Novedad

Nissan IMQ: el Qashqai del futuro es un corpulento SUV de 335 CV

9 fotos

Ampliar

Nissan desvela en el Salón de Ginebra el IMQ concept, un prototipo híbrido de autonomía extendida que podría adelantar la futura generación SUV/crossover de la marca japonesa.

Nissan ha dado a conocer en el Salón de Ginebra un nuevo prototipo que, según dice el propio fabricante, indicará el camino para su próxima generación de crossovers. Se trata del Nissan IMQ concept, un vehículo híbrido que tiene una imagen absolutamente imponente.

Una de sus características más importantes es la tecnología. El IMQ adopta las últimas innovaciones de la llamada Movilidad Inteligente de la marca. Por supuesto, está equipado con el sistema de ayuda a la conducción Nissan ProPilot con capacidades mejoradas de conducción semiautónoma. Además, incorpora la tecnología Invisible-to-Visible que se presentó hace tan solo un par de meses en el CES de Las Vegas.

Te puede interesar: Así es el Nissan IMS Concept

Su exterior también es bastante peculiar. De cintura hacia arriba vemos un estilo bastante deportivo, con un techo descendente y muy aerodinámico. Sin embargo, el cuerpo inferior rebosa robustez: líneas horizontales y verticales muy marcadas, descomunales pasos de rueda, llantas de 22 pulgadas (con neumáticos inteligentes que proporcionan información al conductor sobre la motricidad, el desgaste, la temperatura y la carga) y una altura al suelo típica de los todoterreno. Tiene 4,56 metros de largo, casi dos metros de ancho y poco más de metro y medio de alto.

El Nissan IMQ usa el sistema de propulsión e-Power

Aunque no tenemos fotos del interior, Nissan asegura que está protagonizado por un salpicadero en forma de “ala planeadora” donde, suponemos, monta alguna enorme pantalla central para el infotainment, la navegación y la conectividad. Los asientos cuentan con acabado en tejido 3D bicolor cortado con láser en un patrón geométrico que está inspirado en el arte de la carpintería kumiko japonesa. Este es un patrón que se repite en el panel de instrumentos, en el panel de las puertas y en el túnel central.

Lo que sí sabemos es que lo que mueve a este IMQ es el sistema híbrido de autonomía extendida e-Power, que se compone de dos motores 100% eléctricos (uno para cada eje) y un motor 1.5 de gasolina que va conectado como fuente de alimentación a la batería -no tiene conexión directa con las ruedas.- De forma oficial declara una potencia total de 250 kW (340 CV) y un par máximo de 700 Nm.

¿Un adelanto del próximo Nissan Juke?

Una posibilidad que puede llegar a barajarse es que el prototipo IMQ sea una especie de anticipo de lo que podremos esperar del Juke de segunda generación. No hay que olvidar que el Juke está en pleno proceso de desarrollo (podría presentarse el año que viene) y ya sabemos que compartirá plataforma CMF-B con el nuevo Renault Clio V.

El futuro Nissan Juke seguirá siendo un hueso duro de roer en el segmento de los pequeños crossovers, adoptando motores gasolina de pequeño cubicaje y el dCi de 1.5 litros. Se espera que también haya una versión completamente eléctrica, con el fin de competir con el Hyundai Kona EV.

A pesar de que el Juke de segunda generación será completamente nuevo, seguirá teniendo un carácter diferente. Se espera que su imagen sea tan rompedora como el de la primera generación, por lo que no sería sorprendente que cogiera los ingredientes del IMQ y los llevara a producción.

¡Todas las novedades del Salón de Ginebra 2019, aquí!

Ver información de los modelos

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche