Noticia

Super Aguri Suzuki, nueva escudería de F-1 japonesa, sólo podrá correr en 2006 si hay unanimidad entre el resto de equipos

Ampliar

02 de diciembre, 2005

La presencia del equipo japonés Super Aguri Suzuki en la próxima edición del Mundial de Fórmula Uno, en cuya lista de inscritos no figura, depende ahora del acuerdo unánime del resto de escuderías, aunque haga el depósito de 48 millones de dólares que le exige la Federación Internacional (FIA). La FIA exige que para la inclusión de un equipo en el Campeonato del Mundo de Fórmula Uno, después de la publicación de la lista de escuadras admitidas, el resto de equipo lo acuerde por unanimidad.

Existe un antecedente y sucedió en 1993, año en el que Williams no apareció en la lista de inscritos por no hacer frente a tiempo al depósito exigido. Finalmente pudo disputar el certamen por el acuerdo del resto de escuderías, que en un principio incluso se opusieron.

El patrón de la escudería es el piloto nipón Aguri Suzuki, que capitanea un equipo al que Honda podría suministrar motores V8. «Sueño con ver ondear la bandear japonesa en lo más alto del podio», declaró Suzuki durante la presentación de su proyecto. Todavía no se sabe qué pilotos dispondrían de volante en esta nueva escudería, pero se especula con que Takuma Sato sería uno de los candidatos.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche