Presentación y prueba del nuevo Skoda Scout 2015

Presentación y prueba del nuevo Skoda Scout 2015

El Skoda Scout toma como punto de partida la versión familiar del Octavia, a la que añade una mayor altura libre al suelo, tracción 4x4 y algunas protecciones para mejorar su capacidad todo terreno. Éstas son nuestras primeras impresiones.

Nuestra valoración: 7,3 Notable

7

7

7

8

8

7

Destacable

  • Sentido práctico y versatilidad.
  • Estética.
  • Relación precio/producto.

Mejorable

  • Medida de los neumáticos.
  • Precio sin promoción.
  • Sólo 3 versiones disponibles.

El nuevo Scout emplea la plataforma MQB y toma como punto de partida la versión Combi del Octavia, a la que se añade una mayor altura libre al suelo (31 mm más, lo que supone una altura de 171 mm), unas defensas más prominentes (que lo hacen 30 mm más largo que el Octavia Combi), el sistema de tracción total Haldex de quinta generación y molduras para los pasos de rueda enmarcados en plástico negro que, además de mayor protección, dan un toque diferenciador y aventurero al Scout.

En el interior los cambios son mucho menores, apenas el logo de Scout en el brazo del volante y algunos detalles de equipamiento como la tapicería de alcántara o la posibilidad de elegir el salpicadero en negro o en tonos marrones.

La dotación de serie del Scout es bastante completa, pudiéndose mejorar con elementos como el control de crucero adaptativo, llave inteligente, asistente de frenado de emergencia, pantalla táctil multimedia, etc.

Por supuesto, el Scout no pierde ni un ápice de la practicidad del Octavia Combi del que deriva, contando con un enorme maletero con 610 litros de capacidad y formas muy regulares.

En cuanto a mecánicas, el Scout emplea los motores más modernos disponibles en la gama Skoda, todos ellos con tecnología Green Tec, lo que permite reducir sus consumos y emisiones un 20%. Desde el inicio, el Skoda Scout está disponible con 3 motorizaciones:

  • Skoda Scout 1.8 TSi de 180 CV con cambio DSG, que homologa un consumo medio de 6,9 l/100 km: 31.840 € sin tener en cuenta las ofertas disponibles.
  • Skoda Scout 2.0 TDi de 150 CV con cambio manual y un consumo medio de 5,1 l/100 km: 30.340 €, pero gracias a la promoción de lanzamiento y al plan PIVE, rondará los 25.000 euros finales.
  • Skoda Scout 2.0 TDi de 185 CV con cambio DSG y un consumo medio homologado de 5,1 l/100 km: 32.740 € sin ofertas.

Aunque hasta septiembre no comenzará su comercialización en España y habrá que esperar hasta casi noviembre para recibir las primeras unidades, ya hemos podido probarlo y éstas son nuestras primeras impresiones.

Diseño Skoda Scout 2015: atractivo sin estridencias

Prueba y presentación Skoda Scout 2015, Hamburgo, Rubén Fidalgo
El Scout resulta muy llamativo gracias a sus molduras negras.
Ampliar

Estéticamente, el nuevo Skoda Scout sigue el camino abierto por otros competidores similares -como el Audi A4 Allroad o el anterior Skoda Scout: añade unos paragolpes más robustos con remates en negro que se prolongan por los faldones y pasos de rueda e incorpora unas molduras de aspecto metalizado a modo de cubrecárter. Unas nuevas llantas de diseño exclusivo para el Scout y la mayor altura libre al suelo otorgan a este nuevo Skoda una imagen rotunda, especialmente si elegimos colores que ofrezcan un fuerte contraste con las molduras negras, como el rojo o el blanco.

Teniendo en cuenta que el punto de partida (el Octavia Combi) es un familiar que resulta atractivo por su carrocería bien proporcionada y un frontal muy característico, gracias a la parrilla delantera con el nuevo logo de Skoda el Scout no pierde ni un ápice de esa elegancia. Además, gana en apariencia, dando la sensación de ser “más coche“, con un puntito casi deportivo que le sienta francamente bien.

Interior Skoda Scout 2015: sobrio y práctico

Prueba y presentación Skoda Scout 2015
El color marrón con tapicería de alcántara es exclusivo del Scout.
Ampliar

Este modelo sigue a rajatabla el slogan “Simply Clever” de la compañía, con un interior en el que se ha buscado más la calidad y el sentido útil que la vistosidad en su presentación. Las únicas diferencias respecto al Octavia las encontraremos en los logos de “Scout” grabados en el volante, pomo del cambio y en el repujado de los asientos de piel. Para este familiar aventurero se puede elegir opcionalmente el habitáculo acabado en un tono marrón tostado con tapicería de alcántara; resulta muy elegante, especialmente si se combina con la carrocería en blanco metalizado.

Por lo demás, es un Octavia alto de gama, con todo lo bueno que ello implica: un espacio interior francamente notable, unos acabados y ajustes muy correctos y un maletero descomunal. La plataforma MQB permite que ni el eje trasero multibrazo ni la tracción total roben ni un milímetro de espacio interior al Scout, por lo que tanto sus cotas de habitabilidad como la capacidad del maletero están entre las mejores de su categoría.

Motor Skoda Scout 2015: banco de órganos

Prueba y presentación Skoda Scout 2015, Hamburgo, Rubén Fidalgo
El Scout cuenta con un amplio surtido de accesorios.
Ampliar

De los tres motores disponibles para el Scout he podido probar tanto el TSi de gasolina y 180 CV como el diésel de 150 CV con cambio manual, ambos presentes en otros modelos del grupo y con un buen rendimiento. Del propulsor de gasolina destacaría su silencio de marcha y la buena respuesta al acelerador, con unas notables prestaciones y una caja de cambios DSG que funciona tan bien como siempre.

En cuanto al diésel, su mayor par en la parte baja del tacómetro lo hace más fácil de utilizar fuera del asfalto, donde es importante contar con un empuje contundente a bajas revoluciones. En carretera, sin embargo, tiene un tacto más tosco; da la sensación de ir en una berlina “menos premium” debido a la sonoridad y a las vibraciones que se notan en los pedales. En cualquier caso, ambas mecánicas ofrecen unas prestaciones más que respetables, sus niveles de potencia me parecen muy acordes con el estilo y planteamiento del Scout.

Comportamiento Skoda Scout 2015: mucho mejor que un SUV

Prueba y presentación Skoda Scout 2015
El sistema Haldex de quinta generación tiene un funcionamiento muy bueno.
Ampliar

La plataforma MQB vuelve a brillar en este apartado con un comportamiento realmente bueno. El punto de partida ya va muy bien y, aunque el Scout tiene un centro de gravedad más alto, el eje trasero multibrazo y el mejor reparto de pesos (al tener el diferencial trasero se reduce la diferencia de carga entre ambos ejes) hacen que el Scout tenga unas reacciones de lo más sanas en carretera.

Los nuevos tarados de la suspensión también están muy bien elegidos, siendo capaces de absorber los baches de los caminos; también se “entienden” a la perfección con la tracción total. El Scout, como casi todos los Haldex, es básicamente un tracción delantera que se ve respaldado por el eje trasero cuando perdemos adherencia en las ruedas delanteras. El Haldex de quinta generación es muy rápido a la hora de repartir el par motor entre cada una de las ruedas, con unas pérdidas de tracción mínimas y una motricidad excepcional. Gracias ello, el Scout es capaz de “dejar en la cuneta” a la mayoría de los SUV del mercado (desde luego, a todos los de tracción a un solo eje) tanto en campo como en asfalto.

Aunque el Scout no dispone de control automático de descenso, la verdad es que no me parece algo negativo. Sin reductora no es capaz de ascender por pendientes muy pronunciadas, así que ¿para qué quiero bajar una pendiente que no voy a poder subir cuando regrese?.

También me ha gustado encontrarme con un freno de mano tradicional en lugar de uno de accionamiento eléctrico, tan de moda… y tan inútil en el uso fuera del asfalto.

En definitiva, este Skoda me ha parecido un coche muy recomendable: es práctico, resulta “pintón”, su precio es interesante, va de cine sobre asfalto y fuera de él cumple de sobra con las necesidades de más del 90% de los posibles compradores de un SUV. ¿Para qué quieres más?.

Equipamiento Skoda Scout 2015: no echarás nada en falta

Prueba y presentación Skoda Scout 2015, Hamburgo, Rubén Fidalgo
Hay varios modelos de llantas disponibles.
Ampliar

La dotación de serie de las tres versiones que componen la gama Scout es idéntica y muy completa, especialmente en cuanto a seguridad y asistencia al conductor, incorporando sistemas como el airbag de rodilla (primicia en un Skoda), asistente de cambio de carril, etc.

Por supuesto, elementos como el control de crucero adaptativo, volante multifunción… también están disponibles. El Scout realmente se trata de un Octavia alto de gama y, como tal, su dotación de serie es muy completa, pudiéndose incrementar aún más gracias a la amplia oferta de accesorios disponibles.

Con unos precios que rondan los 31.000 euros y teniendo en cuenta que ofrece elementos claramente más caros que sus hermanos de gama (el sistema Haldex de tracción total, el eje trasero multibrazo, los parachoques más robustos, molduras, airbags de rodilla…), me parece uno de los Skoda con una mejor relación precio/equipamiento. Si a esto añadimos las campañas promocionales, que dejarán el precio final en el entorno de los 25.000 euros, el Skoda Scout sin duda se convierte en una opción de compra francamente interesante.

Consumo Skoda Scout 2015: buenas cifras oficiales

Prueba y presentación Skoda Scout 2015, Hamburgo, Rubén Fidalgo
La carrocería del Scout es muy práctica.
Ampliar

Una vez más, no puedo emitir un juicio objetivo sobre los consumos reales de este modelo, al tratarse de una toma de contacto en la que resulta imposible tomar referencias. No deberían ser muy diferentes de las que he podido medir en otros modelos del Grupo VAG con idénticas motorizaciones, aunque la mayor altura libre y peor aerodinámica algo penalizarán en este apartado.

Los datos oficiales para estas motorizaciones son 6,9 l/100 km para el modelo de gasolina y 5,1 l/100 km para las dos mecánicas diésel, que no están nada mal. De hecho, aunque les añadamos un litro más de media siguen siendo menores que las de la mayoría de los SUV del mercado, otro punto a favor de este familiar de aspecto intrépido.

Rivales

SKODA

Desde
0 €


marchas

A4 Allroad Q. 2.0TDI Advanced Ed. S-T 177

Desde
46.311 €

Diesel

Automático
7 marchas

177

8,2

5,8

156

Insignia Country Tourer 2.0CDTI S&S 4x4 163

Desde
38.720 €

Diesel

Manual
6 marchas

163

9,9

5,4

147

Passat Alltrack 2.0TDI BMT 4M DSG 177

Desde
42.269 €

Diesel

Automático
6 marchas

177

8,7

5,9

155

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

Lucio 11 julio, 2014

Me gusta mucho más este concepto de berlina con ciertas cualidades para salir del asfalto que los modelos tipo todo terreno-caja de zapatos.

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba