Novedad

Bentley Mulsanne 6.75 Edition: edición de despedida

13 fotos

Ampliar

15 de enero, 2020

Con esta edición no solo decimos adiós al Bentley Mulsanne, sino que también tenemos que despedirnos de uno de los motores más icónicos del siglo XX.

Hoy es un día triste para los amantes de Bentley y, en concreto, para los pocos conductores que podían permitirse tener un Mulsanne. Porque el día que tanto querían evitar, ha llegado. La firma alada acaba de anunciar el cese de producción de su buque insignia tras 40 años de vida, dejando ahora tal cargo al Continental Flying Spur.

Te puede interesar: Bentley Mulsanne W.O Edition by Mulliner: el Bentley del centenario

 Ahora bien, Bentley no ha querido jubilar al Mulsanne así como así y como homenaje a todos los éxitos que le ha reportado, ha decidido despedirse como Dios manda. Con una edición exclusiva bautizada con el nombre de 6.75 Edition by Mulliner de la que únicamente se realizarán 30 unidades.

Así marca la diferencia este Bentley Mulsanne 6.75 Edition

Los detalles en negro del exterior marcan la diferencia estética de este Mulsanne 6.75 Edition

13 fotos

Ampliar

Como ya habrás notado en su denominación, para la fabricación de cada una de ellas, ha contado con la inestimable ayuda de Mulliner. El resultado, el Mulsanne más lujoso y elegante que haya existido gracias a sus detalles diferenciadores. En este sentido, destacan tanto la pintura exterior en negro brillante como el marco cromado de los grupos ópticos delanteros o el oscurecimiento de las salidas de escape, la parrilla Mulliner Serenity y el logo Flying B del capó. Todo ello sin olvidar las llantas Mulsanne Speed de 21 pulgadas, las pertinentes placas conmemorativas o de la luz de cortesía proyectada desde los retrovisores exteriores.

En el habitáculo, el cliente podrá optar por cuatro tonalidades para la tapicería de piel: Imperial Blue, Beluga, Fireglow y Newmarket Tan, que contrastan a la perfección con las molduras plateadas del salpicadero. En el túnel central y los umbrales de las puertas se añaden placa con el nombre de la edición, mientras que los asientos llevan bordado en el respaldo el logo 6.75 Edition.

El motor del Bentley Mulsanne también se despide

El valioso motor 6.75 V8 de Bentley se despide tras seis décadas

13 fotos

Ampliar

La firma alada no solo dice adiós a su modelo más representativo, sino que también se despide de una de las mecánicas que más éxito y estatus le ha reportado a lo largo de las décadas, en concreto, de las últimas seis. Nos referimos al motor 6.75 V8 cuya arquitectura y “principios básicos” se ha respectado en estos 60 años impulsando a modelos tan importantes como el Bentley S2 de 1959.

Para este último baile, Bentley ha querido igualmente darle un último arreón y aunque normalmente se comercializa con 513 CV, en este Mulsanne 6.75 Edition by Mulliner su potencia aumenta hasta los 537 CV al que acompaña un par máximo de 1.100 Nm, disponibles desde solo las 1.750 rpm.

Bloque cuyo colector de admisión está terminado en negro en lugar del tradicional plata y cuya placa con el número del motor viene aquí firmada por el mismísimo presidente y director ejecutivo de Bentley, Adrian Hallmark, y no por el mecánico que artesanalmente elabora esta joya.

El cese definitivo de la producción del Bentley Mulsanne de la línea de montaje de Crewe se hará efectivo en primavera y cada uno de los empleados que trabajan en él se recolocarán en otras áreas de la compañía quienes se probablemente se prepararán para recibir al primer híbrido de Bentley que verá la luz en 2023. Los tiempos cambian, no hay duda.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche