Noticia

VÍDEO | El claxon para peatones existe, ¿una idea brillante o estúpida?

Ampliar

21 de noviembre, 2019

A través de la web de tecnología Gizmodo, hemos conocido la existencia del claxon para peatones. Junto a la noticia, el medio ha publicado un vídeo donde se muestra la utilidad del invento en la ciudad de Manhattan. Aunque algunos se mostraron interesados en la idea, el creador ha anunciado que ya no vende más de estas bocinas para peatones.

Actualmente, caminar por la calle es tan estresante como circular con el coche en medio de un atasco. Además de que en las grandes ciudades la gente está en todas partes, los smartphones han hecho que muchos usuarios anden continuamente despistados. Por este motivo, el estadounidense Josef Lerner ha diseñado un claxon para peatones. Sin embargo, esta idea divide las opiniones entre los que aseguran que se gastarían un montón de dinero en el invento y los que lo consideran una estupidez.

El diseño del claxon para peatones no es más que un volante que se cuelga alrededor del cuello gracias a un cinturón de seguridad modificado. De esta forma, al presionar el centro del volante, donde se encuentra una bocina completamente funcional, se emite un sonido que informa a los peatones desorientados para que se aparten del camino.

Te puede interesar: ¿Cruzar con el semáforo en rojo? Estos peatones no lo volverán a hacer

Por lo tanto, si no te gusta el ruido del claxon de los coches, sin duda esta idea no va a ser de tu agrado. Aunque Lerner ha asegurado que diseñó el invento para que los conductores utilicen menos la bocina de sus coches. En este sentido, el estadounidense originalmente tenía planes de vender diez de sus inventos por 699 dólares (633 euros). Pero, finalmente, Lerner ha anunciado por Twitter que el claxon para peatones ya no está a la venta, debido a que no le gustaría contribuir a crear más ruido en las ciudades.

Utilizar el claxon de forma indebida pueden ser hasta 200 euros de multa

La idea del claxon para peatones no solo se encuentra ante un problema de contaminación acústica, sino que también puede conllevar una infracción. Al igual que otros muchos ruidos, el uso del claxon está regulado.

Por este motivo, existen situaciones y lugares en los que tocar la bocina supone una multa que no baja de los 80 euros y que puede llegar hasta los 200 euros. Estas son las funciones indebidas del claxon que se recogen en el artículo 110 del Reglamento General de Circulación:

  • Utilizarlo sin motivo: tocar el claxon como señal de protesta, para saludar o para avisar de que el semáforo ha cambiado a verde conlleva una multa de 80 euros.
  • No obedecer una señal de prohibido usar el claxon: esta señal se coloca cerca de hospitales, residencias para enfermos, o zonas tranquilas, en caso de desobedecerla la multa es de 80 euros.
  • Pretender pasar por una ambulancia o un coche de policía: instalar una señal acústica especial para simular ser un vehículo de servicio de servicio prioritario es sancionable con 200 euros.
  • Alterar el sonido del claxon: todos los coches tienen un claxon con un sonido muy concreto que está aprobado por la ley, si se sustituye por un sonido estridente, esta alteración son 80euros de multa.

Las multas más curiosas de las que no tenías constancia

En cuanto al uso correcto del claxon, la señal acústica de nuestro coche solo sirve para avisar a conductores y/o a usuarios de ciertos peligros. Por lo tanto, es legitimo utilizarlo cuando circulamos por una vía con poca visibilidad o para avisar cuando queramos adelantar al conductor que nos precede.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche