Porsche Cayenne S Transsyberia

8 Septiembre, 2008, modificada el 24 Enero, 2011 por

Porsche celebra el éxito deportivo del Cayenne con el lanzamiento de una nueva versión especial,  el Cayenne S Transsyberia, que llegará a nuestro mercado a principios de 2009 con un precio de 86.779 euros.

5

Porsche celebra el éxito deportivo del Cayenne con el lanzamiento de una nueva versión especial, el Cayenne S Transsyberia, que llegará a nuestro mercado a principios de 2009 con un precio de 86.779 euros.

Porsche celebra el éxito deportivo del Cayenne con el lanzamiento de una nueva versión especial,  el Cayenne S Transsyberia, que llegará a nuestro mercado a principios de 2009 con un precio de 86.779 euros. Su denominación proviene del rally intercontinental que se desarrolla entre Moscú y la capital de Mongolia, Ulan Bator, con un recorrido de unos 7.200 kilómetros.


Entre sus futuros rivales nos encontramos con los SUV más lujosos y prestacionales, todos ellos alemanes -como el Audi Q7, los BMW X5 y X6 y el Mercedes M 63 AMG-, aunque el Range Rover Sport Supercharged también está dentro de su competencia por ser un todoterreno, que como el Porsche, tiene reductora.


Porsche se plantea este tributo a la competición por su gran historial de victiorias con el Cayenne desde que ganó por primera vez en 2006 el Rally Transsyberia. En 2007 el fabricante alemán volvió a demostrar su excelente competitividad en terrenos complicados, tras ocupar su modelo los tres primeros puestos después de acabar la prueba. Este año, hace apenas unas semanas, el coche mejorado respecto al de 2007 ha ocupado las seis primeras plazas.


Así la marca alemana de deportivos por excelencia presentará en el Salón del Automóvil de París su nuevo Cayenne S Transsyberia. Al igual que el modelo de rallys, la versión de calle está basada en el Cayenne S, impulsado por un motor V8 atmosférico de 4.8 litros de cilindrada y una eficiente y económica inyección directa de combustible.  


Esto significa que en lugar de montar la mecánica de la versión S, el nuevo Transsyberia esconde bajo el capó el motor del Cayenne GTS, con 405 CV de potencia a 6.500 rpm y un par máximo de 500 Nm a 3.500 rpm. Además, para mejorar las aptitudes prestacionales de este 4×4, las relaciones de la caja de cambios manual de 6 velocidades -en opción existe la transmisión automática Tiptronic S, también de 6 velocidades- se acortan un 15%, lo que le permite hacer el 0 a 100 km/h en sólo 6,1 segundos -medio segundo menos que el Cayenne S- y recuperar en quinta de 80 a 120 km/h en 6,6 segundos -dos segundos más rápido que el modelo en el que se basa-. La velocidad máxima es la misma que en el GTS, 253 km/h.
 
El Cayenne S Transsyberia se distingue por su aspecto y su sonido, equipado de serie con un escape deportivo con dos salidas dobles que garantiza una apariencia dinámica y musculosa. Para completar el carácter racing de esta versión Porsche ofrece cuatro atractivos colores: las combinaciones negro y naranja, plata cristal metalizado y naranja; y colores más discretos como la mezcla negro y gris meteoro metalizado, y la de gris meteoro metalizado con plata cristal metalizado.


A esto hay que sumar las llantas de 18 pulgadas que van en cada caso en un tono de contraste -que a su vez es igual que las rejillas laterales para las tomas de aire-, la inscripción Cayenne S Transsyberia de ambos lados -opción sin coste adicional-, las carcasas de los retrovisores exteriores, y la parte superior del spoiler del techo con su perfil de doble ala. También se pueden incorporar -por el mismo precio- los faros todoterreno de techo, pero no están homologados para su uso por vías públicas.


El interior mantiene la deportividad y exclusividad del exterior y en contraste con el color de este, destaca el tono diferenciado de las molduras en el soporte del cuadro de mandos y las puertas, así como el tono de la instrumentación, de los cinturones de seguridad y del reborde de las alfombrillas. El volante en alcántara, presente en otras superficies y componentes del interior, pone como colofón una marca en la parte superior del aro.


El equipamiento de serie del más aventurero de los Porsche Cayenne incluye suspensión neumática con el sistema Porsche Active Suspensión Management (PASM) que ajusta la dureza de los amortiguadores -y por tanto la altura del chasis al suelo- de forma activa y constante, en función del tipo de conducción que se realice, además de reducir el balanceo de la carrocería en este proceso. Otro elemento de serie es el Porsche Traction Management (PTM) que distribuye la potencia del motor entre los ejes delantero y trasero, según las condiciones del terreno. Normalmente  el 62% de la potencia va a las ruedas posteriores y el 38% a las anteriores, aunque el bloqueo longitudinal puede llegar a ser del 100% en uno de los dos ejes si fuera necesario. En el instante en que el conductor activa las relaciones de cambio cortas -de serie-, el vehículo cambia automáticamente al modo off-road para el ABS y el diferencial de freno automático, y ajusta la suspensión neumática en la altura predeterminada para todoterreno.


El paquete opcional offroad technology mejora las buenas cualidades todoterreno del Porsche Cayenne S Transsyberia, con un bloqueo de diferencial en el eje trasero controlado electrónicamente, que puede ser activado por el conductor cuando lo necesite. Otros componentes especiales son las protecciones laterales, un cubrecárter reforzado y protecciones adicionales en el depósito de gasolina y en el eje trasero.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba