Mazda CX-5, un SUV de bajo consumo y alta tecnología22

Mazda CX-5, un SUV de bajo consumo y alta tecnología

29 Abril, 2012, modificada el 9 Agosto, 2017 por

Llega al mercado el modelo en el que Mazda ha puesto muchas de sus expectativas futuras. El CX-5, un todocamino compacto, reúne los grandes valores de esta marca japonesa: diseño atractivo, disfrute de la conducción y eficiencia de consumo. Todo ello gracias a un prodigioso conjunto tecnológico llamado Skyactiv. Lo hemos probado y te contamos nuestras primeras impresiones.

No valorado

Destacable

  • Respuesta del motor
  • Confort a bordo
  • Estilo deportivo

Mejorable

  • Asistencia eléctrica a la dirección

El CX-5 es el primer modelo en inaugurar la nueva  generación de vehículos de Mazda con vistas al gran reto de hacer la gama más ligera, eficiente y  ecológica a base de la más refinada tecnología. El objetivo de Mazda es que cada nuevo modelo pese 100 kilos menos que su predecesor, de manera que para 2015 su gama sea un 30 por ciento más eficiente con respecto a los niveles de 2008. Con ese ambicioso plan, su departamento de I+D se concentra en encontrar “otra forma de hacer las cosas”; bagaje no les falta a estos ingenieros con sede en Hiroshima, ya que la historia de Mazda brilla con éxitos tecnológicos como el motor rotativo (victoria en Le Mans incluida en 1991) o el roadster  MX-5, que supuso un hito en los descapotables deportivos cuando parecía que ese tipo de coches ya no tenían nada nuevo que ofrecer.

En los comienzos de 2012, el nuevo hito se llama Skyactiv Technologies (soluciones innovadoras en motores, transmisiones, chasis y carrocería)  y el CX-5 es el primer modelo en incorporarlas. Su avanzadilla –la versión gasolina- llegó a los concesionarios con la primavera , pero el CX-5 se presenta ahora a nivel mundial con todas sus motorizaciones Diesel y gasolina, sus tracciones 2×2 y 2×4 y sus transmisiones manuales y automáticas. Es el SUV compacto con el que Mazda se enfrentará al Volkswagen Tiguán, al Ford Kuga, al BMW X1, al Audi Q3 y al Toyota RAV4.

Diseño exterior y capacidad interior

En su aspecto exterior, el CX-5 es heredero de los concepts Minagi y Shinari, en los que ya se destilaba un lenguaje estético –el Kodo o “alma en movimiento”- que ahora vemos plenamente expresado en unas formas dinámicas pero rotundas, que dan a este todo camino compacto un aspecto robusto y ágil a la vez. El responsable de diseño lo explica con una metáfora zoológica: un guepardo a punto de saltar sobre su presa, en tensión y listo para liberar toda su energía.  El morro muestra la nueva parrilla de cinco esquinas de Mazda y su línea se extiende hasta los faros para, con ellos, simular la cara de ese guepardo metafórico. Con las formas, su función: resultar muy aerodinámico (y así bajar consumos y, por tanto, también emisiones).

El jefe de Diseño de Mazda Europa nos explica qué es Kodo

Cuando nos sentamos en su interior, comprobamos  que la calidad general percibida es alta, con buenos ajustes y materiales que transmiten solidez. El salpicadero, mate en su mayor parte, presenta una banda con cierto brillo en el frontal y la habitual buena disposición ergonómica de los productos de Mazda. El puesto de conducción es fácilmente adaptable a nuestra talla y corpulencia con regulaciones manuales o eléctricas dependiendo de las versiones; los asientos recogen bien el cuerpo y evitan desplazamientos laterales incluso en curvas pronunciadas. Los relojes de la instrumentación, impecablemente legibles, heredan su forma de los del MX-5. A nuestra derecha, la palanca del cambio, corta, remata en un pomo pequeño que da idea de su presumible facilidad de manejo. De frente y a ambos lados, buena visibilidad. Hay huecos en las puertas (hasta para botellas de 1 litro), bajo la consola central también.

Interior22
Vista del habitáculo del CX-5, espacioso y de alta calidad percibida.

Igual de cuidados que el conductor, el resto de pasajeros tiene espacio suficiente, aunque la parte de atrás resulta justa para tres adultos; eso sí, el espacio para las rodillas –como la altura al techo-  resulta generoso, y la posición algo más elevada de la banqueta trasera permite que sus ocupantes puedan viajar con las piernas suficientemente estiradas. El maletero, por último, ha sido cuidadosamente diseñado con forma cúbica para carecer de recovecos irregulares y ser aprovechable al máximo: ofrece 503 litros de capacidad y, con los asientos traseros abatidos (por cierto, sólo con un toque en una pequeña palanca accionada desde el maletero), puede llegar a los 1.620 litros.

Motores Diesel y gasolina

El Mazda CX-5 llega con un motor de gasolina 2.0 en versiones de 160 CV (4×4, de caja manual o automática) y de 165 CV (2×4 y sólo manual) y un 2.2 Diesel, de 150 CV (2x4y 4×4 combinables con cambio manual o automático) o de 175 CV, éste sólo con tracción 4×4 y cambio automático. Todas esas combinaciones de mecánicas, tracciones y cambios se benefician de las nuevas soluciones técnicas:

  • Motor de gasolina Skyactive-G:  Relación de compresión 14:1, reducción de la fricción interna en un 30 por ciento, diseño más ligero (10 por ciento menos de peso), entre otras mejoras. Todo ello provoca una rebaja del consumo y de las emisiones de CO2 en un 15 por ciento en comparación con el actual motor de gasolina MZR de 2 litros de Mazda.
  • Motor Diesel Skyactive-D: Reduce el consumo de combustible en casi un 20 por ciento en comparación con el actual MZR-CD de 2,2 litros, pesa un 10 por ciento menos, la fricción interna disminuye un 20 por ciento.
  • Transmisión automática Skyactive-Drive: Suave de funcionamiento, sin saltos perceptibles entre marchas y uso también manual. Reduce el consumo hasta en un 7 por ciento.
  • Transmisión manual Skyactive-MT:  Más ligera, pequeña y eficiente, dispone de 6 velocidades y está inspirada en el tacto rápido y preciso del Mazda MX-5, el de mayor éxito de la marca.

Y, a la hora de conducir, resultan también fundamentales los avances conseguidos en la carrocería (un 8 por ciento más ligera y con mayor rigidez para aumentar sus prestaciones dinámicas) y el chasis (más rígido, más ligero,  en busca de las sensaciones de conducción deportiva típicas de nuevo del MX-5). También se ha realizado un completo rediseño de las suspensiones, con barras delanteras y multibrazo detrás, para conseguir mayor estabilidad y resistencia a la torsión.

El Mazda CX-5, en movimiento



A lo largo de nuestra prueba, hemos conducido las diversas combinaciones de motores, tracciones y cambios que llegan a España y nuestra impresión general, a la espera de una prueba más profunda, es francamente positiva. Destaca especialmente la respuesta general de los motores, rápida y desde bajas vueltas (incluso en las mecánicas de gasolina). El motor Diesel, muy elástico, es capaz de seguir entregando par –empujando- en todo el rango de revoluciones de una marcha. Así, si aceleramos, podemos seguir haciéndolo mientras el motor sube y sube de vueltas con alegría sin pedirnos que cambiemos a la siguiente hasta poco antes del corte de inyección. Eso hace que su rango de utilización sea mayor y que nos procure de ese modo una conducción más relajada y divertida a la vez.

Conducción22
El placer de conducir, uno de los valores de Mazda, se conserva plenamente en el CX-5.

En el recorrido que hemos realizado por carreteras y autopistas, no nos ha terminado de convencer la asistencia eléctrica dela dirección, de serie en todas las versiones del CX-5, por la “flotabilidad” que transmite respecto a las sensaciones que el conductor recibe de lo que está pasando bajo sus ruedas, como si le faltara una parte del control de la carretera. El cambio de 6 velocidades, por su parte, es de lo que más sorprende al conducir este SUV, por lo cortito de los desplazamientos de la palanca y lo rápido que permite manejarlo. La versión de la que Mazda espera vender más unidades en España es la 2.2 Diesel, de 150 CV, con cambio manual y tracción delantera. Llega a los 202 km/h de velocidad máxima, consume una media de 5,4 litros por cada 100 km y emite 119 g de CO2/km.

[auto_quote quote=”Cada modelo Mazda que salga al mercado deberá pesar 100 kg menos.” quote_title=”El Zoom-zoom sostenible” quote_description=”Queremos que nuestros gasolina consuman como un Diesel y nuestros Diesel como un híbrido Ese es el compromiso de la marca.”]

Equipamiento de seguridad activa

Chasis22
Chasis, transmisiones, motores y carrocería han sido optimizados, aligerados y renovados para rebajar las emisiones y conservar el placer de conducir.

La seguridad es una de las apuestas importantes de este CX-5. Además de ABS con distribución electrónica de la fuerza de frenado, control de estabilidad y control de tracción, en seguridad activa (los elementos que intentan evitar que el accidente se produzca) destaca el sistema de asistencia a la frenada en ciudad (Smart City Brake), de serie en toda la gama, que ayuda a evitar colisiones frontales a baja velocidad (entre 4 y 30 km/h).  Mediante un sensor de infrarrojos situado en el parabrisas, controla a los vehículos que circulan hasta 6 m por delante y, si detecta riesgo de colisión, precarga el freno y lo prepara para una parada de emergencia. Si el conductor no frena y el riesgo se hace mayor, puede llegar a frenar el coche. Si la velocidad es menor a 15 km/h, lo detiene completamente;  y, si es menor de 30 km/h, reduce la intensidad de la colisión.

El Mazda CX-5 cuenta también con opciones como el sistema de alerta de cambio de carril involuntario, que avisa con un doble sonido desde los altavoces izquierdo y derecho, de manera que el conductor puede reaccionar más rápidamente que en los sistemas que sólo avisan desde uno de los altavoces.  También está disponible un sistema para cambiar de luces largas a cruce automáticamente al detectar vehículos que circulan por delante o que se aproximan de frente.

Precios

GAMA GASOLINA

  • Mazda CX-5 2.0 165 CV 2WD Manual Style:  24.790 €
  • Mazda CX-5 2.0 160 CV 4WD Manual Style:  27.790 €
  • Mazda CX-5 2.0 160 CV 4WD Autom. Luxury:  32.890 €

GAMA DIESEL

  • Mazda CX-5 2.2 150 CV 2WD Manual Style:  26.990 €
  • Mazda CX-5 2.2 150 CV 2WD Autom. Style:  28.990 €
  • Mazda CX-5 2.2 150 CV 4WD Manual Style:  29.990 €
  • Mazda CX-5 2.2 150 CV 4WD Autom. Style:  31.990 €
  • Mazda CX-5 2.2 150 CV 4WD Manual Luxury:  33.090 €
  • Mazda CX-5 2.2 150 CV 4WD Autom. Luxury:  35.090 €
  • Mazda CX-5 2.2 175 CV 4WD Autom. Luxury:  35.690 €

Te puede interesar...

Isabel Gª Casado

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba