Noticia

Tras la cuarentena, el coche privado será el medio de transporte favorito

Ampliar

20 de abril, 2020

Tras la pandemia, el coche privado volverá a ser el favorito entre los usuarios por el miedo al contagio que puede darse en el transporte público.

La crisis sanitaria del coronavirus está teniendo unas consecuencias increíbles e inesperadas en nuestra vida cotidiana. Algunas ya la estamos viviendo debido al estado de alarma decretado por el Gobierno, pero otras las empezaremos a ver cuando volvamos, en la medida de lo posible, a la normalidad y se levanten las restricciones.

En este sentido, una de las consecuencias de esta pandemia tendrá que ver con la forma en la que nos movemos. Una vez que pasen las restricciones de movilidad en los países, el transporte público perderá adeptos por el miedo a una posible contaminación, y el coche particular volverá a ser la opción favorita para muchos de los desplazamientos diarios que tenemos que llevar a cabo como ciudadanos, como es el caso de ir a trabajar.

Puede que te interese: Cómo volver al trabajo en coche sin miedo al coronavirus

Conor Sen, un experto de Bloomberg, lo ve meridianamente claro: «los requisitos sociales de distanciamiento para el transporte podrían significar que usemos más el coche y, con ello, aumenten atascos de tráfico a medida que la gente evita el transporte público».

Crecen los desplazamientos y las ventas de coches en China

Y esto ya se está viendo en el primer país que parece haber pasado la pandemia: China. El gigante asiático ya ha ofrecido cifras de desplazamientos de coches privados y son sensiblemente superiores a las cifras de hace justo un año. Al mismo tiempo, la compra de coches en Wuhan, el epicentro original de Covid-19 y la primera ciudad en ser sellada para evitar su propagación, también ha repuntado, a pesar de que la opinión de los fabricantes es que se congelarían.

Cuando salgamos de esta situación, la gente comenzará a moverse de nuevo y mucho más en transporte privado que público. Algunas compañías privadas que gestionan el transporte público en Estados Unidos ya lo están viendo venir y están recortando puestos de trabajo ante el descenso actual de uso y a la pronosticada bajada tras el confinamiento obligatorio.

El problema es la incertidumbre que todos tenemos al respecto de este nuevo virus, porque, ¿la vuelta al transporte privado será algo temporal o será una tendencia mucho más duradera de lo que pensamos? Una posible futura vacuna podría marcar los tiempos.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche