Tata Aria: la alternativa hindú

Tata Aria: la alternativa hindú

Nos ponemos al volante del Tata Aria, un monovolumen de 7 plazas con sistema de tracción 4x4 que pretende hacerse un hueco en el mercado europeo con un precio de partida muy competitivo. ¿Lo logrará?

Desde Tata nos lo presentan como un todoterreno con estética de monovolumen, aunque, después de una semana conviviendo con el Aria, me inclinaría más por definirlo como un monovolumen que te puede sacar de algún apuro fuera de carreteras convencionales.

La llegada a Europa de este Tata Aria supone el paso definitivo de la marca india para terminar de introducirse en el mercado del Viejo Continente; lo hace con una mejora en la calidad de los componentes y de los acabados que la permitan enfrentarse a sus rivales en esta región.

La vida interior del Tata Aria

Los retrovisores del Tata Aria integran los intermitentes.
Los retrovisores del Tata Aria integran los intermitentes.
Ampliar

Quizás la mayor virtud del Tata Aria sea su sencillez de adaptación para transportar hasta siete pasajeros. Tanto la segunda como la tercera fila de asientos pueden abatirse con facilidad si necesitamos más espacio para la carga (la capacidad del maletero puede variar desde los 214 litros que ofrece con todas las plazas disponibles hasta los 1.777, si solo dejamos las dos delanteras).

No me gusta tanto la posición de conducción: te dará la sensación de estar demasiado cerca del volante (su diseño nos puede llevar a tocar alguno de sus botones de forma involuntaria), ya que no se regula en profundidad y, para mi gusto, está demasiado elevado. Si no estás habituado a conducir este tipo de vehículos, te costará un poco acostumbrarse. Además, los asientos no impiden que te muevas más de lo deseable cuando tomas curvas a cierta velocidad, ya que las inercias que genera un coche de estas dimensiones son considerables.

Hasta tres departamentos como este descienden del techo del Tata Aria para poder guardar pequeños objetos.
Hasta tres departamentos como este descienden del techo del Tata Aria para poder guardar pequeños objetos.
Ampliar

También merece un comentario el aspecto interior del Tata Aria. Sus materiales mejoran respecto a los modelos previos, esto es innegable, pero ciertos acabados y remates, además de su sobriedad, empañan sus soluciones prácticas y habitabilidad. En la consola central, una pantalla ofrece todos los datos necesarios sobre el funcionamiento del vehículo, así como la radio y el navegador (en las versiones que lo incorporan). La “pega” es que su manejo no es especialmente intuitivo. Sí es elogiable la presencia de compartimentos en el techo que se despliegan fácilmente; gracias a ellos podremos guardar esos pequeños objetos que nunca sabemos muy bien dónde poner.

Tata Aria, con motor 2.2 DICOR de 150 CV

El Tata Aria, tanto en su versión 4×2 como en la 4×4 que hemos probado, cuenta con un motor diésel con tecnología DICOR de 2,2 litros de cilindrada y 150 CV. Su consumo de combustible durante la prueba ha rozado los 9 litros a los 100 kilómetros, cifra superior a los 7,2 l/100 km homologados. No es un valor que se escape de lo razonable, sobre todo teniendo en cuenta que el propulsor tiene que mover un mínimo de 2.305 kilogramos.

El frontal del Tata Aria impone por su tamaño.
El frontal del Tata Aria impone por su tamaño.
Ampliar

En cuanto al rendimiento puro y duro, estamos hablando de una mecánica capaz de acelerar desde parado hasta 100 km/h en 13,7 segundos y que, a su vez, cuenta con un rango de utilización reducido. Por debajo de las 1.500 rpm, su comportamiento es perezoso, mientras que por encima de las 3.000 rpm va “perdiendo fuelle” y el sonido empieza a ser molesto (al rumor, además, hay que sumar una vibración acusada). Debemos concentrarnos, por tanto, en tratar de utilizar siempre ese rango de 1.500 rpm donde el propulsor nos da el par máximo de 320 Nm. Nos hubiese ayudado a lograr esto un cambio de marchas de seis relaciones, pero Tata ha optado por asociar a la mecánica del Aria uno de cinco.

Aunque contamos con tracción total, podemos optar por circular solamente con la fuerza en el eje trasero pulsando un simple botón; puede activarse o desactivarse siempre que vayamos a menos de 80km/h.

La longitud del Tata Aria se acerca a los 5 metros.
La longitud del Tata Aria se acerca a los 5 metros.
Ampliar

En esta versión de tracción total, el embrague electromagnético con el que cuenta el Tata Aria reparte la potencia de forma programada dando un 8% al eje delantero y un 92% al trasero. No obstante, este ratio va en función de las condiciones del piso, y puede llegar a mandar hasta un 40% de la potencia al tren delantero.

El comportamiento dinámico del Tata Aria

Una vez al volante, nos encontramos con un vehículo que acusa el peso que tiene. Las inercias que produce nos recuerdan en todo momento que estamos moviendo más de dos toneladas de peso. Además, el reparto de la frenada está, para mi gusto, demasiado desplazado hacia delante: puedo sentir cómo se aligera en exceso la zaga del Aria cuando exijo más de lo normal al pedal central.

Ayuda en su conducción, especialmente en zonas de campo, el completo equipamiento con el que cuenta el Tata Aria. Control de estabilidad electrónico, control de tracción o sistema antibloqueo de frenos con regulador de la potencia de frenado entre ejes EBD son algunos de los dispositivos de los que disponemos.

Ficha técnica Tata Aria 4×4

  • Velocidad máxima: 170 km/h (autolimitada).
  • De 0 a 100 km/h: 13,7 segundos.
  • Consumo medio: 7,2 l/100 km.
  • Emisiones CO2: 190 g/km.
  • Precio: 23.960 euros.

La disposición de los mandos integrados en el volante provocará que en ciertas maniobras accionemos alguno de ellos sin querer.
La disposición de los mandos integrados en el volante provocará que en ciertas maniobras accionemos alguno de ellos sin querer.
Ampliar

¿Será el Tata Aria tu próximo coche?

Para que el Tata Aria sea un vehículo adecuado para ti, tienes que tener en cuenta dos cosas. La primera de ellas, que deseas un monovolumen con ciertas capacidades “off-road”, algo que aporta versatilidad al conjunto. La segunda, que estás dispuesto a sacrificar cierta calidad a favor de un precio que no tiene rival en el mercado, especialmente si hablamos de la versión 4×2.

¿Buscas un coche como éste?

¿Te interesa Tata, pero quizás necesitas otro modelo? En la sección Coches nuevos de Autocasion.com puedes encontrar interesantes ofertas: utiliza el buscador para localizarlas por marca y modelo o por carrocería. Por ejemplo, en el caso de Tata puedes consultar su oferta más destacada y también las de sus rivales.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

bastardorengeljose@gmail.com 14 marzo, 2013

es interesante la tata Aria, me gusta ese vehiculo me gustaria saber el costo en monedas venezolana

Miguel Angel 18 febrero, 2015

¿Es verdad que el motor que lleva el Aria es el mismo que el que tiene el Range Rover Evoque, 2.179 cc. de 150 CV?

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba