Novedad

Nuevos BMW X5 M50i y X7 M50i: dos SUV grandes y muy potentes

7 fotos

Ampliar

25 de mayo, 2019

La firma bávara acaba de presentar las versiones de alto rendimiento del BMW X5 y el BMW X7. Con el apellido M50i, montan un motor V8 de 530 CV, suspensión específica para cada modelo y el diferencial deportivo M. Así son el BMW X5 M50i y BMW X7 M50i.

El BMW X5 llegó al mercado hace menos de un año y el imponente BMW X7 aterrizó en los concesionarios hace apenas unas semanas. Sin embargo, la firma bávara no ha querido esperar más tiempo del necesario para ampliar la oferta mecánica y presentarnos las que, desde ahora, serán las versiones tope de gama de estos dos gigantes: el BMW X5 M50i y el BMW X7 M50i.

Puede que te interese: Prueba a fondo del BMW X5 3.0d xDrive 2019

Como no podía ser de otra manera, las dos versiones más potentes del X5 y el X7 son obra del departamento de altas prestaciones de BMW. Conocido M Performance, la división más “picante” de la firma alemana ha impreso su particular sello en los dos modelos de representación de la gama SUV.

BMW X5 M50i y BMW X7 M50i: de 0 a 100 km/h en menos de 5 segundos

El BMW X5 M50i acelera de 0 a 100 km/h en 4,3 segundos.

7 fotos

Ampliar

Tanto el BMW X5 M50i como el BMW X7 M50i, montan el mismo el mismo y espectacular bloque V8 de gasolina. Se trata de un propulsor con dos turbos y 4,4 litros de cubicaje que desarrolla 530 CV de potencia entre 5.500 y 6.000 vueltas y  entrega un par máximo de 750 Nm entre 1.800 y 4.600 rpm. Gracias a esta mecánica, el BMW X5 M50i alcanza los 100 km/h desde parado en 4,3 segundos, mientras que el BMW X7 M5i, más grande y pesado, hace lo propio en 4,7 segundos.

Ambos modelos están asociados de serie a una transmisión automática de Steptronic de 8 velocidades que permite su manejo secuencial a través de las levas e incorpora una función ‘Launch Control’. El conjunto mecánico se completa con el sistema de tracción total inteligente BMW xDrive que, aunque es capaz de transmitir el 100% de la fuerza del motor a las ruedas delanteras, da preponderancia al eje trasero.

Además, estas versiones M del BMW X5 y X7 cuentan con el bloqueo del diferencial en las ruedas traseras, lo que permite salir con mayor aceleración de las curvas. Asimismo, la suspensión, que es de tipo adaptativo, cuenta con un ajuste específico para aumentar las cualidades dinámicas de ambos SUV. De forma opcional, se puede optar por un eje trasero direccional, lo que aumenta la agilidad de vehículo al permitir, en función de la velocidad, que las ruedas traseras giren en la misma dirección que las delanteras o en la opuesta.

En el exterior, los BMW X5 M50i y X7 M50i se distinguen, entre otras cosas, por unos parachoques específicos con entradas de aire de mayor tamaño para refrigerar el motor V8,  taloneras más agresivas y un spoiler trasero más prominente.

Los nuevos BMW X5 M50i y BMW X7 M50i se fabricarán a partir de agosto 2019 en la planta de BMW en Spartanburg en EE.UU. y estarán disponibles a partir de  otoño de 2019.

Ver información de los modelos

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche