Prueba

Prueba del Seat Mii Ecomotive 75 CV 2012

30 fotos

Ampliar

31 de marzo, 2014

Tal vez se trate de un modelo demasiado específico para un uso urbano, lo que ha limitado mucho sus ventas, pero lo cierto es que el Seat Mii es un coche muy práctico para el día a día en el que no echaremos en falta más espacio. ¿Merece la pena frente a un modelo algo mayor como un Ibiza? Sigue leyendo.

Es que por poco más, casi me compro un Ibiza, que es más coche” es la frase que más oyen los comerciales cuando “pierden” la oportunidad de vender un Seat Mii. Esto hace que las ventas de este pequeño utilitario (y de sus “mellizos” de Volkswagen y Skoda) estén siendo poco menos que anecdóticas en nuestro mercado. En efecto, por precio está demasiado cerca del Ibiza, aunque a veces eso de “el burro grande, ande o no ande” es un error. Si necesitamos un coche con el que vamos a salir de la ciudad de forma esporádica y con el que hacer los recados diarios con un máximo de 4 pasajeros, la compra más racional es la del Mii, mucho más fácil de aparcar, barato de mantener y con un interior en el que lo único que podríamos echar de menos realmente es la tercera plaza trasera.

La unidad de pruebas es la versión de 3 puertas, y aquí sí me he encontrado con un problema en el uso diario en ciudad, y es que éstas son tan largas que suponen un problema para entrar y salir del Mii en las ridículas plazas de aparcamiento de los centros comerciales, pues su longitud hace que no podamos abrirlas un ángulo lo suficientemente amplio sin pegar al coche o la columna de al lado.

Nuestra valoración: 7,0

7

7

7

8

6

7

Destacable

  • Aprovechamiento del espacio.
  • Acabado general.
  • Aspecto juvenil.

Mejorable

  • Tapicería muy clara y sucia.
  • Navegador no integrado.
  • Puertas muy grandes.

Ver ficha técnica y equipamiento

Diseño: Seat Mii Ecomotive: Simpático y práctico

El portón queda un poco alto... o el maletero muy bajo.

30 fotos

Ampliar

Conseguir un aspecto llamativo cuando necesitas aprovechar cada milímetro disponible es complicado, ya que la forma para conseguir un mayor volumen interior con el menor tamaño exterior es un cubo. Pese a ello, y a que el Mii es básicamente eso, un cuadrado, este pequeño Seat tiene un aspecto desenfadado y con cierta gracia.

Casi idéntico a sus hermanastros de Volkswagen y Skoda, el Mii se distingue por un frontal con unos faros algo más rasgados y unas llantas con un diseño diferente. El color blanco lo hace parecer más grande de lo que en realidad es, y como la unidad de pruebas cuenta con el techo panorámico de cristal tintado, es como si estuviese pintado en dos colores, lo que sienta muy bien a este sencillo utilitario.

Sus formas casi completamente cúbicas resultan prácticas, siendo el Mii muy fácil de aparcar porque sabemos perfectamente donde están las cuatro esquinas del coche.

Las ópticas traseras verticales hacen que resulten más visibles en los atascos, las aleja de los parachoques y posibles roturas en los estacionamientos y hace que el portón trasero parezca más ancho.

Los diseñadores han conseguido un buen compromiso entre compacidad, amplitud y aspecto llamativo, resultando un coche que, sin ser un prodigio del diseño, tiene una cara que transmite “buen rollo”.

Motor: Seat Mii Ecomotive 75 CV: Suficientemente ágil

El motor es ágil y ahorrador.

30 fotos

Ampliar

El pequeño motor 1.0 de tres cilindros mueve con mucha soltura este utilitario. Entiéndeme, no es un GTi, pero como el Mii es bastante ligero y compacto, los 75 CV rinden mucho, sobre todo una vez que nos acostumbramos a su peculiar funcionamiento y nos aprovechamos de las inercias.

Lo mejor de esta mecánica es el silencio que impera en el habitáculo del Mii, lo que contribuye a crear la sensación de que viajamos a lomos de un coche de más nivel. Sólo cuando sobrepasamos las 4.000 rpm se hace patente que delante llevamos un motor de 3 cilindros con su sonido tan característico.

El selector del cambio tiene un buen tacto, y aunque contamos con sólo 5 marchas, están bien escalonadas, y la buena curva de par de la mecánica hace el resto para que no echemos en falta más relaciones de cambio.

Los motores de 3 cilindros no son nada nuevo, existen desde hace años, pero se “aparcaron en una esquina” porque su funcionamiento no era todo lo suave que debería. Debido a como se reparten los 3 cilindros en la circunferencia del cigüeñal, los motores de 4 tiempos y tricilíndricos producen unas molestas vibraciones debidas a su desequilibrio natural. Las modernas gestiones electrónicas, que realizan varias inyecciones en cada ciclo, las mejoras en el diseño de los volantes de inercia y en los soportes de los motores han minimizado este inconveniente y hacen que vuelva a ser interesante sacar partido de sus mejores cifras de par en motores de poca cilindrada, donde un menor número de cilindros implica que éstos sean más grandes y las explosiones que se producen en ellos generen más fuerza de giro en el cigüeñal.

Esta teoría se cumple en el Mii, con un motor que goza de suficiente fuerza en la zona media del cuentarrevoluciones y que pasa totalmente inadvertido en el interior, resultando claramente más fino que una mecánica diésel.

Comportamiento: Seat Mii Ecomotive: Para todos los públicos.

El frontal es donde más diferencias hay entre el Up, Citigo y Mii.

30 fotos

Ampliar

Con una distancia entre ejes tan corta, el Mii es un coche muy ágil y “ratonero”, pero me ha sorprendido el aplomo que han conseguido, aunque el eje trasero es algo “saltarín” cuando pasamos por badenes o las típicas bandas reductoras de velocidad. Lo que más me ha gustado es que a la hora de afrontar un viaje largo, este pequeñín tiene un tacto más cercano al de un compacto que al que uno se espera de un utilitario. Todo está bien armado dentro, no hay ruidos, vibraciones… y aunque las suspensiones resultan algo secas, no es incómodo en ningún momento. Y además es silencioso.

La climatología durante la semana de pruebas ha sido muy adversa, con mucha lluvia y viento, incluso alguna nevada ocasional, y lo cierto el Mii ha salido airoso… salvo cuando Eolo sopla de costado. En ese caso, el poco peso, la batalla corta y una superficie lateral grande hacen que debamos estar atentos al volante para mantenernos en nuestro carril con viento lateral.

Forzando las cosas al límite en la pista de pruebas, el Mii resuelve muy bien la maniobra de esquiva. Tener las ruedas tan cerca de las esquinas es un punto a favor, y el control de estabilidad es eficaz cortando de raíz cualquier amago de trompo, algo que sería un problema en un coche con una batalla tan corta.

Los frenos son buenos, el poco peso ayuda y los tambores traseros se muestran más que suficientes para detenernos en unas buenas distancias.

La dirección asistida tiene un buen tacto y es suficientemente rápida. Y como las ruedas tienen unas medidas muy lógicas, el Seat Mii está muy equilibrado, por lo que saca una buena nota en el apartado de comportamiento pese a tratarse de un modelo con unas soluciones sencillas en su diseño básico.

En definitiva, el Mii es un coche fácil y agradable de conducir, ideal para movernos en la ciudad pero que no se amilana lo  más mínimo si necesitamos afrontar un viaje largo.

Equipamiento: Seat Mii Ecomotive: Ese navegador portátil...

Las llantas son sencillas, atractivas y con una medida muy lógica.

30 fotos

Ampliar

En un coche pensado para realizar principalmente recorridos cortos y aparcar fácilmente en la calle, que el navegador no esté integrado en el salpicadero es algo demasiado goloso para los amigos de lo ajeno. Y además resulta engorroso guardarlo e instalarlo cada vez que aparquemos y cojamos el coche.

Es cierto que el navegador no es una herramienta imprescindible todos los días, y podríamos dejarlo en casa y llevarlo sólo cuando lo necesitemos, pero es que el sistema Navigon de Seat no es un simple navegador. Esta pantalla muestra, además de la ruta y el mapa, diversos elementos como el ordenador de abordo, la distancia de aparcamiento, la temperatura exterior… y lo que es más imprescindible en estos días: el manos libres del teléfono. Si queremos evitar multas y circular seguros, debemos llevar montado esta pantalla tan golosa para los cacos.

Dirección asistida, aire acondicionado, techo panorámico, llantas de aleación, elevalunas eléctrico, control de crucero… no necesitamos nada más en este tipo de vehículos, y aunque sería más confortable un climatizador automático, lo cierto es que el aire acondicionado manual es muy sencillo de manejar.

Entiendo que un coche como este necesita optimizar el espacio y el peso, pero algunos detalles me resultan demasiado tacaños. Por ejemplo el que no tenga un doble mando en la puerta del conductor para poder manejar la ventanilla del pasajero. En el Mii sólo hay dos interruptores, uno en cada puerta, por lo que si queremos bajar ambos cristales, ya sea para preguntar a un transeúnte por una dirección (ya que nos hemos dejado el navegador en casa) o simplemente ventilar el habitáculo, deberemos estirarnos hasta la otra puerta.

Es una lástima que estos detalles empañen un conjunto que no está nada mal y nos recuerdan que en realidad estamos en un coche que busca la máxima sencillez.

Consumo: Seat Mii Ecomotive: Una "hormiguita" ahorradora

Sorprende lo bien aprovechado que está su tamaño.

30 fotos

Ampliar

Gracias a la eficiencia de su motor de 3 cilindros, el Seat Mii logra unos consumos muy ajustados, siempre que no necesitemos mantener cruceros elevados en autovía y autopista, donde la aerodinámica supone un lastre importante. Y es que esa zaga tan vertical y cuadrada, junto con su gran superficie frontal en comparación a su tamaño, logran un coeficiente aerodinámico similar al de una caja de zapatos, por lo que para mantener cruceros de 120 km/h vamos a ver medias superiores a los 6 l/100 km, una cifra que no está mal, pero que es peor que las que consiguen berlinas medias con mecánicas diésel claramente más potentes, pesadas y grandes.

En ciudad, siempre que no queramos ser los primeros al salir de los semáforos y aprendamos a circular aprovechando las inercias, es fácil conseguir medias alrededor de los 5 l/100 km, logrando los menores consumos en carreteras a medias entre 60 y 80 km/h, donde  el Mii se convierte en una especie de mechero con el que podremos hacer 100 km con sólo 4 litros de gasolina.

Rivales

Vehículo

Seat Mii 1.0 Ecomotive @Mii 75

Volkswagen Up! 1.0 Fender 75 up!

Skoda Citigo 1.0 MPI Elegance 55kW

Toyota Aygo 1.0 VVT-i Live

Precio Desde
11.330 €
Desde
13.780 €
Desde
12.120 €
Desde
9.250 €
Combustible Gasolina Gasolina Gasolina Gasolina
Cambio 5 marchas 5 marchas 5 marchas 5 marchas
Potencia (CV) 75 75 75 68
Aceleración 0-100 km/h (s) 13,2 13,2 13,2 14,2
Consumo Medio (l/100 km) 4,2 4,7 4,7 4,3
Emisiones CO2 (g/km) 98 108 108 99

Comparte este artículo:

Comentarios

Rubén Fidalgo 31 marzo, 2014

De los coches casi micro, el Mii me ha sorprendido por el aplomo que tiene, con un tacto de coche serio.

Juan Triviño 4 abril, 2014

Yo tengo el Style 5 puertas de 75 cv, y la verdad es que en carretera va muy bien, yo lo recomiendo, está muy bien hecho.

Rubén Fidalgo 4 abril, 2014

Hola Juan, tienes razón, me ha sorprendido lo bien que va en carretera pese a tratarse de un coche tan pensado para ciudad. Un saludo y gracias por tu comentario.

luis colchero 19 junio, 2014

Yo tengo un mii 5 puertas y va de maravilla, he hecho viajes de 400km y subido a puerto de montaña (esquio) y muy bien. Estoy muy , muy contento con el. El impuesto municipal de vehiculos traccion mecanica me dejo sorprendidisimo: 22euros (madrid).para una moto 125cc esran 7,95euros…
Acerte con el.
Saludos

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche