Un Audi A5 para el próximo DTM

19 Julio, 2011 por

La marca ha querido aprovechar la introducción de este modelo, con el apellido R17, para incluir numerosas mejoras en materia de seguridad. Mantiene casi por completo la mecánica del Audi A4 DTM de años anteriores.

1

Audi ya ha decidido cuál será su bestia particular para competir en la próxima edición del DTM. El modelo adaptado para la ocasión ha sido un A5 que recibe el nombre de R17, reemplazando a la berlina de cuatro puertas A4 DTM con la que la firma alemana ha logrado el título en cuatro ocasiones desde 2004.

Aprovechando este cambio, la marca ha decidido mejorar técnica y visualmente su coche de competición, prestando especial atención a las modificaciones en materia de seguridad elaboradas por la Asociación Alemana de Automovilismo para hacer el certamen aún más fiable. Para ello, al igual que la mayoría de los coches del campeonato alemán de turismos, el nuevo A5 tiene un monocasco de fibra de carbono altamente resistente, reforzado por una estructura de tubos de acero.

Las paredes laterales también han sido protegidas de manera especial con materiales como el carbono, Zylon y Rohacell, que soportan una carga cuatro veces superior a la anteriormente establecida en caso de impacto. De la misma manera, los amortiguadores de choques frontal y trasero han sido perfeccionados, con el fin de resguardar al piloto lo mejor posible.

Para el director de Audi Motorsport, Wolfgang Ullrich, “éste es un ejemplo sobresaliente de lo que es posible conseguir cuando los empleados de tres fabricantes Premium tratan de ponerse de acuerdo”, en referencia a las investigaciones conjuntas con BMW y Mercedes-Benz, también participantes en el DTM.

Se presentará en el Salón Internacional de Frankfurt

El primer prototipo del Audi A5 R17 ya ha iniciado su fabricación en las instalaciones de Audi Sport en Ingolstadt (Alemania) y se espera que su presentación al gran público se produzca en el próximo Salón Internacional del Automóvil de Frankfurt.

Este nuevo modelo contará con la misma motorización que su predecesor: una mecánica V8 de 460 CV que mantendrá intacta la caja de transmisión de seis velocidades. De su exterior, la principal novedad está en su gran alerón trasero y en la reducción de los componentes aerodinámicos permitidos.

0 Comentarios

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba