Audi A3 1.8 TFSI 180 CV: el equilibrio hecho coche25

Audi A3 1.8 TFSI 180 CV: el equilibrio hecho coche

12 Diciembre, 2012, modificada el 13 Diciembre, 2012 por

Nos ponemos al volante de la que es, probablemente, la versión del nuevo Audi A3 que ofrece un mayor equilibrio entre eficiencia y diversión. Sobrio, como es habitual en la marca, cuenta con una serie de modernos detalles que, unidos a unos acabados de primera, hacen de él una de las opciones más apetecibles del mercado.

No valorado

Destacable

  • Motor y consumo.
  • Comportamiento dinámico.
  • Acabados.

Mejorable

  • Precio.
  • Cargador de CD en la guantera.
  • Velocidad del cambio en modo secuencial.

Si lo ves en fotografías no se puede decir que sorprenda, pero en vivo la cosa cambia. Hablamos del Audi A3, uno de los tres modelos del Grupo VAG, junto con el nuevo Seat León y el Volkswagen Golf VII, que nace desde la plataforma MQB. Es un Audi, con lo que no esperéis una revolución bestial respecto a la generación anterior. Sin embargo, una vez empiezas a convivir con él te das cuenta de que se trata de un coche que ha evolucionado en todos y cada uno de los aspectos que puede evolucionar un vehículo.

Exteriormente, vemos que ha adoptado los cambios estéticos que ya son protagonistas en las últimas creaciones de la marca, como la parrilla delantera hexagonal o unos faros más angulosos y agresivos. Además, la versión que hemos tenido entre manos, la 1.8 TFSI de 180 CV, cuenta con unos acabados más deportivos que el resto de la gama y hacen de este nuevo A3 un coche muy atractivo.

Interior del nuevo Audi A3: sobrio pero con muchos detalles novedosos.25
Interior del nuevo Audi A3: sobrio pero con muchos detalles novedosos.

La misma sensación de continuismo la tenemos en el interior del coche, aunque aquí, poco a poco, nos vamos dando cuenta de que la evolución es mayor. Una vez sentado en cualquiera de los dos asientos delanteros, de corte deportivo en esta versión, observamos un puesto de conducción similar al de la generación previa… Un momento: miramos a nuestro alrededor y empezamos a apreciar cambios. El primero de ellos es un cuadro de mandos actualizado, donde llaman la atención unos indicadores de la cantidad de gasolina restante en el depósito y de la temperatura del agua digitales. Quizás no sea la solución más efectiva, pero en términos de diseño es difícilmente superable.

Si giramos la vista a la derecha desde el asiento del conductor, encontramos una consola central bastante austera, con los controles del climatizador y poco más. Y es que para manejar el navegador y demás elementos del sistema MMI de Audi hay que ir a los controles situados junto a la palanca de cambios S-Tronic, punto en el que también se sitúa el volumen y encendido de la radio. Al principio choca, pero con el uso compruebas que es una solución bastante inteligente. Menos me gustó la ubicación del cargador de CD, que se encuentra en la guantera, siendo de difícil acceso para el conductor y restando espacio a ésta.

No se ha variado tampoco el tamaño de las levas del cambio situadas tras el volante, que siguen siendo demasiado pequeñas. Si tienes las manos como LeBron James o cualquier otra estrella de la NBA, esto no será una pega, pero si son de tamaño medio, llegarás a ellas con la yema de los dedos.

Audi A3 1.8 TFSI 180 CV: un motor de primera

Una de las cosas que más me ha decepcionado del nuevo A3. El acelerador ya no parte desde el suelo del coche.25
Una de las cosas que más me ha decepcionado del nuevo A3. El acelerador ya no parte desde el suelo del coche.

El motor 1.8 TFSI de 180 CV supone una evolución del anterior, con 160 CV. Una evolución de las de verdad: la nueva mecánica alemana supera en todos y cada uno de los apartados a su antecesora.

Corre, y mucho, aunque sin llegar a dar la sensación de ser incontrolable. Se trata de un propulsor con la fuerza suficiente como para divertirte y evitar que te falte potencia en cualquier situación del día a día.

Tiene una buena respuesta en todo el régimen de revoluciones, a lo que ayuda también la excelente gestión electrónica del cambio S-Tronic cuando éste funciona de forma autónoma -aunque quizás podría ser algo más suave al arrancar desde parado-. Otro de los “peros” llega cuando decidimos manejar nosotros mismos el cambio con las levas: sigo teniendo la sensación de que la transmisión debería reaccionar algo más rápido (ojo, no digo que llegue a ser lenta, ya que no lo es).

Entre los puntos fuertes -sobre todo, teniendo en cuenta el rendimiento que ofrece el motor-, está el consumo de combustible. Durante la semana que tuve entre mis manos este Audi, el gasto medio de carburante rondó los 8 litros cada 100 kilómetros, cifra que ayuda a conseguir el sistema Stop/Start o los 1.325 kg de peso homologados. Además, por ciudad esta cifra no se dispara, ya que gracias al funcionamiento de la mecánica a bajas revoluciones el nuevo A3 es capaz de circular ahorrando el máximo posible.

El nuevo Audi A3 adopta la nueva parrilla hexagonal de la marca.25
El nuevo Audi A3 adopta la nueva parrilla hexagonal de la marca.

Audi A3: comportamiento dinámico para todas las condiciones

La versión 1.8 TFSI de 180 CV es una de las más deportivas del Audi A3 y, aunque se puede comportar como tal, también hay momentos en los que su forma de actuar se aparta de ese dinamismo. Resumiendo: estamos ante un coche que nos permite afrontar con garantías cualquier situación que se nos presente.

Los diferentes modos de conducción con los que cuenta el nuevo A3 nos permiten llevar desde el vehículo más dócil y cómodo que podamos imaginarnos hasta un agresivo felino que enseña los dientes a la mínima insinuación sobre el acelerador. El comportamiento más interesante es cuando optamos por esto último: es ahí donde descubrimos realmente lo bien que va este coche.

Ni tratándolo con la mayor agresividad que se te pueda ocurrir -dentro de unos límites de seguridad, claro está- se logra desestabilizar un automóvil que tiene en el equilibrio una de sus mayores virtudes. También es muy agradable el tacto de la dirección, lo suficientemente dura para que gane en precisión, pero sin llegar a resultar incómoda con el paso de los kilómetros.

Lo mismo sucede con los apoyos que permiten las suspensiones y amortiguadores. Notamos enseguida que estamos ante un modelo de pisada muy firme, pero eso no se traduce en falta de confort. Podemos pasar los baches y demás irregularidades de la carretera sin miedo a que “se nos salten los empastes”. O lo que es lo mismo, estamos ante un chasis muy bien hecho y trabajado.

Equipamiento y vida interior del Audi A3

Bajo el suelo del maletero tenemos una rueda de emergencia.25
Bajo el suelo del maletero tenemos una rueda de emergencia.

Esta versión del Audi A3 cuenta con todo el equipamiento que te puedas imaginar. Mención aparte merece el sistema MMI de la marca alemana, en el que se incluye un navegador que continúa mejorando en lo que a precisión y, sobre todo, manejo se refiere. Recuerdo haber probado este mismo navegador en modelos anteriores y haber acabado algo “tenso” después de cada utilización. No fue así en esta ocasión: cada vez que requerí sus servicios me sacó de más de un atolladero.

Aunque bien es cierto que estos “apuros”, sentados al volante del nuevo Audi A3, son menos. Como decíamos, nuestra unidad de pruebas cuenta con unos asientos de corte deportivo que, además, ofrecen una sensación de comodidad difícil de igualar. Generalmente, este tipo de asientos “regala” una sujeción de primera, pero en viajes largos acaba por cansar. Éste no es el caso.

Las plazas delanteras tienen amplitud más que suficiente para estar “a nuestras anchas”. Sucede lo contrario con las traseras, en las que el espacio disponible para los ocupantes, sin ser escaso, sí que me pareció algo justo.

Mejora respecto a la anterior generación del Audi A3 la capacidad del maletero, situada ahora en 365 litros (15 más), cifra que puede aumentar hasta los 1.100 litros si abatimos los asientos posteriores -es posible hacerlo de forma independiente en una proporción 60/40-.

¿Será el Audi A3 tu próximo coche?

Con todas sus virtudes y sus pocos defectos, el Audi A3 siempre me plantea la misma duda. ¿Es un gran coche? Sí. ¿Cumple todo lo que se espera de él? Sí. ¿Hay opciones más baratas y de muy parecida calidad en el mercado? Sí. Y es que no debemos olvidar que, aunque hablamos de un compacto, seguimos teniendo enfrente todo un Audi, y eso hay que pagarlo.

Concretamente, la versión que hemos probado cuesta alrededor de 32.000 euros, una cifra que es más alta que la de otros competidores. No hay que irse muy lejos para encontrarlos, ya que sus dos “hermanos de plataforma” están ahí. Y mi compañero Rubén Fidalgo ya te contó hace unos días lo bien que va el nuevo Seat León

La decisión, por tanto, es tuya. Si tienes el dinero para comprarlo y quieres ver en tu garaje uno de los mejores Audi de siempre, no lo dudes. Si lo que quieres es un compacto divertido y funcional, a lo mejor te lo debes pensar un poco más.

¿Buscas un coche como éste?

¿Te interesa el Audi A3, pero quizás con otra motorización o acabado? En la sección Coches nuevos de Autocasion.com puedes encontrar interesantes ofertas: utiliza el buscador para localizarlas por marca y modelo o por carrocería. Por ejemplo, en el caso del Audi A3 puedes consultar su oferta más destacada y también las de sus rivales.

Te puede interesar...

1 Comentario

Alberto 14 Diciembre, 2012

Cambios sutiles, pero si lo miras detenidamente se nota una evolución. Aunque eso que dice el artículo del cargador de cd en la guantera… no se yo.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba