Prueba del Alfa Romeo Giulietta 1.7 Tb Veloce 240 CV 201748

Prueba del Alfa Romeo Giulietta 1.7 Tb Veloce 240 CV 2017

2 Noviembre, 2017 por

El Alfa Romeo Giulietta es uno de los compactos más veteranos del mercado. Aunque su estética sigue enamorando, se notan los años en la ausencia de elementos que se están estandarizando en la categoría, como los ADAS. Esta versión de altas prestaciones, en cambio, apenas tiene rivales; verás por qué.

Nuestra valoración: 6,8 Bastante bueno

Diseño 7

Bastante bueno

Motor 8

Notable

Comportamiento 8

Notable

Interior 6

Bueno

Equipamiento 6

Bueno

Consumos 6

Bueno

Destacable

  • Prestaciones
  • Diseño exterior
  • Comportamiento

Mejorable

  • Veteranía
  • Diseño del salpicadero
  • Detalles de acabado

Alfa Romeo está en pleno proceso de relanzamiento como marca con productos completamente nuevos como el Giulia o el Stelvio. Frente a estas dos novedades, están dos de los modelos más veteranos de sus respectivos segmentos, el pequeño MiTo y el compacto Alfa Romeo Giulietta.

Como máximo exponente de esta saga está la versión probada, el Alfa Romeo Giulietta Veloce, que monta el impresionante motor del Alfa Romeo 4C que probamos en Autocasion y que lo convierte, junto con su formidable bastidor, en uno de los mejores GTi que hay en el mercado, superando en agrado de conducción y diversión a modelos que anuncian más potencia, como el Peugeot 308 GTi by Peugeot Sport de 270 CV. Parte del truco para lograr un comportamiento dinámico que se puede considerar de los mejores del mercado está en su diferencial electrónico vectorial Q2, pura magia, como verás a continuación.

El Giulietta tiene ya sus años pero sigue siendo un coche atractivo.48
El Giulietta tiene ya sus años, pero sigue siendo un coche atractivo.

El Giulietta lleva ya siete años en el mercado, una edad en la que la mayoría de sus rivales han sucumbido a las modas y ya han cambiado de generación. Pese a su veteranía, el diseño original de este Alfa es tan bueno que ha aguantado de maravilla el paso del tiempo y, sin más modificaciones que nuevas llantas y logotipos, sigue siendo uno de los compactos más atractivos del mercado.

Tal vez sea, junto con la mecánica y el formidable comportamiento dinámico, uno de los apartados más positivos de este coche.

El acabado Veloce cambia los perfiles cromados de la parrilla delantera, carcasas de los retrovisores, manillas de puerta y bigotes de los faldones por un acabado en color grafito que a mí personalmente me gusta menos que el cromo o el aluminio cepillado, pero muchos opinan que así tiene un look más sport, y de eso se trata.

Para rematar ese aspecto deportivo, tenemos unas atractivas llantas de estilo muy Alfa Romeo, formadas por una especie de cinco enormes anillos entrelazados de 18 pulgadas de diámetro. Son atractivas, son ligeras, permiten una buena refrigeración de los frenos y su único pecado es que quedan muy expuestas a golpes y roces en los aparcamientos por el bajo perfil de sus neumáticos 225/40-18.

El color Rojo Nuvola y las inscripciones Veloce sobre los pasos de rueda delanteros ponen la guinda en esta unidad, que tiene un aspecto que enamora.

Los faros delanteros pierden las piezas cromadas a cambio de un acabado en color negro imitando fibra de carbono que le sienta muy bien y, además, evita reflejos y luz dispersa, algo que agradeceremos si nos toca conducir con niebla. Su iluminación es buena, además de que su función dinámica adaptativa funciona francamente bien en los tramos virados, iluminando siempre hacia donde apuntemos con el volante.

En la zaga, los protagonistas son las dos enormes salidas de escape cromadas y el difusor de la parte inferior del paragolpes. La menor altura libre al suelo (el Veloce monta una suspensión deportiva con muelles más cortos y amortiguadores de mayor rigidez, además de otras estabilizadoras diferentes a las del resto de la gama Giulietta) y la forma de los grupos ópticos traseros y las “cachas” hacen que este Alfa parezca diseñado para agarrarse al asfalto.

Los acabados son buenos y han mejorado respecto a otras unidades que he probado en el pasado, especialmente en las soldaduras de las chapas que forman el hueco de acceso al maletero y el ajuste del portón contra éste.

La impresión que nos deja al verlo es muy positiva y el Alfa Romeo Giulietta se puede considerar un madurito de lo más seductor, en parte también por las pocas unidades que se han vendido frente a otros rivales que llegan a aburrir por su frecuencia en la calle.

Te puede interesar...

Rubén Fidalgo

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba