Noticia

1.131 personas fallecieron en las carreteras españolas en 2014

Ampliar

02 de enero, 2015

Durante el año 2014 se han registrado tres víctimas mortales menos por accidente de tráfico, lo que supone el undécimo año consecutivo de descenso en los niveles de siniestralidad y sitúa a España entre los 5 primeros países de la Unión Europea en seguridad vial.

Un total de 1.131 personas han fallecido en vías interurbanas españolas durante el año 2014, lo que suponen tres víctimas mortales menos que en 2013, cuando se registraron 1.134 fallecidos, según el balance provisional avanzado por el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz.

Durante la rueda de prensa ofrecida para difundir los resultados del Balance de Seguridad Vial, Fernández Díaz, acompañado por la directora general de la DGT, María Seguí, ha destacado que la política implementada en esta materia «está dando sus frutos» y que los datos «consolidan la tendencia a la baja de los últimos años». «Hemos conseguido entre todos, aunque por poco, que no se quiebre esa tendencia», ha apuntado.

Además, ha indicado que en 2014 se produjeron un total de 981 accidentes mortales que dejaron 4.874 heridos graves, siendo el día más trágico el 8 de noviembre, día en el que fallecieron un total de 23 personas en las carreteras interurbanas. En cualquier caso, ha subrayado que este año no hubo ninguna víctima mortal en 34 días del año, frente a los 29 días sin víctimas de 2013.

Por todo ello, ha destacado que el nivel de siniestralidad ha mejorado «por undécimo año consecutivo» a pesar del incremento de 5,57 millones en el número de desplazamientos y del aumento de turistas en el país.

Del mismo modo, ha indicado que la cifra de fallecidos registrada en 2014 es menor a la de 1960 cuando hubo 1.300 muertos, primer año en que se tienen estadísticas.

El ministro ha concretado asimismo que el mayor número de fallecidos se vuelto a producir en carretera convencional (79%), con 894 personas, 32 más que 2013. «Eso no es ninguna novedad por desgracia», ha afirmado, al tiempo que ha apuntado a la velocidad como principal causa y ha añadido que la modificación de los límites de velocidad en este tipo de vía será «siempre a la baja».

Igualmente, el ministro ha señalado que continúa la mejora de la seguridad vial en las vías de gran capacidad. Los fallecidos en autovía (182) se han reducido un 14% y en autopista ha habido 6 fallecidos menos, habiéndose registrado 55 víctimas.

A su juicio, otra de las causas es el consumo de drogas y alcohol, pese a que se ha hecho una «importante» campaña de concienciación. «La educación vial es fundamental, pero debe ir acompañada del control, la inspección y la sanción», ha dicho, para después recordar que la Guardia Civil ha realizado 20.000 controles de drogas este año detectando un 25% de infracciones relacionadas fundamentalmente con el consumo de anfetaminas, cocaína y cannabis.

Respecto al tipo de accidente, en carreteras convencionales, el 41% se debió a accidentes en los que el vehículo se salió de la vía, mientras que un 23% se debió a colisiones frontales. En las vías de gran capacidad, el 47% de los fallecidos suceden por salida de la vía del vehículo.

En 2014 los fallecidos en turismo (589) descienden un 1% respecto al año anterior, mientras que en los usuarios de furgoneta casi se dobla la cifra del año anterior, pues en 2014 han fallecido 92 personas en este tipo de vehículo, 45 más que en 2013.

Además, el ministro ha detallado que los ciclistas fallecidos también aumentan pasando de 37 en 2013 a 46 en 2014; en ciclomotor descienden de 27 a 18 personas; en moto se pasa de 191 a 169, un 12% menos; los peatones también descienden de 140 a 114, un 19% menos. Los fallecidos en autobuses disminuyen de 37 en 2013 a 23 en 2014.

Por otro lado, Fernández Díaz se ha referido al uso de los sistemas de seguridad y ha afirmado que el 23% de los conductores y pasajeros fallecidos en turismos y furgonetas en 2014 no llevaban puesto el cinturón de seguridad.

Según el ministro, de los 188 fallecidos en motocicleta, 2 no utilizaban casco en el momento del accidente. En el caso de los 18 fallecidos en ciclomotor, 2 no hacían tampoco uso del casco. En el caso de los ciclistas, de los 46 usuarios de bicicleta, 14 de ellos no utilizaban casco. Además, ha agregado que de los 15 niños hasta 12 años fallecidos en turismo o furgoneta, 8 usaban accesorio de seguridad de los cuales 5 eran SRI y 3 no utilizaban ningún accesorio.

Por edad, el mayor porcentaje muertes se acumula en el grupo de 45 a 54 años, con 227 fallecidos, un 20% del total, seguido del grupo de 35 a 44 años con 204 fallecidos, un 18% del total. Las víctimas mortales entre los niños de hasta 14 años han sido 25, el 2% del total. Los mayores de 65 años, con 249 fallecidos, han supuesto el 23% del total.

Por sexos, se continúa observando un mayor porcentaje de mortalidad en el sexo masculino, con el 76%. El descenso en el número de fallecidos al comparar con el año anterior, 2013, ha sido del 2% en el caso de los hombres, mientras que ha habido un aumento del 6% en las mujeres.

El ministro ha hecho hincapié en que se va incrementar la vigilancia sobre las furgonetas y los camiones y se van a acometer acciones como el trasvase del tráfico a vías de alta capacidad, controles de velocidad con radares específicos, controles de cargas y sistemas de identificación de infractores reincidentes.

Fernández Díaz ha recordado el trabajo que realiza la Unidad de Coordinación de Víctimas de Accidentes de Tráfico (UVAT), que ha atendido a 1.000 víctimas de accidentes desde el 1 de febrero de 2013 en que se creó y ha realizado numerosas acciones formativas e informativas con Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, policías locales y autonómicas y profesionales del ámbito sanitario.

Finalmente, ha celebrado que en 2013 España ya redujo la mortalidad en las carreteras al nivel que se esperaba en 2020 por parte de la Unión Europea (36 por cada millón de habitantes). «En 2013 ya nos posicionamos entre los 5 mejores países del mundo en seguridad vial», ha concluido.

51 muertos durante la operación de Navidad

Un total de 51 personas, nueve más que en las Navidades del pasado año, han fallecido en los 45 accidentes mortales registrados en las carreteras españolas desde las 15.00 horas del 19 de diciembre, cuando comenzó la operación especial de tráfico, hasta las 20:00 horas del día 6.

Además, treinta personas han resultado heridas de diversa consideración en esos accidentes, según el balance dado a conocer por la Dirección General de Tráfico (DGT).

El año pasado, en este mismo periodo, hubo nueve muertos menos, ya que se contabilizaron 42 fallecidos y 29 heridos en 39 siniestros de tráfico.

Durante las fiestas navideñas, se efectuaron 17 millones de desplazamientos por carretera, según las estimaciones de la Dirección General de Tráfico, que desplegó un dispositivo especial de Navidad para reforzar los controles de alcohol, drogas y velocidad en estas fechas.

El operativo especial de Tráfico se ha desarrollado en tres fases coincidiendo con los principales días festivos, Navidad, Nochevieja y Reyes, con un incremento de los citados controles dentro del plan integral de vigilancia en carreteras convencionales.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche