Ford Focus

18 Septiembre, 2007, modificada el 11 Enero, 2011 por

El Focus da un nuevo paso adelante con este lavado de cara que afecta también al interior y al equipamiento. Llegará a España en enero.

5

5




El Focus da un nuevo paso adelante con este lavado de cara que afecta también al interior y al equipamiento. Más calidad, un frontal con el nuevo aire de familia y equipamientos de alto de gama, son las novedades más importantes. Llegará a España en enero.


Parece que fue ayer pero ya han pasado tres años desde que el Focus recibiese el último restyling. Fue en otoño de 2004 y los cambios fueron algo más profundos que los que recibe ahora. Porque la presión de la competencia en este segmento es salvaje y no dejan de llegar modelos renovados como el Peugeot 308 o los inminentes nuevos Renault Mégane o VW Golf. El Focus 2008 evoluciona sin revolucionar, una estrategia adoptada con el Focus pero no con Mondeo o con el futuro Fiesta.

El frontal hereda las nuevas señas de identidad que ya en su día utilizaron C-Max, S-Max, Galaxy o Mondeo con una toma de aire de forma trapezoidal invertida y nuevos faros antiniebla. Los faros principales de nuevo diseño más rasgados y alargados hacia atrás están preparados para albergar la última tecnología en la materia, como el HID BI-Xenón o el sistema de Faros Delanteros Adaptativos (AFS). Detrás, sutiles cambios que sin embargo modifican su aspecto, como un nuevo alerón trasero, nuevo diseño de las luces posteriores que pueden llevar en opción la última tecnología LED, nueva forma del cristal o nuevos paragolpes.

En el interior del nuevo Focus disponible desde enero en los concesionarios españoles, encontramos un salpicadero más ergonómico con unos instrumentos iluminados en rojo y un renovado equipo de audio y de aire acondicionado bizona con mandos más sencillos de utilizar. Los ajustes y la calidad de los materiales se han cuidado más con combinaciones de colores, materiales de mayor presencia y plásticos blandos de tacto mucho más suave.

A nivel técnico se incorpora el cambio PowerShift de doble embrague y seis velocidades asociado al motor TDCi de dos litros de cilindrada y 136 caballos. Con esta combinación el consumo medio se reduce un 10 por ciento y por tanto las emisiones. Otras novedades de serie u opcionales incluyen el sistema Easyfuel de llenado de combustible sin tapón, el botón de puesta en marcha que permite arrancar sin insertar y girar la llave, con sólo tenerla en el interio del coche, el sistema de aviso de presión de neumáticos, la tecnología LED para pilotos traseros y un enchufe de 230 voltios para que los pasajeros de las plazas traseras puedan conectar cualquier tipo de aplicación electrónica sin pegas.

El Focus III llega a los concesionarios españoles en enero incluida una versión ECOnetic TDCi 1.6 de 109 caballos con un consumo de 4,3 litros cada 100 kilómetros y unas emisiones de CO2 de 115 g/km las más bajas del segmento en vehículos convencionales. Es interesante saber también que todas las variantes del Focus TDCi 1.6 alcanzan 120 g/km de CO2 aplicando un aceite de baja fricción en la transmisión. Un modelo interesante ante los tiempos de cuidado medioambiental que se avecinan.

    Suscríbete a nuestro boletín

    Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

    Ir arriba