Brabus 800 Roadster: esto sí es tuning

Brabus 800 Roadster: esto sí es tuning

Brabus presenta en el Salón de Ginebra el nuevo 800 Roadster, una versión extrema del Mercedes SL 65 AMG que cuenta con un motor de 800 CV, así como con diversas modificaciones que hacen que cualquier parecido con el modelo original sea pura coincidencia.

Si vemos lo que llamamos “tuning” aquí en España y lo que se hace en Europa, pronto sacaremos una conclusión. No es lo mismo. Y una prueba más la tendremos en el Salón de Ginebra, con la presentación del Brabus 800 Roadster, una preparación del Mercedes SL 65 AMG por parte de este especialista que transforma de arriba a abajo un modelo ya de por sí espectacular.

El interior del Brabus 800 Roadster cambia bastante respecto al Mercedes SL 65 AMG.
El interior del Brabus 800 Roadster cambia bastante respecto al Mercedes SL 65 AMG.
Ampliar

Los cambios en el Brabus 800 Roadster comienzan por el motor. Y es que cuenta bajo el capó con un V12 biturbo capaz de alcanzar 800 CV de potencia gracias a un rediseño electrónico. El par máximo no es menos impresionante, quedando fijado en 1.420 Nm, aunque la electrónica lo limita a 1.100 Nm para que la transmisión aguante sin problemas. El motor se asocia a una caja de cambios Speedshift Plus 7-G Tronic de siete velocidades firmada por AMG.

En cuanto a prestaciones, estamos hablando de que esta preparación del Mercedes SL 65 AMG es capaz de acelerar de 0 a 100 en 3,7 segundos, siendo su velocidad máxima de 350 km/h (limitada electrónicamente).

Los cambios no solamente afectan al motor, sino que Brabus también incorpora un nuevo kit aerodinámico de fibra de carbono que consta de un nuevo spoiler frontal, un capó mucho más agresivo que el original y un difusor trasero integrado. En la zaga se añaden también los logotipos Brabus y 800 Roadster. También se incorporan unas nuevas llantas de 10 radios dobles de 20 pulgadas y que alojan unos neumáticos 255/30 ZR20 delante y 305/25 ZR20 detrás.

En el interior se han realizado también diversas modificaciones, entre las que se encuentran diversas partes acabadas en fibra de carbono, materiales como Alcántara y cuero Mastik en la tapicería y un nuevo velocímetro. Desde el cuadro de mandos se puede controlar además el Active Body Control, que permite rebajar la altura del conjunto 25 milímetros.

Mercedes SLS AMG Roadster, otro descapotable que asusta

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba