Prueba

Híbridos diésel, la última apuesta mecánica de Mercedes

Ampliar

06 de marzo, 2018

Mercedes ha presentado en el Salón Internacional del Automóvil de Ginebra su nueva generación de híbridos enchufables, que contarán con motores diésel y se equiparan en la gama de la Clase C y de la Clase E.

Mercedes ha preparado un auténtico despliegue en la muestra suiza, ya que han sido varias y muy interesantes las novedades presentadas por la marca: nueva generación del Clase A, restyling del Clase C, AMG GT 4… Pues bien, modelos y prototipos aparte, la firma de la estrella ha anunciado una importante novedad mecánica que afectará a las variantes híbridas enchufables del Clase C y el Clase E, la hibridación con motores diésel.

Mercedes ha señalado que este sistema híbrido enchufable combina el nuevo propulsor diésel de cuatro cilindros con una transmisión de nueve marchas 9G-Tronic. El sistema genera una potencia eléctrica de 90 kilovatios y alcanza una autonomía eléctrica de 50 kilómetros.

Según la marca, las ventajas de la propulsión híbrida enchufable se aprecian especialmente en los vehículos medianos y grandes utilizados con perfiles de conducción mixtos, ya que en ciudad circulan con propulsión exclusivamente eléctrica y en recorridos largos se benefician de la mayor autonomía que permite el motor de combustión interna. Con la introducción del motor diésel en su esquema de hibridación, la marca conseguirá aumentar aún más la autonomía y eficiencia de sus híbridos enchufables, que, según Mercedes, constituyen una tecnología clave en la transición hacia la movilidad sostenible y los futuros automóviles exentos de emisiones directas.

Además, la firma destacó que estos modelos incorporan un nuevo cargador de a bordo que duplica la potencia de carga y que permite que la batería descargada se recargue por completo en dos horas al conectarla a un Wallbox y en siete horas si se opta por una toma de corriente doméstica convencional.

Nuevo Mercedes S 560

La empresa también ha exhibido en el Salón de Ginebra el Mercedes S 560 quee también incorpora la tecnología de hibridación de nueva generación y afirmó que tiene una autonomía eléctrica de 50 kilómetros, registrando un consumo de combustible de 2,1 litros por cada cien kilómetros recorridos y unas emisiones de dióxido de carbono (CO2) de 49 gramos por kilómetro.

Este modelo preserie incorpora un sistema de propulsión híbrida que combina un propulsor de gasolina V6 de 367 caballos de potencia, con una motorización eléctrica que desarrolla una potencia de 90 kilovatios.

Mercedes también ha mostrado en Ginebra la nueva generación del Wallbox, que mejora la comodidad de recarga de la batería de los coches eléctricos e híbridos enchufables, con 22 kilovatios de potencia y que se puede controlar a través del ‘smartphone’.

Ver información de los modelos

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

  • JOSE

    NO ME INTERESAN LOS SUPERDEPORTIVOS, LOS SUV, NI LOS VEHÍCULOS “CONVENCIONALES”

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche