Noticia

Suben las indemnizaciones por accidente de tráfico

Ampliar

07 de febrero, 2012

Las indemnizaciones que cobran las víctimas de accidentes de tráfico suben un 2,4% en 2012, según una resolución del Ministerio de Economía y Competitividad publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE). A pesar de esto, las víctimas aseguran que España se encuentra a la cola de Europa en lo que a indemnizaciones se refiere.

La Ley de Responsabilidad Civil y Seguro en la Circulación de Vehículos a Motor establece que estas indemnizaciones tienen que ser actualizadas cada año en relación al Índice general de Precios al Consumo (IPC) correspondiente al año natural inmediatamente anterior.

El sistema para la valoración de los daños y perjuicios causados a las personas en accidentes de circulación, conocido como el Baremo de Accidentes, determina en función de distintas variables, como la edad de la víctima o las lesiones producidas en el accidente, la cuantía que las compañías de seguros pagan a la víctima o sus familiares, y se actualiza cada año de acuerdo al IPC, que en diciembre de 2011 se situó en el 2,4%.

Las asociaciones de víctimas de tráfico llevan años denunciando que España está “a la cola de los países europeos” en cuanto a indemnizaciones a víctimas de accidentes. Con el objeto de actualizar el Baremo, el anterior Ejecutivo creó un grupo de trabajo integrado por asociaciones de víctimas, las compañías de seguros y la Fiscalía de Seguridad Vial.

En su última memoria anual, la fiscalía llamaba la atención sobre la necesidad de reformar este sistema de indemnizaciones para “acomodar el nivel resarcitorio al de los países de nuestro entorno europeo y la protección de los colectivos vulnerables, principalmente los grandes inválidos y los menores de edad”.

En este sentido, apuntaba a la posibilidad de incluir en las indemnizaciones una valoración no exclusivamente basada en las lesiones sino también en los perjuicios que esas heridas implica para la vida laboral de la víctima de accidente, contando a la hora de dar la indemnización los daños patrimoniales (lucro cesante y daño emergente) y los no patrimoniales (daño moral y daño corporal o biológico).

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche