Noticia

Así es el increíble (y futurista) Rolls-Royce de capricho de Justin Bieber

Ampliar

19 de febrero, 2021

Justin Bieber tiene un nuevo Rolls-Royce Wraith y no es uno cualquiera. Es una interpretación futurista hecha por West Coast Customs.

Justin Bieber, el famoso cantante canadiense de pop, no es un conductor cualquiera. Su fortuna se calcula en más de 300 millones de dólares (cerca de 250 millones de euros) y con ese dinero se puede permitir algún que otro “caprichito”.

Y así ha sido, según señalan algunos medios estadounidenses. Bieber, de 26 años, que poseía ya un Rolls-Royce para disfrutar de su conducción y de los múltiples lujos de los que hace gala, ha decidido convertir su unidad en aún más exclusiva.

Un Rolls-Royce Wraith modificado

Con la ayuda del preparador californiano West Coast Customs, uno de los más prestigiosos de Los Ángeles especializado en transformar vehículos de alta gama y que se hizo famoso por contar con un programa en la MTV (Pimp my ride o Tunea mi coche)

West Coast Customs ha reimaginado y transformado por completo el Rolls-Royce Wraith de Bieber, que le costó unos 300.000 euros, tomando como referencia el Rolls-Royce Vision Next 100 concept, un prototipo que la marca británica presentaba en 2006.

El nuevo automóvil de Bieber cuenta con un estilo coupé, un exterior de metal cepillado, llantas semiocultas de gran tamaño y el “Espíritu del Éxtasis” del capó en transparente.

La berlina de lujo luce un par de nuevos faros y cuenta con una parrilla delantera más pequeña que la del Wraith convencional, así como unas tomas de aire y un capó distintivos.

West Coast Customs incluso se ha tomado la molestia de eliminar los retrovisores y sustituirlos por pequeñas cámaras en los pasos de rueda delanteros. Las alteraciones realizadas en el coche continúan en la parte trasera e incluyen luces traseras triangulares.

 La UE prohíbe la insignia iluminada del Espíritu del Éxtasis: habrá que quitarla de todos los Rolls-Royce

Lo más impresionante, y menos visible, es que los especialistas de West Coast Customs han sustituido el sistema de propulsión, un increíble motor 6.6 V12 biturbo de gasolina y 632 CV, por uno propulsor eléctrico de cero emisiones.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche