Ford Kuga 2.5T

30 Diciembre, 2008, modificada el 24 Enero, 2011 por

La gama del SUV del óvalo añade la anunciada versión de gasolina con motor turbo de 200 CV.

15

La gama del SUV del óvalo añade la anunciada versión de gasolina con motor turbo de 200 CV.

A las versiones de tracción delantera 2WD y total automática mediante embrague tipo Haldex 4WD, ambas con mecánica de gasóleo 2.0 TDCi de 136 CV -la segunda concentra el grueso de las ventas, sobre todo con el nivel Titanium-, el Kuga añade ahora un propulsor de gasolina 2.5 sobrealimentado de 200 CV. De este modo se sitúa en mejor forma para encarar la batería de rivales compuesta por los Hyundai Tucson y Kia Sportage, Renault Koleos, Toyota Rav4 o Volkswagen Tiguan, entre otros.

Esta mecánica Duratec Durashift fabricada en aluminio, de cinco cilindros y 20 válvulas con inyección electrónica indirecta, es la misma que impulsa a modelos tan dispares como el Ford Focus ST -225 CV- o el Volvo C30 T5 -230 CV-, sólo que aquí con menor potencia y un par máximo fijado en 320 Nm, constante entre 1.600 y 4.000 rpm. Su andar se anuncia solvente, si bien sus prestaciones no sobresalen en exceso: velocidad máxima de 205 km/h y sprint desde parado y hasta 100 km/h fijado en 8,8 segundos.

Además, el consumo no le va a la zaga, con un promedio homologado de 10,3 litros cada 100 km, que son 14,6 en circuito urbano y 7,8 litros cada 100 km recorridos en recorrido interurbano -emisiones de 244 g/km-. Por todo ello, es previsible que el fuerte del comercio en la gama Kuga siga siendo la motorización TDCi.

Por cierto, de momento sólo se ofrece con tracción 4WD y caja de cambios manual de seis relaciones, aunque a medio plazo la marca anuncia que también podrá demandarse la nueva transmisión motorizada de doble embrague Powershift de idénticas relaciones y modos de uso automático puro y manual/secuencial.

Con una longitud de 4.443 mm, una anchura de 1.842 y una altura de 1.677 -distancia entre ejes de 2.690-, el Kuga ofrece un habitáculo ideado para cinco ocupantes, si bien las plazas traseras no alardean de centímetros, ni por anchura ni en el hueco reservado para las piernas. Por su parte, el maletero, al que se accede mediante una hoja de doble apertura arriba/abajoofrece una capacídad básica de 360 litros, a los que añadir otros 50 reservados bajo el plano de carga.

El puesto de conducción es de tipo turismo, muy próximo al que por ejemplo exhibe el monovolumen compacto de la marca C-Max y desde luego dotado de reglajes en altura y extensión de volante y butaca.

A todo ello, el Kuga disfruta de una excelente capacidad rutera a partir de un afinado cuadro de suspensiones independiente en los trenes anterior y posterior. Lejos del asfalto no se defiende mal, aunque lo suyo son caminos y pistas de baja dificultad.

La nueva versión 2.5 Duratec Durashift sólo llega en la completa terminación Titanium, que entre otros elementos contempla de serie llantas de aleación de 17 pulgadas, asientos combinación de cuero y tejido textil, equipo de audio con mandos tras el volante -éste, de tipo multifunción, agrupa los pulsadores del control de velocidad-, climatizador de doble ambiente…

También puede añadir techo panorámico de gran tamaño, iluminación bixenón, puerto USB, conexión telefónica Bluetooth, toma de corriente de 230V, arranque keyless con llave inteligente y botón, sistema de navegación e incluso cámara de retrovisión, para facilitar maniobras de estacionamiento marcha atrás.


MIRA EL VÍDEO DEL FORD KUGA

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba