Porsche Cayenne

, modificada el 24 enero, 2011 por

La gama 2010 del brutal todoterreno alemán se completa con dos nuevas motorizaciones V6 con el gasolina 3.6 de 300 CV y el diésel 3.0 de 240, dos opciones a tener en cuenta por ser los más accesibles.

5

Aviso a navegantes. Estas dos nuevas propuestas de acceso a la gama Cayenne ofrecen prestaciones de sobra y consumos menores frente a sus hermanos de mayor potencia, a unos precios igualmente inferiores que van desde los 62.600 euros del gasolina a los 64.600 del diésel, que probamos en la generación anterior. Este último se ofrece con la transmisión automática Tiptronic de 8 relaciones, mientras que en gasolina lo hay tanto con esta caja como con una manual de 6 marchas. Argumentos muy válidos para robar ventas a los que sueñan con los SUV y todoterrenos más lujosos y representativos, entre los que se encuentran los Audi Q7, BMW X5 y X6, Infiniti FX, Lexus RX 450h, Mercedes-Benz Clase M, Land Rover Discovery 4 y Land Rover Range Rover Sport, Toyota Land Cruiser y Volkswagen Touareg.


Entre los argumentos a favor del Cayenne están, además de la impronta de lucir el escudo de Porsche en el capó, un diseño interior y exterior actualizado, más elaborado y algo más grande, pero igualmente agresivo y exquisito, y unos equipamientos de serie y en opción más completos y tecnológicamente avanzados. Obviamente el consumo es otro factor a tener en cuenta, por lo que los ingenieros alemanes han conseguido ajustarlo a 7,4 litros de media para la versión diésel, y a 9,9 en el gasolina. Las prestaciones, como siempre, son brillantes ya que el 3.0 de gasóleo alcanza los 218 km/h y hace el 0 a 100 en 7,8 segundos, mientras que el 3.6 roza los 230 km/h de punta y acelera en 7,5 segundos.


Pese a que Porsche no ha informado al detalle sobre las nuevas mecánicas -aunque sí se sabe que el diésel es un 3.0 TDI de origen Audi-, la nueva ingeniería utilizada permite una importante reducción en las emisiones de dióxido de carbono -por debajo de los 195 gr/km en el diésel– y el cumplimiento de la normativa de emisiones Euro5, obligatoria en los vehículos nuevos matriculados a partir del 1 de enero de 2011. La optimización de los consumos se debe, entre otros, a la utilización de la nueva transmisión automática Tiptronic S de 8 velocidades, con la incorporación de la función Auto Start Stop incluida y unos desarrollos de cambio algo más largos, así como el uso de un sistema de recuperación energética y un menor peso total del vehículo.

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba