Prueba del Volvo V90 D5 Cross Country 201758

Prueba del Volvo V90 D5 Cross Country 2017

3 Agosto, 2017 por

Tal vez sea uno de los station wagon más bonitos del mercado, porque Volvo se ha convertido en una auténtica especialista en este tipo de carrocerías. Probamos la versión Cross Country del Volvo V90, con un punto SUV que aporta algunas ventajas que no tienen nada que ver con el campo.

Nuestra valoración: 7,8 Notable

Diseño 9

Sobresaliente

Motor 7

Bastante bueno

Comportamiento 7

Bastante bueno

Interior 9

Sobresaliente

Equipamiento 8

Notable

Consumos 7

Bastante bueno

Destacable

  • Imagen atractiva
  • Confort de marcha
  • Interior acogedor

Mejorable

  • Maletero blanco
  • Fallos en el navegador
  • Cortinilla del maletero

Aunque no fue el primer modelo con carrocería tipo station wagon de Volvo, el lanzamiento del Volvo P1800 ES sentó las bases de una fórmula que se ha revelado como un éxito al aunar en un mismo cuerpo estilo y versatilidad. En la actualidad, los modelos V de Volvo tienen rasgos que se inspiran en los del modelo lanzado en 1969, como los marcados hombros en la parte trasera o la parrilla adelantada que les dan un estilo muy particular y elegante, como podemos ver en el Volvo V90 Cross Country que probamos hoy.

Frente al sedán de la prueba del Volvo S90 D4, el modelo probado aquí tiene el motor D5, con más potencia, y esa carrocería tipo station wagon que es muy atractiva y mucho más práctica. Tomando como punto de partida el V90, los Cross Country añaden una mayor altura libre al suelo, unas molduras en los pasos de rueda y paragolpes para darle un aspecto campero, llantas específicas y las molduras de las ventanas laterales en negro satinado en vez de aluminio cepillado, además de la tracción total AWD de Volvo.

Pese a su mayor altura libre y la tracción total, este modelo no pretende en ningún momento ser un todocamino y la principal ventaja de su mayor distancia al suelo será el proporcionar un acceso más cómodo al interior respecto a la versión sin apellido Cross Country y es que el confort es la principal virtud del Volvo V90 Cross Country.

Vídeo prueba del Volvo V90 D5 Cross Country 2017

 

El diseño de Volvo es todo un acierto y logra ser elegante sin estridencias.58
El diseño de Volvo es todo un acierto y logra ser elegante sin estridencias.

Volvo ha añadido algo de maquillaje al V90 para darle ese toque “aventurero” en la variante Cross Country. Unas llantas específicas de 20 pulgadas acabadas en negro satinado con los radios en aluminio pulido, molduras de plástico sobre los arcos de rueda y los faldones y unas molduras imitando aluminio en la parte baja del paragolpes delantero para dar la impresión de un falso cubrecárter son los principales aditamentos.

Si nos fijamos un poco más, también veremos las palabras Cross Country talladas en el paragolpes trasero, un acabado diferente en la rejilla delantera y que los marcos de las ventanillas laterales son negros en vez de cromados.

El resultado es todo un acierto y el Volvo V90 Cross Country enamora al primer vistazo. Aunque es un coche alto, su longitud (en el entorno de los 5 metros) y la silueta de los cristales laterales hacen que parezca que el techo desciende mucho en la parte trasera y las proporciones hacen que parezca más bajo y deportivo que un SUV al uso.

Los enormes faros delanteros (con tecnología led adaptativa y una iluminación en viajes nocturnos excelente), la parrilla avanzada (como en el Volvo P1800) y los anchos neumáticos le dan una vista frontal contundente y atractiva. En la parte baja del parachoques encontraremos unos picos que quedan muy expuestos a golpes (ver galería fotográfica), pero que sirven para canalizar el aire hacia las tomas de aireación frontales, lo que mejora la aerodinámica.

En la parte trasera ya son característicos los grandes grupos ópticos que se prolongan hasta el techo. Esto es una idea excelente, porque hace que seamos visibles incluso en los atascos y con coches por detrás de nosotros. Además, junto con los marcados hombros de la silueta del V90 CC, son una de las señas de identidad de los modelos familiares de Volvo.

La calidad de ajustes es buena y las puertas se abren y cierran con suavidad pese a su enorme tamaño y peso. Además de dejar un hueco amplio, todas ellas (incluso el capó del motor) abren un ángulo muy generoso, lo que facilita el acceso a todas las plazas y al maletero.

En definitiva, la primera impresión que nos causa este Volvo al verlo no puede ser más positiva. Es elegante, práctico, está bien  construido y atrae las miradas.

Te puede interesar...

Rubén Fidalgo

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba