Bentley Azure T

12 Noviembre, 2008, modificada el 24 Enero, 2011 por

El descapotable británico añade una versión más enérgica que se lanza a 100 km/h en 5,5 segundos.

14

Bentley amplía la oferta del majestuoso descapotable Azure, rival natural del Rolls-Royce Drophead Coupé, con la nueva versión T. El último descapotable de la firma británica, perteneciente al consorcio germano V.A.G., adopta el propulsor que también impulsa a la berlina Arnage T. Se trata del bloque de gasolina V8, habitual de otros muchos productos de la marca -es de aluminio y su origen se remonta a 1959-, pero convenientemente actualizado, con cilindrada elevada a 6.8 litros y doble turbocompresor de baja inercia.


De este modo la potencia, gobernada por un cambio automático y secuencial de seis relaciones, asciende a 507 CV y el par máximo a 875 Nm, un 11 y un 14% más que la versión Azure precedente. Una curiosidad: cada mecánica se ensambla en la planta de Crew de forma prácticamente artesanal, proceso que supervisa y certifica un jefe de equipo que se responsabiliza de su calidad.


En términos prestacionales, el potencial del Azure T rebasa con creces el obstáculo que implica su tara, que supera las 2,7 toneladas en orden de marcha. Así lo demuestran una velociadad máxima de 288 km/h y una progresión de 0 a 100 km/h fijada en 5,5 segundos. Lógicamente, el consumo va en consonancia: la marca inglesa homologa un promedio de 19,5 litros a los 100 km.


Exteriormente, se distingue por adoptar llantas de aleación específicas de cinco palos y 20 pulgadas; rejillas de ventalición mecánica tipo branquia situadas por detrás de los pasos de rueda delanteros, sobre las aletas; un pantone de colores de carrocería con 42 opciones para escoger, y el emblema alado de la marca con una B de mayor tamaño, todo ello escamoteable para evitar robos.


Sus cuatro posibles ocupantes gozan asimismo de un soberbio y suntuoso acabado complementado por un sistema de sonido Naim dotado de amplificador de 1.100 vatios de potencia, conexión para iPod, puerto USB y lector de tarjetas SD. Adicionalmente, la capota de lona, configurada por un sólido armazón interno y tres capas textiles, añade un sistema motorizado de plegado y replegado más rápido: ahorra cinco segundos, dejando el cielo por techo -o viceversa- en sólo 25.


También es un coche con mayor resistencia a la flexión y la torsión al recibir abrazaderas transversales de fibra de carbono en el piso y marco del parabrisas reforzado. Este y los arcos escamoteables automáticos situados detrás de los reposacabezas traseros evitan el hundimiento de la carrocería en caso de vuelco. Con sobrecoste, Bentley ofrece frenos delanteros de 420 mm -de serie son de 356- mordidos por pinzas de ocho pistones.


MIRA EL VÍDEO DEL BENTLEY AZURE T

    Suscríbete a nuestro boletín

    Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

    Ir arriba