Prueba

Probamos el Audi Q5 Sportback 2021: contraataque al X4 y GLC Coupé

41 fotos

Ampliar

05 de junio, 2021

Audi presenta la versión de línea coupé del Q5 que llega con motores de gasolina y diésel con etiqueta Eco, dos versiones híbridas enchufables y un precio de partida de 55.810 euros.

En 2005 muchos se reían de los coreanos por lanzar al mercado el SsangYong Actyon, un todo terreno con aspecto de coupé. Tres años después, BMW presentó el X6 con la misma idea y fue un éxito tan grande que ahora las marcas de lujo alemanas tienen un modelo de este estilo en sus gamas SUV. El último en llegar es el nuevo Audi Q5 Sportback, la versión de líneas deportivas del conocido Q5.

Este nuevo modelo de los anillos viene para plantar cara a los BMW X4 y Mercedes GLC Coupé que están acumulando un buen número de ventas, que ahora tendrán que repartir con el nuevo rival, el Audi Q5 Sportback, que se aprovecha de los elementos de estilo introducidos en la reciente actualización del Audi Q5 2021.

El éxito del Q5 Sportback está a priori asegurado, si comprobamos las ventas de las carrocerías Sportback en el resto de la gama SUV de Audi. En el Audi Q3, suponen un 57% de las ventas y en el e-tron un 51%. El Q5, sin estar todavía en el mercado, ya registra un 43% de los pedidos.

La gama de motores del Audi Q5 Sportback es muy amplia, con mecánicas diésel y de gasolina y dos versiones híbridas enchufables. La oferta, que se estructura en base a los acabados Advanced, S line y Black Line, parte en 55.810 euros para el Q5 Sportback 35 TDI y se va hasta los 73.210 euros de la variante PHEV 55 TFSIe.

Mención aparte merece el Audi SQ5 Sportback. Con ajustes específicos para el chasis y un motor V6 diésel de 3 litros que desarrolla 341 CV y 700 Nm de par, el precio de partida se sitúa en 83.330 euros.

Nuestra valoración: 7,7

Diseño 7

Motor 8

Comportamiento 8

Interior 8

Equipamiento 7

Consumos 8

Destacable

  • Etiqueta Eco
  • Confort de marcha
  • Apenas pierde en practicidad

Mejorable

  • Más caro que el Q5
  • Banqueta trasera desplazable opcional

Ver ficha técnica y equipamiento

Diseño: a la moda

El Audi Q5 Sportback mide 4,7 metros de largo.

41 fotos

Ampliar

Para darle ese aspecto coupé, el Audi Q5 Sportback tiene más tendida la línea del techo y alarga ligeramente la zaga (apenas 7 mm) hasta rozar los 4,7 metros de longitud total. Aunque parece más bajo y ancho, en realidad estas cotas son calcadas con las del Q5 «normal». Gracias a ello, y pese a su aspecto deportivo, el nuevo Audi Q5 Sportback prácticamente no pierde en practicidad.

En el frontal, destacan los faros con tecnología full led de serie (Matrix led en opción) que escoltan un gran parrilla que, en función del acabado escogido, presenta diferencias. Además de las líneas exteriores Advanced y S line, que también modifican el aspecto de las entradas de aire laterales y, especialmente, el paragolpes trasero, existe un paquete de estilo negro que cambia el acabado aluminio de las molduras por el negro. Las opciones para personalizar el Q5 Sportback se completan con 12 colores para la carrocería y 21 diseños de llantas de entre 18 y 21 pulgadas.

En la zaga, destacan los novedosos pilotos con tecnología OLED (opcionales) que permiten elegir al cliente entres firmas lumínicas diferentes. Además, incorporan una función de seguridad: si otro vehículo se aproxima por la parte trasera a menos de dos metros cuando el coche está detenido, todos los segmentos OLED se iluminan para indicar una alerta de proximidad.

Interior: coupé y práctico

El panel de intrumentos de 12,3″ permite un alto grado de personalización.

41 fotos

Ampliar

La marca alemana no ha querido renunciar a la versatilidad que caracteriza al Audi Q5 y, aunque se pierde algo de capacidad en el maletero, la variante Sportback sigue gozando de mucho espacio tanto para los pasajeros como para la carga.

El maletero del Audi Q5 Sportback cubica 510 litros de capacidad frente a los 550 litros del Q5 y, con los asientos plegados, la cifra aumenta hasta 1.480 litros. En las versiones híbridas enchufables, la capacidad disminuye hasta los 455 litros y 1.365 litros. Audi ofrece de forma opcional la banqueta trasera plus que permite regular la inclinación de los respaldos y desplazar longitudinalmente los asientos para ganar hasta 60 litros extra en el maletero.

En cuanto al resto del habitáculo, no encontramos diferencias con un Q5 normal. Para la instrumentación contamos con una panel de 12,3 pulgadas (de los mejores del mercado), mientras que para el sistema multimedia la pantalla es de 10,1 pulgadas. El sistema, que incluye un reconocimiento por voz natural que responde al comando ‘Hey Audi’, es compatible con Amazon Alexa y Android Auto y Apple CarPlay inalámbricos. El conjunto de pantallas se completa con un head-up display de proyección sobre el parabrisas muy completo y que deja ver la información de forma muy clara.

Motor: para todos los gustos

Las versiones PHEV del Q5 Sportback homologa 62 kilómetros de autonomía en modo eléctrico.

41 fotos

Ampliar

La gama de motores del Audi Q5 Sportback es muy amplia. En el apartado diésel, tenemos las versiones 35 TDI y 40 TDI. El primero recurre al conocido bloque 2.0 que desarrolla, en este caso, 163 CV y 370 Nm de par máximo. Asociado siempre a un cambio automático de doble embrague S tronic de siete velocidades, acelera de 0 a 100 km/h en 9,0 segundos y homologa un consumo medio de entre 5,7 y 6,1 l/100 km.

El Audi Q5 Sportback 40 TDI monta el mismo bloque 2.0 TDI pero incrementa la potencia hasta los 204 CV y el par máximo hasta los 400 Nm. Además, la caja de cambios automático se asocia de serie al sistema de tracción total quattro-ultra. Esta versión, completa el 0 a 100 km/h en 7,6” y ofrece un consumo combinado de entre 6,4 y 6,9 l/100 km.

En gasolina solo hay una opción disponible, el Audi Q5 Sportback 45 TFSI quattro, que monta un bloque de cuatro cilindros y dos litros de cubicaje que desarrolla 265 CV y entrega 370 Nm de par. Con esta mecánica, que va asociada de serie al cambio automático y la tracción total, el 0 a 100 km/ se completa en 6,1 segundos y el consumo se cifra entre 8,4 y 9,1 l/100 km.

Tanto las versiones diésel como de gasolina, cuenta con un sistema de hibradción ligera con red eléctrica de 12 voltios que les permite lucir la etiqueta Eco de la DGT.

En cuanto a las versiones híbridas enchufables, la oferta la componen el 50 TFSIe de 229 CV y el 55 TFSIe de 367 CV. El primero acelera de 0 a 100 km/h en 6,1 segundos, registro que baja hasta los 5,3 segundos en la versión más potente. En ambos casos, el sistema combina el funcionamiento del motor un motor de gasolina 2.0 de 265 CV con el de un motor eléctrico integrado en la caja de cambios S tronic de siete velocidades. La tracción es la cuatro ruedas.

La batería que alimenta el motor eléctrico tiene 14,4 kWh netos de capacidad y permite homologar 62 kilómetros de autonomía en modo 100% eléctrico, por lo que las versiones TFSIe cuentan con la etiqueta Cero Emisiones de la DGT.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche