Mazda 3, presentación y prueba del coche de 2017

Mazda 3, presentación y prueba del coche de 2017

1 diciembre, 2016

Mazda pone a la venta su remodelado Mazda 3, un coche compacto que gana en tecnología para acercarse a los tiempos actuales y que, con diversos motores gasolina y diésel, arranca sus precios en 19.925€ -descuentos aparte-.

Nuestra valoración: 6,5 Bastante bueno

Diseño 5

Correcto

Motor 6

Bueno

Comportamiento 9

Sobresaliente

Interior 6

Bueno

Equipamiento 9

Sobresaliente

Consumos 4

Regular

Destacable

  • Confort de marcha
  • Calidad de rodadura
  • Relación precio/equipamiento

Mejorable

  • Tacto de algunos plásticos
  • Cambio automático sin doble embrague
  • Sin sistema de asistente en atascos

En la reciente presentación del nuevo coche, hemos averiguado que el Mazda 3 supone una de las tres patas más importantes del mix de ventas de Mazda. Aunque hace bien poco era la punta de lanza del fabricante japonés, la llegada del CX-3 y, sobre todo, del CX-5, han relegado a este tercer puesto al modelo compacto.

En este año 2016, el CX-5 es el líder de ventas dentro de la marca con 6.591 unidades, seguido, como decimos, del CX-3 con 4.356. Del Mazda 3 han vendido 3.599 unidades y, con el nuevo modelo, esperan llegar a las 3.400 en 2017.

De estas 3.400, el 75% serán carrocería hatchback y, el resto, sedán; el 70% serán con motor gasolina, el 90% tendrán cambio manual y el 54% serán con acabado Luxury.

Desde el lanzamiento de la actual generación en 2.013, ahora el Mazda 3 afronta su nuevo ciclo de vida con una ligera actualización. Ha recibido retoques estéticos, en paragolpes, parrilla y faros –principalmente-, arreglos en el interior –volante, cuadro de relojes y ciertos compartimentos así como mejores asientos-, revisiones mecánicas menores y novedades a nivel tecnológico, con un mejorado sistema de control de estabilidad, nuevos faros Led y un sistema “head-up display” que agrupa nuevas funciones. Además, toda la gama cuenta con mayor material aislante y mejor sellado de las puertas.

Lista de precios del nuevo Mazda 3

Mazda 3 5p 1.5i 100 CV Pulse                                              17.750 €

Mazda 3  5p 1.5i 100 CV Style                                              19.925 €

Mazda 3  5p 2.0i 120 CV Style                                             20.725 €

Mazda 3  5p 2.0i 120 CV Aut. Style                                    22.525 €

Mazda 3  5p 2.0i 120 CV Luxury                                         23.465 €

Mazda 3  5p 2.0i 120 CV Aut. Luxury                                25.665 €

Mazda 3  5p 2.0i 165 CV Style                                             22.225 €

Mazda 3  5p 2.0i 165 CV Luxury                                         24.965 €

Mazda 3  5p 1.5d 105 CV Style                                            22.625 €

Mazda 3  5p 1.5d 105 CV Aut. Style                                    24.425 €

Mazda 3  5p 2.2d 150 CV Style                                            24.225 €

Mazda 3  5p 2.2d 150 CV Aut. Style                                   26.025 €

Mazda 3  5p 1.5d 105 CV Luxury                                        25.365 €

Mazda 3  5p 1.5d 105 CV Aut. Luxury                                27.165 €

Mazda 3  5p 2.2d 150 CV Aut. Luxury                               28.765 €

Mazda 3  Sedán 1.5i 100 CV Style                                      20.425 €

Mazda 3  Sedán 2.0i 120 CV Style                                      21.225 €

Mazda 3  Sedán 2.0i 120 CV Aut. Style                             23.025 €

Mazda 3  Sedán 2.0i 120 CV Luxury                                  23.965 €

Mazda 3  Sedán 2.0i 120 CV Au. Luxury                           25.765 €

Mazda 3  Sedán 1.5d 105 CV Style                                      23.125 €

Mazda 3  Sedán 1.5d 105 CV Luxury                                  25.865 €

Mazda 3  Sedán 2.2d 150 CV Style                                     24.725 €

Mazda 3  Sedán 2.2d 150 CV Luxury                                 27.465 €

Diseño Atención a los detalles

Bajo el capó del nuevo Mazda 3 encontramos un motor que antes no estaba disponible: el diésel de 105 CV.
Bajo el capó del nuevo Mazda 3 encontramos un motor que antes no estaba disponible: el diésel de 105 CV.
Ampliar

El Mazda 3 recibe un estilo más actual con, principalmente: nuevos paragolpes, faros y parrilla. El paragolpes delantero tiene un perfil más afilado y, sobre él, va la parrilla. Es en este elemento donde han recaído los mayores esfuerzos por diferenciarla, recibiendo un aspecto de alas desplegadas que dan sujeción a los faros.

Estos elementos, además de contar con un nuevo diseño, reciben novedades tecnológicas, como son las luces LED. Esto aporta cambios estéticos al nuevo coche ya que su “mirada” se hace más afilada. Además, cuenta con luces diurnas. Pero, más importante, si cabe, es que la iluminación puede ser de leds tanto para las luces de cruce como las de la carretera.

Para las luces de cruce, los ingenieros de Mazda han utilizado a su antojo los grupos de de leds que componen el faro. Así, si el nuevo 3 va solo por la carretera, las luces funcionan con todos los leds. Si nos aproximamos a un coche, apaga el grupo central de leds para no molestar al coche que va delante nuestro y, si lo que necesita es no molestar a peatones, apaga los leds laterales.

Por otra parte, han conseguido mejorar la visibilidad de las luces largas aumentando un poco su altura, sin deslumbrar a los coches que vienen de frente, claro.

Otro elemento que nos hará saber que estamos ante la nueva fase del Mazda 3 es que lleva los intermitentes integrados en los retrovisores exteriores. Y, aunque lo podemos adquirir con carrocería hatchback -de 5 puertas- y sedán –de cuatro- sólo la primera cuenta con nuevo paragolpes trasero.

Interior Aún más atención a los detalles

Los asientos delanteros del nuevo Mazda 3 han recibido un nuevo mullido que los hace más ergonómicos.
Los asientos delanteros del nuevo Mazda 3 han recibido un nuevo mullido que los hace más ergonómicos.
Ampliar

En el interior del nuevo Mazda no vamos a ver grandes cambios estéticos, pero sí vamos a notarlos. Por ejemplo, el cuadro de relojes gana un poquito de ángulo de visión pero, sobre todo, lo veremos mejor gracias a su mayor regulación del contraste.

En la consola central contamos con nuevos posavasos regulables en anchura y, si no los estamos usando, podemos cerrarlos con una tapa tipo “acordeón”. Otro hueco que ha recibido mejoras son los de las puertas, Mazda asegura que son más grandes, y no dudamos de su palabra, sólo que nos siguen pareciendo pequeños.

Hay un elemento que, seguro, vais a notar mejor y ese es el volante. Este elemento cuenta con mejor cuero y ha ganado en ergonomía, porque ahora es más fino en sus radios centrales, lo que permite que pongamos mejor las manos y lo sujetemos con mayor facilidad. Aparte, aunque no para España, puede contar con calefacción. Hemos podido probarlo en la presentación y, tranquilos, tampoco os perdéis nada porque solo calienta la parte central.

De lo que sí van a disfrutar todos los mercados, y es una verdadera suerte, es de los nuevos asientos delanteros. En Mazda han trabajado mucho para conseguir que el peso del cuerpo recaiga y se reparta mejor por todas las partes del asiento, consiguiendo una mayor superficie de contacto. De este modo, la integración con el coche es mayor y la fatiga, menor. Además, cuentan con mejor sujeción central. Podemos deciros que hemos pasado unos 150 kilómetros en ellos y nos hemos bajado sin habernos enterado. También hemos de indicaros que están disponibles con nuevas telas y con cuero blanco.

 

Por otra parte, el “Head-up display” cuenta con funciones añadidas y, ahora y a color, nos marca las señales o la ruta del navegador.

Motor Nuevo motor diésel para el Mazda 3

El motor diesel de 105 CV llega procedente de, por ejemplo, el Mazda 2.
El motor diesel de 105 CV llega procedente de, por ejemplo, el Mazda 2.
Ampliar

Tendremos tres opciones mecánicas de gasolina, todas con 4 cilindros. La versión básica es de 1.5 litros y 100 CV y, las dos siguientes, son de 2 litros pero con 120 ó 165 CV. En diésel, estrena el motor 1.5 D con 105 CV – que llega en febrero- y mantiene el 2.2 D turbo de 150 CV.

Ya lo conocemos en el 2 y en CX-3 pero nos vamos a centrar en el menor de los diésel, por ser nuevo para el Mazda 3. Se trata de un moderno propulsor de 4 cilindros, 16 válvulas y 1,5 litros que, con turbo de geometría variable e intercooler, desarrolla los nombrados 105 CV. Pese a tener distribución por cadena –lo cual es magnífico para reducir preocupaciones y costes de mantenimiento- es muy silencioso, hasta el punto de llegar a pensar que es de gasolina cuando lo oyes arrancar desde fuera.

Entrega los 105 CV de potencia a 4.000 rpm y mantiene su voluntad de empujar hasta pasadas las 4.500 rpm pero es mejor cambiar apenas superadas las 4.200 rpm. Más que “estirarle” nos ha gustado los 270 Nm de par máximo que entrega. Es una cifra muy buena, mejor que la de, por ejemplo, el nuevo motor 1.6 TDI de 115 CV del Seat León. Entrega dicho par entre 1.600 y 2.500 rpm y, en eso, sí podría mejorar para aumentar el rango de revoluciones en las que las entrega.

También conducimos el gasolina de 120 CV

Como Mazda espera que el 70% de las ventas recaigan en sus motores de gasolina, queremos hacer una pequeña reseña al motor de gasolina 2.0 de 120 CV porque, además, es el que más índice de ventas tiene. Hemos tenido oportunidad de conducirlo durante un recorrido por autopista y en carretera de montaña y podemos deciros que se trata de un motor muy silencioso a bajas y medias revoluciones. Con un par máximo muy interesante, 210 Nm, lo malo es que lo entrega a 4.000 rpm. Esto quiere decir que, a velocidades normales, mantiene nos cruceros con cierta facilidad pero, para repechos y viajar cargado o adelantar, no bastará con pisar a fondo –como en un motor turbo- sino que habremos de reducir 2 o 3 marchas para situar al motor en zona de par máximo y conseguir ganar velocidad con rapidez.

Comportamiento Tacto de coche superior

Apenas unas pinceladas, son los cambios en el parasoles trasero del nuevo Mazda 3. La versión sedán, ni eso.
Apenas unas pinceladas, son los cambios en el parasoles trasero del nuevo Mazda 3. La versión sedán, ni eso.
Ampliar

Una gran baza del Mazda 3 es que comparte plataforma con el 6 y el CX-5, y eso es garantía de tener sensaciones de coche de segmento superior. Y, ahora, con los nuevos asientos, el nuevo tacto del volante, un motor con voluntad para ganar velocidad –nos referimos al diésel de 105 CV- y una buena configuración del chasis, el nuevo Mazda 3 tiene en las curvas a unas grandes amigas.

La dirección, aún de cremallera y piñón, y, eso sí, con asistencia eléctrica, nos proporciona una fantástica información de lo que ocurre bajo las ruedas delanteras. Apenas unos kilómetros y guiamos la dirección con suavidad y precisión.

Así, entra en la curva con rapidez, el tren trasero acompaña en el giro y notamos una buena estabilidad. Por suerte, pocos “peros” podemos ponerle.

El motor 1.5 diésel de 105 CV responde con ganas desde muy bajas vueltas y sí que notamos una elevada sonoridad una vez superadas las 3.800 rpm. De toda la suavidad de la que ha hecho gala hasta ahora, se olvida de ella en ese momento.

Equipamiento Más seguridadF

En el interior del nuevo Mazda 3 encontramos, por ejemplo, un nuevo volante ala opción de cuero en color blanco.
En el interior del nuevo Mazda 3 encontramos, por ejemplo, un nuevo volante ala opción de cuero en color blanco.
Ampliar

Aunque no podamos pedir nuestro nuevo Mazda 3 con el volante calefactado, sí que tenemos un buen equipamiento de serie que, además, podemos completar con numerosas opciones.

Vamos a reseñar el equipamiento que estrena este nuevo Mazda 3 y que podemos encontrar, de serie, en todas las versiones. Por ejemplo, encontramos un nuevo control de estabilidad, que Mazda llama “G-Vectoring” y que ayuda a mejorar el comportamiento del coche, aumentando la estabilidad lineal y mejorando el paso por curva.

Por otro lado, el sistema “SCBS” identifica ahora a los peatones y, hasta a 30 km/h, frena el coche para evitar atropellos. Algo que desde la versión básica podemos conseguir, pero previo paso por caja, son los nuevos faros “full Led”.

Sólo un detalle para hablaros del equipamiento intermedio Style: a partir de él está disponible el nuevo freno de mano eléctrico.

Consumo Altos pero reales

El "head-up" display incorpora nuevas informaciones y es en color.
El “head-up” display incorpora nuevas informaciones y es en color.
Ampliar

Estábamos muy contentos con el nuevo motor 1.5 Skyactive D de 105 CV, pese a lo ruidoso que es a altas vueltas, la mayoría de conductores estaríamos más que satisfechos con él. Y, para qué engañarnos, la mayoría lo estaréis.

Lo que más “daño” nos ha hecho es que su consumo medio homologado es de 4,7 litros, cuando su rival, el Seat León que tiene 10 Nm menos de par y del que os hablábamos antes, homologa 4 l/100 km. Eso es más de medio litro menos y eso es también, muchos más kilómetros por depósito y es que esa cadena de la distribución que tantas alegrías nos va a dar en el taller, nos está dando algún disgusto en la gasolinera.

Y no queremos ni hablar del Honda Civic que, aunque sea completamente nuevo, homologa 3,6 l/100 de media, tiene 15 CV más y cuesta, poco más o menos, lo mismo.

Centrándonos en el Mazda 3 diésel de 105 CV tendremos un coche con el que, haremos unos consumos medios muy cercanos a los homologados, al César lo que es del César, y que, con los 51 litros de capacidad de su depósito de combustible no nos costará conseguir unos 1.000 kilómetros de autonomía media.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba