*

Mazda en Tokio: el alma del movimiento

1 Diciembre, 2011 por

La marca japonesa muestra en la cita de su país, la tecnología eficiente más avanzada con el sistema de frenada regenerativa i-ELOOP y el, ya conocido, i-Stop; además de un prototipo que avanza las líneas de sus futuras berlinas compactas y medias.

11

Mazda llega a la cuadragésima segunda cita nacional del motor, hasta el 11 de diciembre, con varias novedades interesantes, en lo que concept cars y modelos de serie se refiere.

La primera es el concept Mazda TAKERI, primer vehículo que incorpora el novedoso sistema de frenada regenerativa i-ELOOP, el único que utiliza un condensador acumulador para obtener la máxima eficiencia energética. Se trata de una primicia mundial y representa el nuevo lenguaje de diseñoKODO“, que significa alma del movimiento, y de la tecnología SKYACTIV. Este prototipo marca el rumbo de una futura berlina de nueva generación para los segmentos C y D, compacto y de berlinas medias, respectivamente.
Así, el TAKERI hereda el estilo de coupé deportivo de 4 puertas del concept Mazda SHINARI, combinando emoción y elegancia. Está equipado con el nuevo motor diésel limpio
SKYACTIV-D, que incluye el sistema i-Stop. En conjunto, todas estas tecnologías aportan mejoras en la eficiencia de combustible y el comportamiento. Todas estas virtudes aseguran un modelo de serie dentro de la gama japonesa.

Sigo con el Mazda CX-5 que se presenta también en el mercado japonés como primer modelo de la nueva generación de productos de la marca. Este todocamino compacto, que llegará a nuestro mercado en la primavera de 2012, incorpora las nuevas tecnologías SKYACTIV y, también, el nuevo lenguaje de diseñoKODO“. De esta forma, el CX-5 es el primer modelo de la nueva generación Mazda, diseñado para ofrecer una respuesta precisa y una conducción gratificante y de alta calidad, a la que se suma un comportamiento medioambiental y de seguridad excepcional.

Por último, el Mazda Granz Biante, un minivan de 8 plazas, altura mediana, robusta y de calidad con las nuevas líneas de diseño que el fabricante nipón irá incluyendo en su inminente gama. Destacan su parte frontal, con un exclusivo parachoques delantero y una parrilla cromada grande, el embellecedor trasero cromado y más detalles cromados en el resto de la carrocería -que mide 4.715 mm de largo, 1.770 de ancho y 1.835 mm de alto-, además de sus llantas de aleación de 17 pulgadas y la transmisión automática de 5 velocidades.

Mira el vídeo del Mazda CX-5

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba