Aston Martin V8 Vantage

11 Diciembre, 2009, modificada el 24 Enero, 2011 por

Para mantener su frescura, recibe algunos cambios cuando aproximadamente cumple la mitad de su ciclo comercial. Sobre todo gana motor y prestaciones.

12

Desvelado en el Salón de Ginebra de 2005, el Aston más asequible, rival de modelos tipo Porsche 911 y disponible en carrocerías Coupé Vantege y descapotable Roadster Vantage, en ambos casos biplaza, se pone al día con sutiles cambios estéticos -carcasas de los pilotos traseros más claras, colores…-, otros de equipamiento y, lo más importante, modificaciones técnicas que ganan prestaciones a su planta atmosférica de gasolina V8. También mejora en dinámica.


A la estela de novedades recientes en la marca como los V12 Vantage, DBS Volante y, sobre todo, Rapide, el motor del V8 evoluciona de los primeros 4,3 litros a los actuales 4,7, lo que permite subir la potencia un 11% y fijarla en 420 CV; el par máximo gana un 15%, hasta 470 Nm. De este modo, la aceleración de 0 a 100 km/h se reduce a 4,7 segundos, mientras que la velocidad máxima sube a 288 km/h. Según datos de la marca, con cambio motorizado Sportshift el consumo se reduce un 13%.


El motor -bloque de aluminio- aumenta el diámetro por carrera de 89×86 mm a 91×91, lo que permite un cubicaje final de 4.735 cc. Suma lubricación por cárter seco, nueva mariposa de alimentación, pistones modificados… Tanto el cambio manual de serie como el Sportshift reciben un nuevo embrague que reduce peso y masa en rotación, lo que redunda en una respuesta más inmediata del propulsor.


El Sportshift cuenta además con nueva electrónica de gestión que redunda en un aprovechamiento de la energía disponible más efectivo. Ofrece un modo de acción Comfort que practica una respuesta mecánica más suave, y otro llamado Sports con un mapa más agresivo e inmediato. Este recibe datos de la dirección para, enlazando curvas y bajando puertos, engranar la marcha que en cada momento mejor actúe como freno motor.


Los ingenieros de Gaydon también han revisado elementos del chasis. Este recibe una nueva puesta a punto que persigue un control superior del vehículo, y también una mejor calidad de rodadura. Muchas de las especificiaciones estrenadas en su momento por el Vantage Roadster en esta parcela se hacen ahora extensivas al Vantage Coupé. Por ejemplo, los muelles delanteros son ahora un 11% más firmes, y los traseros un 5. También ha sido modificada la geometría de la dirección para ganar tacto y respuesta, con un brazo delantero inferior un 22% más rígido. De serie, estos modelos llevan ahora amortiguadores Bilstein.


En el exterior el coche es casi el mismo, pero por ejemplo las llantas de aleación son ahora de nuevo diseño, con 10 brazos y 19 pulgadas -con idéntico diámetro ofrece otros diseños opcionales. Dentro varía la consola y parte de la botonadura, en parte por la introducción de un mando de arranque ECU -fabricado en cristal, policarbonato y acero inoxidable- que releva la llave anterior. También añade un sistema de navegación con disco duro para memoria multimedia capaz de calcular y procesar rutas a mayor velocidad, además de mostrar gráficos de mayor calidad e integrar conexión iPod/MP3. Igualmente son nuevos los asientos, aún más deportivos por diseño y con carcasas capaces de ahorrar 17 kg. Van tapizados en cuero y lucen doble pespunte, que según combinaciones puede ser rojo.


Como opción, pueden contar con Sports Pack, que entre otros incluye llantas forjadas más ligeras, amortiguadores Bilstein todavía más firmes -con muelles específicos-, barra de torsión trasera revisada -en el Coupé-…



 

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Ir arriba