Prueba

Primera prueba del Hyundai i30 2020: pilar esencial

21 fotos

Ampliar

30 de noviembre, 2020

Antes de que llegue una nueva generación, nos ponemos al volante del actualizado i30 2020 que revisa los puntos más esenciales y electrificando sus motores.

La estrategia comercial de Hyundai aglutina los segmentos más populares del momento: los SUV y los utilitarios y compactos. La coreana ha sabido ganarse, a base de calidad, un hueco importante en cada uno de ellos. Uno de esos pilares es, sin duda, el Hyundai i30 2020 cuya actualización acabamos de conducir. Surgido en 2007 como un producto 100% europeo (se diseña, fabrica y testa en suelo europeo), desde entonces se han conseguido vender 1.100.000 unidades en todo el Viejo Continente, 124.291 de las cuales han ido a parar a nuestro mercado.

Te puede interesar: Primera prueba del Hyundai i20

Ahora, con la nueva generación asomando en el horizonte (se la espera en menos de un año y medio), el i30 2020 llega para mantener el empuje de su segunda generación y convertirse en un duro rival para modelos asentados como el Seat León, el Peugeot 308, el Volkswagen Golf

Para conseguirlo, retoca los puntos esenciales al tiempo que es el único de su categoría que propone una triple elección de carrocería. Sí, porque como ocurría hasta ahora el Hyundai i30 2020 se oferta tanto con silueta de cinco puertas, como familiar, CW o Wagon, e incluso sedán deportiva, Fastback. Terna que introduce por igual todos los cambios y que en pocos meses recibirá su versión más deportiva y prestacional: el i30 N (solo en cinco puertas y Fastback).

Ya disponible en nuestro mercado, los precios del Hyundai i30 2020 oscilan entre los 22.170 € y 33.275 € para el cinco puertas, entre los 23.060 € y 33.665 € para el Fastback y entre los 24.065 € y 34.065 € para el Wagon. Tarifas que no incluyen los jugosos descuentos que pueden asociarse y que pueden llegar a ser de hasta 8.000 si además de la rebaja comercial (3.400 € en los gasolina y 4.000 € en los diésel), la de financiación (1.500 €) y la de entrega de coche (1.500 €) sumamos las ayudas gubernamentales (de entre 600 y 1.000 € en función de la versión).

Nuestra valoración: 8,2

Diseño 9

Motor 8

Comportamiento 8

Interior 8

Equipamiento 8

Consumos 8

Destacable

  • Diseño exterior
  • Calidad interior
  • Consumo motor 120 CV

Mejorable

  • Habitabilidad trasera
  • Respuesta del motor en bajas rpm
  • Consumo en modo Sport

Ver ficha técnica y equipamiento

Diseño: Alma deportiva

El acabado N Line propone la misma filosofía estética que el i30N.

21 fotos

Ampliar

Como buena actualización de mitad de vida comercial, el i30 2020 revisa de manera profunda su apariencia, que afecta a las tres carrocerías por igual. Todas mantienen sus dimensiones: 4,34 metros en el cinco puertas, 4,45 m en el Fastback y 4,58 m en el Wagon, así como sus capacidades interiores, pero lo presentan en un ‘envoltorio’ más atractivo.

Nuevo por completo es el frontal, con una calandra que aumenta su tamaño y ofrece un tramado más sugerente. Los faros también cambian su forma hacia una más afilada mientras que la luz diurna LED tiene ahora forma de V. Los paragolpes son de nueva factura, tanto delante como detrás, mientras que en la zaga aparece un inédito difusor y las ópticas adoptan la tecnología LED en los acabados más altos. El conjunto lo completan los nuevos juegos de llantas de aleación (de 16 a 18 pulgadas) o una paleta de colores con nueve opciones, tres de las cuales son nuevas.

Mención aparte merece el acabado N Line que por primera vez está disponible en todas las carrocerías (se estrena en la familiar). Con él se persigue igualar a cada uno de los i30 con el i30 N… al menos a nivel estético. Monta tomas de aire más grandes, llantas de 17 o 18 pulgadas, doble salida de escape, difusor deportivo, paragolpes más robustos, splitter laterales…

Interior: Digitalizado

La calidad interna ha mejorado, así como la conectividad.

21 fotos

Ampliar

Esta tónica deportiva tiene continuidad en el habitáculo de los i30 N Line, pues montan asientos de corte deportivo con la N bordado en el respaldo, costuras en rojo en volante y pomo del cambio (de diseño idéntico al del i30 N), pedales metálicos o aireadores rediseñados.

Añadidos de corte Racing que sirven para incrementar todavía más la apariencia visual de un puesto de conducción que aumenta ligeramente de calidad y que, sobre todo, se digitaliza. Porque la gama i30 2020 pasa a estar disponible tanto con un cuadro de instrumentos pseudo digital, con pantalla de 7 pulgadas, como con un monitor central de 10,25 pulgadas.

Ambos están disponibles ya desde el acabado Tecno y ofrecen un sinfín de funciones. A destacar la central, con una excelente resolución, un funcionamiento intuitivo e integrando el sistema BlueLink que permite localizar el vehículo, abrir o cerrarlo de forma remota, buscar puntos de interés y enviar los resultados al navegador del coche, recibir una alerta si salta la alarma o recibir un informe sobre el estado mecánico del vehículo.

Como decíamos antes, la habitabilidad no varía un ápice y aunque la zona trasera sigue siendo algo justa en términos de espacio, el maletero de todos los i30 2020 ofrece excelentes capacidades: entre 395 y 1.301 litros en el cinco puertas, de 450 a 1.351 litros en el Fastback y entre 602 y 1.650 litros en el Wagon.

Motor: Electrificados

La microhibridación permite reducir el consumo.

21 fotos

Ampliar

Una de las grandes novedades de la próxima generación del Hyundai i30 será sin duda la electrificación total del modelo que vendrá determinada, entre otros, por versiones híbridas e híbridas enchufables sin descartar en ningún caso una completamente cero emisiones, al estilo del Ioniq actual.

Hasta que llegue ese momento, Hyundai no ha querido dejar pasar la oportunidad y ya ha metido algo de chispa en sus motores. Lo hace microhibridando buena parte de sus bloques con el objetivo de aumentar considerablemente su eficiencia y, de paso, dotarles de la etiqueta ECO de la DGT. Un sistema asociado a una batería de 48 voltios que no solo le reporta hasta 12 kW de potencia en determinadas ocasiones, sino que consigue reducciones de combustible de entre el 7 y el 10%.

Con todo, la gama mecánica está formada por las versiones de gasolina 1.0 T-GDI con 120 CV y 1.5 T-GDI de 155 CV, así como por el diésel 1.6 CRDI de 116 o 136 CV. Para optar por la microhibridación tenemos que poner nuestros ojos tanto en el diésel más potente como en cualquiera de los dos gasolina, aunque el de 120 CV también se oferta sin dicha tecnología, luciendo así la etiqueta C.

La diferencia entre ellos viene determinada por el tipo de cambio asociado. Mientras que los i30 con sello C optan por una transmisión manual de seis relaciones al uso, aquellos con la etiqueta ECO montan la nueva caja manual inteligente, la misma que estrenó el i20, que permite desacoplar por completo el motor permitiendo así una circulación a vela. Además, de manera opcional pueden estar disponibles con la automática 7DCT de doble embrague y siete relaciones.

Comportamiento: Noble y ahorrador

Las versiones N Line tiene un tarado de suspensión más firme.

21 fotos

Ampliar

Durante la toma de contacto realizada por las inmediaciones de Madrid, condujimos el nuevo i30 2020 con motor de gasolina de 120 CV y cambio manual inteligente asociado al acabado N Line. En términos dinámicos apenas hay diferencias respecto a su predecesor más allá de un aumento de la firmeza en la amortiguación para este nivel de tintes deportivos, por lo que este i30 se muestra tan noble como nos tenía acostumbrados hasta ahora.

La diferencia la percibimos al circular por carretera ya que gracias a la caja manual inteligente podemos rodar con el embrague completamente desacoplado reduciendo el gasto. A falta de probarlo más a fondo hemos percibido que dicha función se activa únicamente seleccionando el modo Eco. La transición entre la marcha a vela y la vuelta a la normalidad es imperceptible y completamente segura pues el conductor solo tendrá que levantar el pie del acelerador para ver cómo la aguja del cuentarrevoluciones se pone a cero y volver a pisar el pedal para activarla.

Este sería el denominado modo Neutral (nos avisa incluso en el ordenador de a bordo con el mensaje Punto muerto). Adicionalmente existe otro modo bautizado como Carretera en el que incluso el motor puede llegar a desconectarse por completo para incrementar el ahorro. Sin embargo, durante la toma de contacto no ocurrió. Sí comprobamos que el sistema de arranque y parada del motor es mucho más efectivo que antes pudiendo apagarse cuando bajamos de 30 km/h.

Por lo demás, el rendimiento del motor es el conocido. Sí se le percibe algo más de empuje en la zona baja de revoluciones, pero el 1.0 T-GDI de 120 CV sigue dando muestras de su carácter a partir de las 2.500 o 3.000 rpm siendo, eso sí, constante hasta casi las 6.500 vueltas. De hecho, en modo Sport permite la aguja del cuentarrevoluciones se estira rápidamente hasta la zona del corte y si no estamos atentos puede llegar incluso a adelantarse a nuestras órdenes.

Equipamiento: Completo desde la base

Existen cinco niveles de acabado.

21 fotos

Ampliar

La gama comercial del nuevo i30 2020 se divide en cinco acabados: Essence, Klass, Tecno, N Line y N Line X. Desde el más básico el compacto equipa llantas de acero de 15 pulgadas, luz diurna LED, radio digital, climatizador manual, sensor de luces o un amplio elenco de asistentes a la conducción compuesto por el asistente de frenada de emergencia en ciudad, el sistema activo de cambio de carril o el control de velocidad de crucero con Stop&Go.

No obstante, Hyundai prevé que el 70% de las ventas se las repartan entre los dos siguientes acabados: Klass y Tecno. El primero incorpora ya llantas de aleación de 16 pulgadas, pantalla táctil central de 8 pulgadas, cámara trasera, sensor de aparcamiento trasero, climatizador automático bizona, conectividad Apple CarPlay inalámbrica o retrovisores plegables eléctricos. El Tecno por su parte pasa a tener llantas de 17 pulgadas, pantalla central de 10,25 pulgadas y cuadro digital de 7 pulgadas, espejo electrocrómico interior, sensor de lluvia, faros delanteros LED, acceso y arranque sin llave o carga inalámbrica para móviles.

Por último, los acabados N Line y N Line X además de aportar el toque deportivo diferenciador vienen equipados con todo lo imaginable, destacando la dotación del segudo al proponer techo solar panorámico, freno de mano eléctrico, tomas de aire trasero y todas las ayudas a la conducción disponibles en el i30 2020: control de velocidad de crucero inteligente con Stop&Go, lector de señales de tráfico con gestión inteligente de la velocidad, asistente de frenada con detección de peatones, vehículos y ciclistas o sistema activo de guiado de carril.

Consumo: Bien ajustado

El gasto es bastante sensible al acelerador.

21 fotos

Ampliar

Como ocurre en estas primeras tomas de contacto, preferimos esperar a la prueba en profundidad para dictaminar una conclusión más veraz en lo relativo al consumo. Si bien durante la prueba el gasto medio del i30 2020 1.0 T-GDI de 120 CV Hybrid rondó los 6,3 l/100 km, resulta bastante fácil tanto bajar de los 6 litros cuando circulamos por autopista como sobrepasar los 7,5 l/100 km cuando activamos el modo Sport y nos adentramos en una carretera secundaria.

Si nos vamos a los datos oficiales, los consumos del nuevo i30 2020 bajo la normativa WLTP oscilan entre los 4,6 y los 6,3 l/100 km con una mención especial para los dos bloques diésel, pues ninguno supera los 5 litros. En el caso de nuestro 1.0 T-GDI de 120 microhibridado el gasto medio oficial es de 5,3 l/100 km.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

  • jcl

    buena toma de contacto….espero que probeis el de 160 cv para compararlo con los 1.33 tce de 160 cv de renault y el 1.5 tsi de 150 cv del grupo vag…..autenticos «cocos» dentro de su potencia y categoria.

    • Karam el Shenawy

      Gracias jcl. Cuando lo pidamos para hacer la prueba en profundidad intentaremos pedir dicho motor de 155 CV para así tener una visión más completa del producto.
      Gracias por tu comentario!

      • jcl

        ok, un saludo y seguir así.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche