Talleres clandestinos, una lacra que está lejos de desaparecer

Talleres clandestinos, una lacra que está lejos de desaparecer

19 enero, 2018

La Sala de Denuncia de la Confederación Española de Talleres ha acumulado en 2017 más de 1.500 denuncias de talleres clandestinos. Una cifra que aumenta cada año y que constata la persistencia de estos fraudulentos negocios.

Si la grave crisis económica que atravesó España supuso un gran quiebro para los talleres, no ayuda a su recuperación la existencia de negocios fraudulentos dedicados a la reparación de automóviles. El problema se agrava cuando cada año aumentan el número de locales sin licencia. Una tendencia que no tiene visos de parar.

En este marco, la Sala de Denuncia ubicada en la página web de la Confederación Española de Talleres ha acumulado en 2017 más de 1.500 denuncias de talleres clandestinos. Esta cifra supera una vez más la de los años anteriores y constata la persistencia de estos negocios fraudulentos repartidos por todo nuestro territorio nacional.

La mayoría de denuncias vienen relacionadas por la falta de factura, ausencia de placa identificativa, personal sin dar de alta en la Seguridad Social, anunciarse como mecánico a domicilio, no estar dado de alta como autónomo, trabajos mal realizados y sin posibilidad de reclamación, etc.

Competencia desleal y economía sumergida

Cuando piensas en un taller ilegal, lo primero que se te viene a la cabeza es un local con poca higiene, algo abandonado y lo más escondido posible y de esta manera eludir a posibles mirones que alerten a las fuerzas de seguridad. De algún modo esta sería una manera de identificarlos, pero no siempre es así.

Desde la Confederación se quiere destacar que el cliente mucha veces no es consciente de que está acudiendo a unas instalaciones clandestinas. Esto ocurre cuando dichas instalaciones están relativamente cuidadas y se muestra una placa de industria que puede haber pertenecido a un taller legalmente establecido o bien puede haber sido robada.

Para continuar luchando contra estos negocios es imprescindible la colaboración ciudadana, algo que desde CETRAA han querido destacar: “La participación ciudadana está siendo de gran utilidad gracias a las denuncias que interponen a través de la ‘Sala de Denuncia’ de CETRAA”. Una herramienta activa desde 2014 con la finalidad de luchar contra los talleres ilegales, que no solo realizan una competencia desleal y participan en la economía sumergida, sino que con sus prácticas contribuyen a degradar la seguridad vial.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba