Jaguar I-Pace, el SUV eléctrico de Jaguar está casi a punto

Jaguar I-Pace, el SUV eléctrico de Jaguar está casi a punto

11 diciembre, 2017

El primer coche eléctrico de Jaguar, un automóvil que ofrece un diseño de aspecto dinámico, un interior repleto de soluciones para hacer más confortables los desplazamientos a sus pasajeros, deportividad y compromiso con el medio ambiente, encara la recta final de sus pruebas antes del lanzamiento. Así es el Jaguar I-Pace.

Con una autonomía de más de 500 km y unas prestaciones de primer orden, el Jaguar I-Pace se presenta como un durísimo rival para modelos como el Tesla Model X. Presentado de forma conceptual en la pasada edición del Salón del Automóvil de Los Ángeles, el primer coche eléctrico de Jaguar ha vuelto a la ciudad de las estrellas para la última fase de las pruebas de autonomía y durabilidad antes de su presentación mundial en 2018.

No es la primera vez que el SUV eléctrico de Jaguar rueda en tráfico real, ya que en marzo de este mismo año la firma británica puso a rodar su audaz propuesta por el londinense Olympic Park. Con motivo de esta primera prueba en tráfico abierto, Ian Callum, Director of Design de Jaguar, afirmó: “Sin duda, el I-Pace Concept representa en cuanto a diseño la próxima generación de vehículos eléctricos con batería. Para mí, el futuro de la automoción ya está aquí”.

Además, la firma británica lanzó un portal web para que los potenciales clientes de su nuevo modelo pudieran realizar una reserva o mostrar su interés. De hecho, algunos afortunados han tenido la oportunidad de acompañar a los ingenieros de Jaguar en las pruebas finales de validación de los prototipos.

Una de esas afortunadas ha sido Ann Voyer, natural de Pasadena, quién preguntó a Jaguar si el I-Pace tendría bastante autonomía para realizar su ruta favorita por la costa oeste de California. La respuesta no pudo ser más didáctica, ya que los ingenieros de Jaguar le invitaron a realizar una prueba de autonomía de larga distancia con tan sólo una carga. El prototipo de producción en serie del Jaguar I-Pace recorrió los 320 kilómetros que separan Sunset Boulevard (Los Ángeles) de Morro Bay (San Luis Obispo) con una única carga de su avanzada batería de iones de litio.

El Jaguar I-Pace, en vídeo

Aunque habrá que esperar hasta marzo para conocer de forma oficial todas las especificaciones y precios del Jaguar I-Pace, ya conocemos algunos datos.

Exteriormente llama la atención con un diseño de cabina avanzada que permite una buena aerodinámica, un aspecto deportivo y un interior en el que se ha podido aprovechar el espacio convenientemente. Gracias a ello, el I-Pace Concept ofrece 5 cómodas plazas para sus ocupantes, que cuentan con un acceso diáfano gracias a la amplitud de sus puertas.

Este generoso espacio interior es posible en una carrocería más compacta que la del Jaguar F-Pace gracias a la compacidad de los órganos mecánicos. Las baterías se ubican en el suelo del I-Pace sin ocupar espacio en el habitáculo, mientras que los motores eléctricos van montados uno en cada eje.

Un interior diáfano no es la única ventaja de no tener que dejar espacio a enormes radiadores de refrigeración para un motor de combustión y sus auxiliares. También la aerodinámica y el diseño se ven beneficiadas al disponer de una mayor libertad sus diseñadores. El resultado es un coeficiente aerodinámico Cx de 0,29 que es un valor excepcional en una carrocería SUV.

Eléctrico pero con prestaciones de Jaguar

Radiografía del concept.
Radiografía del concept.
Ampliar

La potencia combinada de ambos motores eléctricos es de 400 CV y un par motor de 700 Nm, unas cifras que permiten al Jaguar I-Pace un rendimiento de auténtico deportivo (acelera de 0 a 100 km/h en 4 segundos) y acorde con su imagen dinámica y musculosa.

Las baterías ubicadas en el suelo del coche y los motores eléctricos concentrando el peso justo sobre cada eje confieren a este Jaguar eléctrico un centro de gravedad muy bajo y un reparto de masas perfecto. Esto, unido a unas suspensiones multibrazo en ambos ejes garantizan un comportamiento dinámico excelente, con una estabilidad y paso por curva de primer nivel.

Como cada eje cuenta con su propio motor gestionado electrónicamente, el reparto de par es perfectamente adaptable y dosificable en función de la adherencia disponible en cada rueda.

Tratándose de un vehículo de última generación cabe esperar un interior repleto de tecnología, y así es. El Jaguar I-Pace cuenta con mucha luz natural gracias a su techo acristalado inteligente, que aporta una mayor sensación de amplitud y hace muy acogedor el habitáculo. Por la noche, la cara interior del techo se llena de luz con un efecto de iluminación que resulta asombroso.

Controles activados por gestos, pantallas táctiles, cuadro de instrumentos virtual… elementos casi del futuro se combinan con la tradición británica a la hora de decorar el interior del I-Pace creando un contraste muy llamativo, pero sin estridencias y perfectamente combinados.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba