Mazda2

5 Noviembre, 2010, modificada el 24 Agosto, 2017 por

El modelo zoom-zoom más pequeño se adapta a sus nuevos rivales con cambios en su imagen y mejoras en el chasis, que lo hacen más confortable y responsable con el medio ambiente. Desde 13.000 euros.

41

El juvenil utilitario japonés actualiza su carácter deportivo con un toque más confortable -mejora su conducción y la calidad interior- y limpio -ya que todos sus motores cumplirán con la norma Euro5 de emisiones-. Así es la respuesta nipona a los Chevrolet Aveo, Citroën C3, Fiat Punto Evo, Ford Fiesta, Hyundai i20, Kia Rio, Mitsubishi Colt, Nissan Micra, Opel Corsa, Peugeot 207, Renault Clio, Seat Ibiza, Skoda Fabia, Suzuki Swift, Toyota Yaris y Volkswagen Polo, todos integrantes del nutrido segmento de los coches pequeños B-.


De serie el acabado Sportive incluye un kit deportivo SAP con faldones laterales especiales, un alerón trasero montado en el techo y llantas de aleación de 16 pulgadas con una geometría más acentuada. El nuevo Mazda2 está disponible en once colores, dos totalmente nuevos que son el Aquatic Blue Mica y Burgundy Red Mica -en las fotos-.


En el interior sólo añade ligeros cambios representados por nuevos materiales y elementos decorativos que mejoran la calidad visual y táctil. El panel de audio de la consola central ofrece un nuevo acabado en negro piano, además de nuevas líneas cromadas en la parte de los mandos. Las salidas del aire acondicionado tienen nuevas molduras negras y ahora sus embellecedores son plateados. Del puesto de conducción, destaca el cuadro de mandos con relojes rodeados de un aro plateado, grafía blanca sobre fondo negro y retroiluminación nocturna en ámbar. Además, las molduras de los mandos del volante, ahora, también son negras. Como los asientos, que estrenan tapicerías y texturas y completan el carácter del coche.

La gama estará compuesta por cuatro acabados. Empieza con el Active, asociado a una mecánica gasolina de 1.3 litros y 75 CV que rinde 119 Nm de par y emite 119 gr/km con un consumo de 5,1 litros a los 100 km -ofrece ABS, asistente a la frenada de emergencia EBA, distribución de la fuerza de frenado EBD, airbags delanteros, aire acondicionado, radioCD lector de MP3 con conexión auxiliar y 2 altavoces, elevalunas eléctricos delanteros y retrovisores eléctricos-, continúa con el Style, para los motores 1.3 de 75 CV gasolina y 1.6 CRTD con filtro de partículas sin mantenimiento de 95 CV diésel y 205 Nm entre 1.750 y 3.000 rpm que consume 4,2 litros de media y emite 110 gr/km -añade 6 airbags, ordenador de a bordo, 4 altavoces y espejos retrovisores eléctricos plegables-, sigue con el equipamiento Style+, en los mismos propulsores que el anterior -con climatizador, faros antiniebla, elevalunas eléctricos traseros, volante y pomo de la palanca de cambio en piel y llantas de aleación de 15 pulgadas– y el tope de gama es el mencionado Sportive. Este sólo está disponible para el diésel y un propulsor gasolina 1.5 de 102 CV de potencia que desarrolla 133 Nm de par y consume 5,8 litros, emitiendo 135 gr/km de CO26,3 litros y 146 gr/km si en lugar del cambio manual de 5 velocidades, se opta por el automático de 4– y, además del kit deportivo y las llantas de mayor tamaño, suma control de estabilidad, 6 altavoces, sensores de luz y lluvia y control de crucero.


La lista de opciones la forman el DSC -control de estabilidad, disponible para el Style+ por 300 euros, el paquete DSC + cambio automático de 4 velocidades -para el acabado antes mencionado por 1.600 euros, el resto de cambios son manuales de 5 relaciones– y pintura metalizada para toda la gama por 300 euros; además de accesorios como el navegador portátil con bluetooth, el embellecedor del paragolpes trasero, el embellecedor de los espejos retrovisores, el escape deportivo, el reposabrazos central, el kit de pedales de aluminio, leds para la iluminación de bienvenida y el maletero o la bandeja portaobjetos este compartimento.


El chasis también tiene mejoras, concretamente en la suspensión delantera McPherson y en la trasera de barras de torsión -también en los amortiguadores, menos elásticos-, para conseguir una rigidez local superior y un mayor confort de conducción, sin perder agilidad ni estabilidad. Los frenos, discos ventilados de 258 y 200 mm delante y detrás, respectivamente, también se han revisado para resistir más a la fatiga. Y se ha montado un sistema de asistencia a la frenada modificado que, en caso de emergencia con presión de frenado insuficiente, aumenta la fuerza hasta el límite máximo del servofreno de vacío.


El nuevo Mazda2 tendrá una garantía de 3 años o 100.000 km, apliable a 5 años por 500 euros. Aquí tienes los precios.

Gasolina 3 y 5 puertas:
Mazda2 Active 1.3 75 CV: 12.950 euros
Mazda2 Style 1.3 75 CV: 13.200 euros.
Mazda2 Style+ 1.3 75 CV: 13.700 euros.
Mazda2 Sportive 1.5 102 CV: 15.000 euros.

Diésel, sólo en 5 puertas:
Mazda2 Style 1.6 CRTD 95 CV: 16.100 euros.
Mazda2 Style+ 1.6 CRTD 95 CV: 16.600 euros.
Mazda2 Sportive 1.6 CRTD 95 CV: 17.200 euros.

2 Comentarios

Nuevo Mazda2 | Hoy Motor 1 Julio, 2011

[…] fotos (1)Mazda pone a la venta en Japón su renovado utilitario, el 2 -allí Demio-. Este nuevo Mazda2, rival directo -por cotas- de los Chevrolet Aveo, Citroën C3, Mitsubishi Colt, Nissan Micra, Skoda […]

Mazda2, la prueba más completa en Autocasion.com | Autocasion.com 24 Enero, 2012

[…] carácter urbano del Mazda2 queda reflejado claramente en su comportamiento dinámico. El reglaje del conjunto formado por las […]

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba