Prueba del Kia Rio 1.0 T-GDi 100 CV 201735

Prueba del Kia Rio 1.0 T-GDi 100 CV 2017

12 septiembre, 2017 por

El segmento B está aumentando su tamaño y su calidad tanto que ya prácticamente se podría considerar como un C. El nuevo Kia Rio es un claro ejemplo, un coche muy serio que tiene que plantar cara a una competencia cada vez más dotada, ¿o tal vez sea al contrario y deban los demás temerlo como rival?

Nuestra valoración: 7,5 Notable

Diseño 7

Bastante bueno

Motor 7

Bastante bueno

Comportamiento 9

Sobresaliente

Interior 8

Notable

Equipamiento 7

Bastante bueno

Consumos 7

Bastante bueno

Destacable

  • Calidad percibida
  • Garantía Kia
  • Relación precio/producto

Mejorable

  • Tamaño de un segmento C
  • Detalles de equipamiento
  • Tambores traseros

El segmento B está creciendo, no sólo en tamaño (antes esta categoría era hasta los 4 m de longitud y sólo el Clio los alcanzaba, pero ahora casi todos están en esas dimensiones, a caballo con el C) sino también en ventas, sobre todo con el lanzamiento de modelos SUV dentro de esta categoría. Kia ha sabido reaccionar con su nuevo Kia Rio, que nos ha dejado una excelente opinión sobre este producto tanto en su presentación como ahora tras esta prueba en profundidad de la versión con el motor T-GDi de 3 cilindrosturbo con 100 CV de potencia.

El Kia Rio de esta generación se posiciona como una de las mejores alternativas del mercado en su categoría. Los acabados interiores y el equipamiento son propios de un modelo superior y su bastidor logra un compromiso excelente entre eficacia, facilidad de conducción y confort.

La mayoría de sus rivales se han renovado por completo, los más recientes son el Ford Fiesta y el Seat Ibiza, y el Rio se defiende francamente bien frente a ellos. La calidad de acabados y materiales es superior a la del modelo español, que supera al coreano en materia multimedia, mientras que el Fiesta adolece de un diseño demasiado continuista y desfasado frente al moderno aspecto del Rio. Si estás pensando en comprar un coche de este tamaño, sin duda debe estar entre tus candidatos.

Las líneas generales son muy similares a las de su predecesor.35
Las líneas generales son muy similares a las de su predecesor.

El diseño del Kia Rio es muy acertado y logra ser llamativo pero no estridente, de modo que puede atraer tanto al público más joven como al nuevo grupo de población que está entrando fuerte a comprar modelos del segmento B, los matrimonios mayores de 50 años cuyos hijos ya han abandonado el nido.

Tal vez, la parte más llamativa del nuevo Kia Rio sea el frontal. La forma del paragolpes, con unas falsas tomas de aire en los extremos (donde se ubican los faros antiniebla) y la estilizada forma de los faros dando continuidad a la característica parrilla “Tiger Nose” de Kia, hacen que parezca más ancho y bajo de lo que es, dándole un aspecto deportivo muy sugerente.

En la vista lateral lo más llamativo de esta unidad de pruebas (muy discreta por su pintura gris metalizada) son las llantas de 17 pulgadas, atractivas pero poco prácticas y que empeoran las prestaciones del coche, y eso que no se han pasado con el ancho del neumático, pues se conforma con 205 mm de ancho cuando lo normal en llanta 17 es subir hasta los 225 mm.

En la parte trasera hay cierto parecido con el Golf debido al formato de los grupos ópticos, que, además, son muy grandes y se ven bien.

Los ajustes de las puertas y distintos paneles de la carrocería son francamente buenos y el Kia Rio causa muy buena impresión, aunque personalmente me gusta notar algo más de resistencia al abrir la puerta (al tirar de la manilla parece que la puerta no estuviese cerrada, se abre con muchísima suavidad), pero esto va en gustos y lo que está claro es que está bien montado y ajustado.

Las puertas tienen un buen tamaño y dejan un acceso muy cómodo a los pasajeros y al equipaje.

En cuanto a la iluminación, la unidad de pruebas contaba con faros halógenos delanteros y led en los pilotos traseros. Pese a no tener led ni xenón en los faros principales, su iluminación es correcta y también los antiniebla son perfectamente utilizables, con un haz ancho que ilumina los arcenes bien, aunque su alcance es muy corto.

Rubén Fidalgo

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba