Noticia

¡Este Koenigsegg CCX-R único se estrella en México!

5 fotos

Ampliar

19 de marzo, 2019

Koenigsegg es una marca muy especial, creadora de coches de ensueño que difícilmente se ven por las calles. La unidad en cuestión es más única aún, puesto que va pintada en color azul turquesa. Pues bien, el dueño de este CCX-R no pudo luchar contra la potencia sueca de este coche y acabó estrellándolo contra un poste de luz.

Tienes dinero de sobra y quieres comprar un coche que no pase desapercibido. Los Ferrari, Lamborghini y compañía te parecen muy corrientes, pues bien, ¿Qué tal si te compras un Koenigsegg? La decisión es la correcta, muy difícilmente te encontrarás con alguien que tenga uno igual que el tuyo. Sin embargo, va pintado en un color gris que se asemeja al del Volkswagen Golf del vecino y eso te enfada muchísimo. ¿La mejor opción? Llevarlo a un taller de pintura y pintarlo completamente en color azul turquesa. Ya lo has conseguido, no hay un coche igual que el tuyo en el mundo.

Te puede interesar: Coches célebres por accidentes de personajes famosos

Vas circulando con él por la calle y todo el mundo te mira, te sientes poderoso, paras en un semáforo y ves como un peatón clava la mirada en ti pidiendo una demostración. Te vienes arriba, pisotón en el acelerador, el eje trasero del coche pide paso al delantero y acabas desayunando una farola.

Parece ciencia ficción, pero esto es lo que se ha vivido en México. No se conocen los datos exactos del accidente, pero parece que era el padre del dueño de este Koenigsegg CCXR el que estrelló el coche. Por las fotos, todo indica que el conductor perdió el control de esta bestia sueca, se subió a un bordillo y acabó en un poste de la luz.

Aquí es donde acabó el superdeportivo sueco

5 fotos

Ampliar

Unos daños que implicarán una costosa reparación

Echando un primer vistazo, el guardabarros, la suspensión y la puerta del lado derecho quedaron muy maltrechas. El capó también se descuadró y la compleja puerta del copiloto también presenta unos roces y un descuadre que duele con sólo verlo.

El coche es reparable, pero arreglar los daños será muy caro

5 fotos

Ampliar

Lo que tenemos claro es que la factura del arreglo va a ser bastante abultada, puesto que no puede ser reparado en cualquier taller, sino que seguramente tenga que ser enviado a la sede de la marca en Suecia para ser reparado.

Como hemos dicho antes, este Koenigsegg CCX-R es único en el mundo gracias a su peculiar color. Fue encargado por el ex primer ministro de Qatar, Seikh Al-Thani, y ya fue fotografiado hace 9 años cuando la policía le puso un cepo en la rueda por estar mal estacionado en Londres. El coche fue puesto a la venta por un concesionario en Dubai durante algunos años, pero se desconoce cómo ha llegado a tierras mexicanas o quién es su dueño actual.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche