BMW Serie 7: novedades

20 Julio, 2009, modificada el 24 Enero, 2011 por

La gama mecánica se completa en otoño con las versiones 760i -gasolina- y 740d -gasóleo-. El fabricante añade paquete deportivo M e incopora, por primera vez en la Serie, traccion integral electrónica.

7

La Serie 7 de BMW continúa revolucionando el segmento de las berlinas de lujo en el que compite con los Audi A8, Cadillac STS, Jaguar XJ, Lexus LS, Mercedes-Benz Clase S o Volkswagen Phaeton, entre otros. En otoño implementa sus atractivos y añade a la gama dos nuevas versiones, así como tracción integral electrónica -esta última en 2010- y paquete deportivo M.


Los propulsores de gasolina se encuadran en las conocidas versiones 740i y 750i. Desde otoño, en los concesionarios podrá encontrarse también el recién presentado 760i. Respectivamente liberan 326, 408 y 544 CV de potencia, si bien el 760 estrena caja de cambios automática de 8 velocidades y presenta un aspecto exterior ligeramente distinto con llantas de aleación de 19 pulgadas, nueva parrilla y dos salidas de escape dobles.


En gasóleo, la gama mecánica da para dos versiones. El 730d de 245 CV y el nuevo 740d que también llegará después del verano y cuyo propulsor, de seis cilindros, libera 306 CV. Este common rail ofrece 600 Nm de par máximo, constante entre las 1.500 y las 2.000 rpm, cifra que permite al coche alcanzar desde parado los 100 km/h en 6,3 segundos. El consumo promedio homologado es de 6,9 litros a los 100 km.


No en vano, el fabricante alemán introducirá en otoño una versión de menor consumo del 730d, con un sistema BluePerformance que reduce las emsiones de CO2. Esta alternativa ajusta el consumo en 6,8 litros a los 100 km -0,4 litros menos que el 730d estándar- para consolidarse como el Serie 7 que menos gasta. Emite 178 gr/km y cumple con la norma Euro 6 que entrará en vigor en 2014.


Todos los motores se acoplan a las dos variantes de carrocería: corta -de 5,07 m- o larga –versiones L, con 5,21 m-.


En 2010, la Serie 7 agregará, por primera vez, el sistema inteligente de tracción total electrónica –xDrive– propio de los modelos X de BMW, así como de las Series 3 y 5. Eso si, sólo estará disponible con el motor de 408 CV que monta el vano del 750i, tanto en carrocería normal como extra.


Por su parte, el paquete deportivo M -llega en otoño- supone ligeros cambios de apecto en el exterior y en el interior. Se puede incorporar a todas las versiones y variantes. Añade paragolpes frontal con apuntes cromados, así como llantas de aleación de 19 o 20 pulgadas y pintura en color negro carbón exclusivo. Dentro se singulariza por la tapicería específica de volante y asientos y por los logotipos M que lucen en las molduras decorativas del umbral de las puertas delanteras.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba