Opel Astra: probamos las versiones más potentes17

Opel Astra: probamos las versiones más potentes

6 Septiembre, 2012, modificada el 9 Agosto, 2017 por

Frankfurt ha sido la ciudad elegida para probar toda la gama del Opel Astra. Nos centramos en las dos versiones más potentes, tanto en diésel como en gasolina (Astra OPC y Astra GTC BiTurbo), para comprobar lo que podían dar de sí. Además, pudimos verificar que lo dicho por Opel, que existe un Astra para cada necesidad, es totalmente cierto.

Opel Astra: probamos las versiones más potentes17

El día de las bestias. Con esta pseudo analogía cinematográfica podemos titular lo que dio de sí la presentación de la gama Astra para Autocasión.com. Y es que gracias a Opel, que dispuso para los periodistas asistentes una completa flota de 37 vehículos, pudimos probar, y enfrentar, las dos versiones más potentes tanto gasolina como diésel. Hablamos del Opel Astra OPC, con motor 2.0 turbo de gasolina con 280 CV de potencia, y del Opel Astra GTC BiTurbo, que cuenta con el nuevo motor diésel de la marca alemana con 195 CV y dos turbos.

Opel Astra OPC: el rey de la manada

El Opel Astra OPC es claramente reconocible por su agresiva imagen exterior.17
El Opel Astra OPC es claramente reconocible por su agresiva imagen exterior.

Solo ver su apariencia asusta. Su diseño exterior destila deportividad por los cuatro costados. Doble salida de tubo de escape, elementos aerodinámicos exclusivos, llantas de 19 pulgadas de serie (aunque se puede optar por unas de 20 pulgadas como opción, que son las que equipaba el modelo que probamos)… en definitiva, un sinfín de características que hacen que antes de subirte al coche sientas ese cosquilleo especial que solo provocan los deportivos. A esa sensación contribuyen las prestaciones de infarto que el Astra OPC tiene sobre el papel. Acelera de 0 a 100 km/h en 6 segundos y alcanza los 250 km/h de velocidad punta. Con todos estos datos en la mano, ¿cumplirá con las expectativas?

Después de 100 kilómetros al volante del Opel Astra OPC llegamos a una conclusión. Corre, y mucho. Pero en este tipo de coches, tan importante es el que corra y el cómo corra. Es decir, ¿es un deportivo con todas sus consecuencias? Los ingenieros de Opel han tratado de que sea así modificando diversos elementos mecánicos, como las suspensiones o el sistema de frenado. Es cierto que tiene un tacto mucho más radical, y no solamente a nivel de motor, que cualquier otro Astra. Sin embargo, no llega a ofrecer el nivel de eficacia que sí muestra el que para muchos es el rey de este grupo de coches tan selecto, que podríamos bautizar como el de los súper deportivos asequibles: el Renault Megane RS.

Detalle de una de las salidas de tubo de escape del Opel Astra OPC.17
Detalle de una de las salidas de tubo de escape del Opel Astra OPC.

Quizás el motivo no sea otro que los creadores del Opel Astra OPC no hayan querido fabricar un coche tan “de circuito” como el coche francés, pero lo cierto es que cuando se exprime a fondo el OPC hay que trabajar con el bastante con el volante para controlar las reacciones del coche. Podríamos concluir por tanto que no es el coche más eficaz del mundo, pero sí que estamos ante un vehículo donde la diversión está asegurada, algo a lo que ayuda un sonido muy peculiar.

También merece la pena comentar los cambios interiores del Opel Astra OPC. Si el exterior presenta multitud de variaciones, el interior es algo menos radical. Aunque es cierto que a primera vista sí que parece que existen muchos cambios, sobre todo gracias a los baquets deportivos donde se sientan tanto el conductor como el copiloto, lo cierto es que una vez sentados al volante las diferencias entre el cuadro de mandos y la consola central del OPC respecto al Astra GTC son muy sutiles. Es un interior estéticamente agresivo y muy apetecible, pero una versión tan especial como el OPC hubiese agradecido ser aún más exclusiva.

Opel Astra GTC BiTurbo: el diésel más potente

El motor BiTurbo de Opel tiene 195 CV y gasta menos de 5 litros a los 100 km.17
El motor BiTurbo de Opel tiene 195 CV y gasta menos de 5 litros a los 100 km.

Estéticamente no llega al nivel de agresividad y radicalidad del Opel Astra OPC, pero la presencia de la versión deportiva GTC impone. Te aseguro que es un coche que cuando lo ves por la calle te das la vuelta para mirarlo. Y si encima está dotado del nuevo motor diésel BiTurbo de Opel, que la marca presenta como el más potente de la historia, las ganas de conducirlo crecen exponencialmente.

El acabado GTC a nivel de chasis y mejoras mecánicas no llega al nivel de perfeccionamiento del OPC, como es lógico, pero tiene una serie de elementos, como el chasis electromecánico FlexRide (que sí comparte con el OPC), que hacen de él un modelo lo suficientemente deportivo como para disfrutar como niños al volante. Además, su interior ayuda. Salvo por la ausencia de los baquets delanteros, tenemos un coche muy similar al OPC. No obstante, los asientos que incorpora el Astra GTC son exclusivos, y me atrevo a decir que son más cómodos que los del OPC. Aunque también es cierto que esta sensación de comodidad también viene dada por unas llantas de menor tamaño y unas suspensiones no tan radicales como en el Astra más potente de todos.

El interior del Opel Astra GTC tiene una serie de elementos exclusivos que lo hacen muy atractivo.17
El interior del Opel Astra GTC tiene una serie de elementos exclusivos que lo hacen muy atractivo.

Pero lo que más curiosidad nos provocaba de esta versión GTC es el nuevo motor diésel BiTurbo de 195 CV. Este propulsor de 2 litros también lo pueden incorporar las versiones de 5 puertas y Sports Tourer del Astra, pero quisimos probarlo en la versión más deportiva posible para ver si realmente dos conceptos tan antagónicos para los más puristas, diésel y deportivo, podían relacionarse con éxito. La respuesta es sí, aunque con algunos matices.

Es cierto que el nuevo motor BiTurbo responde más y mejor, especialmente en bajas, que el CDTi de 160 CV convencional. Pero, aunque sus prestaciones y sensaciones son más que suficientes para disfrutar al volante (por ejemplo, alcanza más de 220 km/h en todos los modelos en los que se puede incorporar), hay dos cosas que nunca podrá igualar respecto a un deportivo de gasolina. El sonido y la sensación de estirar el motor hasta el corte. Porque este diésel sube tan rápido de vueltas que enseguida tendremos que cambiar de marcha, ya que como buen diésel no sube más allá de las 4.500 rpm. Si somos capaces de aceptar estos dos “peros”, tendremos un coche muy divertido y que además nos premiará con unos consumos irrisorios para las prestaciones que ofrece. Homologa 4,9 litros a los 100 kilómetros equipado en la versión GTC. Resumiendo; ¿deportivo? Si. ¿Divertido? También. Pero es un diésel, con sus virtudes y sus defectos. En tu mano está decidir lo que merece más la pena.

Opel Astra: el resto de la gama se renueva

Además de los dos modelos más potentes de la gama Astar, en Frankfurt pudimos comprobar todas las novedades que trae Opel para uno de sus coches más representativos. La primera de ellas es la presencia del Opel Astra Sedán (que ellos llaman Opel Astra 4 puertas), que fue presentado hace unos días en el Salón de Moscú. Se trata de un vehículo que, a pesar de haber sido presentado en Rusia, la marca quiere que sea importante en el mercado europeo y, por tanto, también en el español.

También pudimos comprobar los cambios en el diseño exterior de las versiones del Astra de 5 puertas y Sports Tourer, que son sutiles pero efectivos, así como una gama de motores que llega a cubrir las necesidades de todo cliente potencial. Al menos esa es la intención de la marca alemana.

La luna delantera panorámica es una seña de identidad del Opel Astra GTC.17
La luna delantera panorámica es una seña de identidad del Opel Astra GTC.

En gasolina, Opel ofrece un motor 1.4 turbo de gasolina con 140 CV y 200 Nm, que es la misma mecánica que puede ser adquirida con tecnología GLP en las versiones de cinco puertas y Sports Tourer. También en gasolina Opel cuenta con el motor del Astra OPC del que hemos hablado antes, con 280 CV de potencia y un par de 400 Nm. En el apartado de los diésel, tenemos el 1.7 CDTi ecoFLEX, con variantes de 110 y 130 CV, y el nuevo 2 litros BiTurbo CDTi, del que también hemos hablado ampliamente.

No obstante, si ya de por sí estamos ante una amplia gama de motores, en Opel no se detienen. Según nos confirmaron ingenieros de la marca alemana, están preparando un nuevo motor de gasolina 1.6 turbo con el que se logrará una mejora del 13% en lo que a cifras de consumo se refiere, y que debutará en 2013. También durante los próximos 18 meses se espera la llegada de una nueva mecánica de pequeña de gasolina y otra diésel intermedia. Como ves, Opel no para de pensar en el futuro. Y nosotros, tan contentos de que así sea.

La gama del Astra al completo

Te puede interesar...

3 Comentarios

Salvador 6 Septiembre, 2012

El Opel Astra GTC me parece espectacular. Debería haber un motor de gasolina lo suficientemente potente como para divertirse sin llegar a la “burrada” del OPC. Al menos así no obligas un poco al cliente a comprarse el diésel. Aunque por lo que contáis, esta mecánica pinta bien.

Igar73 6 Septiembre, 2012

El Mégane RS \”rey de los Super Deportivos Asequibles\”?
Ese trono pertenece sin duda alguna al 500 Abarth Esseesse

A su lado, el Megane RS y al Astra OPC parecen simples \”coches del pueblo\”

Jorge Morillo 6 Septiembre, 2012

Igar73, el artículo se refiere al segmento al que pertenecen el Megane RS o el Astra OPC. Aquí podríamos meter también las versiones más radicales del León o del Focus. Para comparar el Abarth 500 habría que bajar un escalón en cuanto a tamaño. No son comparables!! 😉

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba