrumentos, mandos de la puerta… hasta la llave de encendido es la de Mercedes.

Aunque compartir tantos elementos suponga perder personalidad, lo cierto es que tomarlos prestados de un modelo de la marca de la estrella no parece una mala idea. Además, el diseño del salpicadero sí es propio de Infiniti (y siento volver a las comparaciones, pero me gusta más el del modelo japonés).

Otra de las diferencias que más ha llamado mi atención respecto al GLA es la sensación de calidad que transmite el habitáculo. Tuve ocasión de ponerme a los mandos del Mercedes GLA 200d AMG, cuando mi compañero Rubén Fidalgo realizó la prueba en profundidad del modelo, y tengo que decir que la calidad del interior no estaba a la altura de lo que pienso que debe ofrecer un modelo de Mercedes. Sin embargo, en el Infiniti QX30, sí tienes la sensación de estar a los mandos de un modelo de corte premium y que, por lo tanto, ofrece una calidad tanto en los materiales como en los ajustes por encima de la media.

El principal problema del habitáculo del Infiniti QX30 es el espacio. En la banqueta trasera, el hueco para las piernas es, a menos que delante viaje una persona de más de 1,8 m de estatura, correcto, pero la anchura es insuficiente para tres pasajeros y la altura muy escasa. De hecho, las personas que superen los 1,80 m rozarán con la cabeza en el techo. En descargo del QX30, he de señalar que la unidad probada incorporaba un techo panorámico que siempre resta un poco de espacio para las cabezas. Asimismo, la plaza del copiloto tampoco me ha parecido excesivamente amplia.

En cuanto al maletero, cubica 430 litros, lo que lo sitúa como el más capaz entre sus rivales. Además, las formas regulares y la boca de carga casi plana facilitan la carga. Eso sí, no contamos con rueda de repuesto.

Motor El Infiniti QX30 monta un motor de Mercedes

Interior Infiniti QX30 (3)

A diferencia del Q30, el Inifiniti QX30 sólo está disponible, al menos de momento, con el motor de origen Mercedes de 2,2 litros de cubicaje que desarrolla 170 CV y entrega un par motor de 350 Nm entre las 1.400 y 3.400 rpm.

La potencia y el par de esta mecánica son más que suficientes para mover con agilidad los algo más de 1.600 kilogramos que pesa el vehículo. Además, la entrega de par, muy progresiva, da como resultado una respuesta muy agradable.

El cambio automático de siete velocidades y origen Mercedes es el único disponible en el Infiniti QX30. La rapidez y suavidad en la transición de las marchas es notable, lo que proporciona un elevado confort y agrado de conducción.

Además, cuenta con tres modos de funcionamiento: Eco, Sport y Manual. El primero de ellos, que será el que utilicemos la mayor parte de las veces, prima la eficiencia; el segundo, que varía la repuesta de la caja de cambios y la sensibilidad de pedal de acelerador, ofrece un tacto más radical, ya que aguanta más el cambio de una marcha a la siguiente subiendo, por tanto, el régimen de giro del motor. Por último, el modo manual permite al conductor realizar los cambios de marcha a través de las levas colocadas en el volante, si bien es cierto que pasará a la siguiente marcha de forma automática antes de llegar al corte de inyección.

Comportamiento Confortable por encima de todo

El Infiniti QX30 esta contruido sobre la plataforma del Mercedes GLA.
Infiniti QX30.
Ampliar

El Infiniti QX30 es un vehículo recomendable tanto para su uso urbano como para largos recorridos por carretera.

En ciudad, agradeceremos la presencia del cambio automático al no tener que preocuparnos de engranar la marcha en cada semáforo o al arrancar y parar en los atascos. Asimismo, la asistencia de la dirección es la correcta para maniobrar con facilidad y la insonorización del habitáculo, excelente. En circuito urbano, sólo hay dos elementos que pueden entorpecer nuestra conducción: la visibilidad, que es muy reducida, y las formas sinuosas de la carrocería, que deberemos tener muy en cuenta a la hora de maniobrar en espacios como los aparcamientos de los centros comerciales.

En vías rápidas, el Inifniti QX30 es el compañero de viaje ideal, ya que, por un lado, ofrece un confort absoluto gracias a la buenísima insonorización y lo bien que filtra las irregularidades del asfalto y, por otro, tenemos una gran sensación de seguridad al tomar las curvas a una velocidad elevada con la confianza que otorga un bloque que responde con rapidez a las demandas del pie derecho. Además, la altura del vehículo nos permitirá ver con mayor antelación lo que está sucediendo varios metros por delante de nosotros.

En un tramo revirado, el Infiniti QX30 no es el coche más ágil del mundo, pero no se puede decir que sea torpe en absoluto. La dirección es precisa y el balanceo de la carrocería, pese a la mayor altura del vehículo, no se puede señalar como algo negativo. En este punto, lo más criticable es el grosor de los pilares del parabrisas, ya que se interpondrán en nuestra visión de la salida de las curvas.

En definitiva, el comportamiento del Infiniti QX30 destaca por su neutralidad, ya que, aunque prima el confort, será lo suficientemente eficaz para una gran mayoría de los conductores.

Consumo Cifras oficiales

El Infiniti QX30 se fabrica en Reino Unido.
Infiniti QX30.
Ampliar

En una prueba de estas características, nos resulta imposible evaluar con exactitud los consumos de un vehículo. Sin embargo, a tenor de los resultados obtenidos en la prueba que realizamos al Infiniti Q30 de idéntica motorización, podemos adelantar que las cifras de consumo serán buenas.

Los valores oficiales sitúan el consumo urbano en 6 l/100 km, el extraurbano en 4,3 l/100 km y el medio en 4,9 l/100km. Con estas cifras y los 56 litros de capacidad de su depósito, la autonomía ronda los 1.000 kilómetros.

Rivales

QX30 2.2d Premium AWD 7DCT

Desde
40.875 €

Diesel

Automático
marchas

Q3 2.0TDI Ambition quattro S-Tronic 177

Desde
42.052 €

Diesel

Automático
7 marchas

177

8,2

5,9

156

GLA 220d Urban 4Matic 7G-DCT

Desde
41.067 €

Diesel

Automático
7 marchas

177

7,7

4,8

127

X1 xDrive 18dA

Desde
39.567 €

Diesel

Automático
8 marchas

150

9,4

4,8

127

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba