Audi A4

25 Octubre, 2007, modificada el 24 Enero, 2011 por

En enero llegará el nuevo Audi A4, un modelo que muy poco tiene que ver con su predecesor. La nueva generación es más grande y deportiva. Y tiene un precio muy competitivo.

8
8




La tercera generación del A4 supera en todo a su predecesor. La marca de los cuatro aros no se ha conformado con poner al día su modelo más vendido (ocho millones de unidades lo avalan), ha querido ir más lejos y ofrece una berlina mejorada en todos sus aspectos. Tanto, que se puede considerar que es un coche totalmente nuevo. El A4, que llegará a nuestro país a primeros de enero, es más grande que el modelo al que sustituye y muestra una estética mucho más deportiva, más cercana a la del coupé A5.

    Comportamiento

    El comportamiento dinámico de este modelo ha mejorado notablemente. Cuenta con un desarrollo nuevo en el tren de rodaje, con algunos de sus elementos fabricados en aluminio. Al volante, el A4 transmite un tacto muy deportivo y una sensación de aplomo increíble. Todo ello puede mejorarse todavía más gracias a la tracción total y a la nueva regulación adaptativa de la conducción con dirección dinámica.


    Porque una de las principales innovaciones del A4 es el sistema «Audi Drive Select», opcional en todas las versiones, que por medio de unos mandos en la consola central selecciona no sólo diferentes durezas de los amortiguadores, también varía la dirección y hace que sea más rápida. Igualmente, puede cambiar la respuesta del acelerador y la gestión de la caja de cambios, si es automática. Un sistema que permite una conducción a la carta y muy deportiva.

    prestaciones

    Los propulsores de gasolina son el 1.8 TFSi de 160 CV y el nuevo 3.2 FSi de seis cilindros en V y una potencia de 265 CV. Entre estas dos mecánicas, el A4 dispondrá algo más adelante de un motor 2.0 TFSi de 220 CV. Los motores diésel elegidos para el A4 en una primera fase son el 2.0 TDi de 143 CV, el 2.7 TDi con 190 CV y el 3.0 TDi de 240 CV, estos dos últimos con arquitectura V6. Más adelante llegará el 2.0 TDi de 170 CV.


    8

    Unos motores en los que se ha puesto especial énfasis en conseguir que, a la par que son capaces de ofrecer unas elevadas prestaciones, sean muy parcos en consumo, anunciando todos ellos un gasto de combustible menor que los de la actual gama. Estos motores pueden ir asociados a una caja de cambios manual de seis marchas de nueva construcción o a las automáticas Tiptronic de seis y Multitronic de ocho, que han sido perfeccionadas.


    En concreto, esta última, con ocho marchas, ha permitido a la marca escalonar a la perfección el cambio para aprovechar hasta el último caballo. Sin embargo, no nos ha gustado su funcionamiento porque ofrece un resbalamiento excesivo, acompañado de una sonoridad elevada.

    Interior y maletero

    Una imagen muy dinámica que se ve reforzada por unos planteamientos mecánicos más propios de un deportivo que de una berlina. En conjunto, el coche ha visto aumentadas todas sus medidas exteriores, con una longitud que se va ahora hasta los 4,70 metros, una anchura de 1,83 metros y una altura de 1,43 metros. Unas cifras que le ponen al frente entre sus rivales del segmento premium, pero que, sin embargo, no son antesala de un espacio interior mucho más amplio que el del actual A4.


    El espacio para las piernas detrás ha crecido, pero queda a años luz del que ofrecen modelos más generalistas, como el Ford Mondeo o el Volkswagen Passat. Además, la plaza central trasera es casi testimonial por su estrechez y por el espacio que le resta el túnel del piso, que mantiene su volumen. La cota que ha aumentado de forma notable es la de la distancia entre ejes, que se va hasta los 2,81 metros. Un aumento importante que ha sido posible debido a una reubicación de algunos elementos del sistema de transmisión, que han permitido adelantar el eje delantero 15 cm.


    El maletero también se ha visto beneficiado con las mayores medidas del coche y ha pasado de los actuales 460 litros a 480. El diseño del interior de la tercera generación del A4 recuerda mucho al A5 y, al igual que aquel, coincide en presentar un calidad de acabado muy elevada. En este aspecto, la adopción de algunos detalles más exclusivos le sitúan un par de escalones por delante del actual A4.

    Equipamiento

    También sobresale por su completo equipamiento de serie. A diferencia de otros países en los que se ofrecen diferentes niveles de acabado, en España el equipamiento estará asociado a cada motorización y además se ofrecerán diferentes opciones. Técnicamente, esta nueva generación del A4 es también muy superior. La gama de este modelo en principio la componen cinco motores, dos de gasolina y tres diésel, todos ellos con sistema de inyección directa.

    Valor de compra

    El nuevo A4 se venderá en España con un precio muy competitivo, inferior al de sus rivales premium. Los precios oscilan entre los 28.850 euros del 1.8 TFSI de 120 CV y los 46.600 euros del 3.2 TFSI Quattro Tiptronic de 265 CV. El A4 TDi más barato con 143 CV costará 31.800 euros.

    0 Comentarios

    Suscríbete a nuestro boletín

    Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

    Ir arriba