Novedad

Nuevo Porsche 935: el renacer de ‘Moby Dick’

7 fotos

Ampliar

28 de septiembre, 2018

Porsche acaba de presentar en el circuito de Laguna Seca la actualización de un icono de las carreras: el mítico 'Moby Dick' vuelve en producción limitada.

Porsche no quiere que este 70 aniversario acabe jamás. Como atestiguan sus últimas y tan especiales creaciones lo está disfrutando de lo lindo… y nosotros no podemos estar más encantados y agradecidos. En verano nos sorprendió con la reencarnación moderna del 911 Speedster y hoy hemos despertado de nuevo boquiabiertos con el renacer del 935 Moby Dick de carreras. Este nuevo Porsche 935 homenajea a esa máquina que se ganó la mitificación durante la segunda mitad de los 70 y la primera mitad de los 80 en circuitos de medio mundo. Durante la época no resultaba complicado ver varias unidades del 935 copando los primeros puestos de campeonatos como el actual WEC o el norteamericano IMSA GT. Este modelo llegó a ganar las 24 Horas de Le Mans en 1979 con el equipo privado Kremer Racing, que logró construir un coche incluso más rápido que las unidades oficiales.

Los 5 mejores Porsche de la historia

Cómo es el nuevo Porsche 935

Los de Zuffenhausen han querido presentar la actualización de este icono en la Rennsport Reunion, un prestigioso evento que reúne vehículos históricos de competición en el circuito californiano de Laguna Seca. ¿Existe algún lugar mejor? El nuevo Moby Dick -apodo que se ganó gracias a la particular forma de su zaga, similar a la cola de una ballena- monta el característico motor bóxer de seis cilindros biturbo que, en este caso, declara la friolera de 700 CV de potencia. Está asociado a la fantástica transmisión PDK de siete relaciones y equipa un diferencial autoblocante optimizado para las carreras.

El Porsche 935 se basa en el nuevo 911 GT2 RS

La base que se ha utilizado es la misma que usa el bestial 911 GT2 RS. En el 935, el peso se ha retenido en 1.380 kg por el uso de carbono y kevlar. Sus dimensiones llegan hasta los 4,86 metros de largo (con una batalla de 2,45 metros), 2 metros de ancho y 1,36 metros de alto.

La suspensión de ambos ejes se compone con estructura de tipo McPherson y, además, el eje trasero es direccional. El equipo de frenos utiliza pinzas de aluminio con seis pistones y discos de 380 mm de diámetro para las ruedas delanteras y con cuatro pistones y discos de 355 mm de diámetro para las traseras.

Su finalidad es exclusivamente la competición. Por ello, en el habitáculo vemos un sólo baquet con arnés de seis puntos, un volante de monoplazas compuesto en fibra de carbono y jaula de seguridad.

Porsche ya admite pedidos a un precio de 701.948 euros cada uno. Su producción estará limitada a 77 unidades y llegarán a sus nuevos dueños a partir de junio de 2019.

Ver información de los modelos

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche